Jueves, 18 de agosto de 2022 Iniciar Sesión Suscríbase

Boeing P-8 Poseidon, el buen relevo del P-3 Orion

Con siete clientes internacionales además de la Marina de los Estados Unidos, el P-8 Poseidon de Boeing se ha convertido en el avión de patrulla marítima y vigilancia marítima más exitoso de la actualidad, siendo el reemplazo natural de otro exitoso avión estadounidense, el Lockheed Martin P-3 Orion.

El P-8 Poseidon es capaz de realizar misiones de patrulla marítima, vigilancia marítima, lucha anti-submarina (ASW) y contra objetivos de superficie (ASuW), Inteligencia, Vigilancia y Reconocimiento (ISR) y búsqueda y salvamento (SAR) basado en el exitoso avión de pasajeros Boeing 737NG (Next Generation).

Tiene una gran capacidad para realizar misiones de largo alcance que requieren gran autonomía como la búsqueda de submarinos o las de búsqueda y rescate en el mar, pudiendo apoyar misiones civiles como las de ayuda humanitaria o rescate.

Actualmente hay 150 aviones P-8 Poseidon en servicio entre los ocho clientes que lo operan, empezando por la Marina de Guerra de Estados Unidos, la Real Fuerza Aérea de Reino Unido (RAF), la Real Fuerza Aérea Australiana (RAAF), la Real Fuerza Aérea de Nueva Zelanda, la Marina de la República de Corea, la Real Fuerza Aérea de Noruega, la Marina de Guerra alamana y la Marina de India.

El Poseidon combina una plataforma de procedencia civil, sobradamente conocida y con bajo coste de operación con una suite de sistemas específicos de última generación. El avión comparte el 86 por ciento con el avión civil, lo que asegura el sostenimiento de la plataforma, estando diseñado para operar 25 años o 25.000 horas de servicio.

Boeing P-8 Poseidon

Aviones P-8 para la Marina estadounidense (Boeing)

Características: velocidad, armamento, tecnología que utiliza

El avión tiene una envergadura 37,64 metros, 12,8 metros de altura y 39,50 metros de largo. Está propulsado por dos motores CFM-56-7BE con 121.4 kN de empuje (27.300 libras) que le otorgan una velocidad máxima de 490 nudos (907 km/h). Tiene un techo de servicio 41.000 pies (12.496 metros) y su peso máximo al despegue es de 85,8 toneladas con una capacidad de carga de 9 toneladas.

Entre sus capacidades destacan que tiene un alcance 1.200 millas náuticas más cuatro horas de permanencia en la zona de operación o 2.225 km. o que según su fabricante puede viajar 2400 millas náuticas, patrullar 8 horas en una zona y volver sin repostar.

Entre los sistemas que puede portar están las sonoboyas de tipo A de las que puede lanzar hasta 129, misiles antibuque Harpoon, torpedos MK-54 o minas y puede lanzar kits de emergencia. Esta carga se distribuye entre los seis puntos duros bajo las alas y la bahía interna con otros cinco puntos. Su tripulación está compuesta por piloto y copiloto más siete operadores de misión.

Para cumplir sus misiones cuenta con el radar de superficie multimisión APY-10 de Raytheon, optimizado para vigilancia marítima y litoral, el sensor aerotransportado avanzado AN/APS-154 que proporciona detección y seguimiento de objetivos en movimiento tanto en tierra, mar o zona litoral. Además la suite de Medidas de Apoyo Electrónico (ESMS) AN/ALQ-240.

Usuarios del P-8 Poseidon

En los ochenta la Marina de Guerra de Estados Unidos puso en marcha el estudio del reemplazo del avión de patrulla marítima P-3 Orion, centrándose en la reducción de costes de operación y sostenimiento. La competición se cancelaría pero en el año 2000 se inició el programa Multimisión Maritime Aircraft y finalmente en 2004 se eligió el avión de Boeing que en mayo de 2005 recibió su denominación oficial P-8A Poseidon.

Este realizó el primer vuelo en abril de 2009, entregándose el primer aparato el marzo de 2012 y entrando en servicio en noviembre de 2013.

Recientemente Boeing ha entregado el avión 112 a la Marina estadounidense de los 128 encargados, con lo que la flota actual internacional es de 150 aviones, con 450.000 horas de misión sin fallos. La Marina tiene además seis aviones de pruebas proporcionados por el fabricante al inicio del programa sobre el que se desarrollan mejoras continuas.

Otros operadores son la Royal Australian Air Force, que tiene 12 aviones que terminó de recibir en julio de 2022 y a los que se sumarán otros dos encargados, la Marina de Alemania, que ha encargado 5 cuyas entregas comenzarán en 2024, la Marina de India que tiene 12 P-8I (con equipos específicos) que terminó de recibir en febrero, la Real Fuerza Aérea de Nueva Zelanda, que tiene pedidos 8 aparatos que comenzarán a llegar este año, la Real Fuerza Aérea de Noruega, que ha encargado 5 del que ya ha recibido el primero (otros dos están en Estados Unidos donde se entrena la tripulación), la Marina de la República de Corea, que encargó 6 aviones que comenzarán a llegar también este año y la Royal Air Force británica que tiene sus 9 aviones MRA1 (la denominación local) desde enero.

En varios de estos países, el P-8 Poseidon reemplaza al citado P-3 Orion, caso que podría darse también en Canadá, que tiene un programa en marcha parecido para reemplazar sus CP-140 Aurora (versión local del Orion).

Recordemos también que el año pasado el Poseidon fue elegido por la OTAN para el programa Acelerated Interim Multinational MPA Solution (AIM2S) o Solución Interina Acelerada de Patrulla Marítima Multinacional, al que se había sumado España pero del que salió al considerar que la solución elegida no cubría completamente todos los requisitos operativos.

La iniciativa de la OTAN AIM2S, a través de la Agencia de Adquisiciones de la OTAN, la NATO Support and Procurement Agency (NSPA), pretende dar respuesta colectiva rápida a la necesidad de actualización de la capacidad de patrulla marítima de varios aliados.

Boeing P-8 Poseidon

Operadores de misión en el interior del Poseidon (Boeing)

Coste del Boeing P-8 Poseidón

El coste del avión varía en función del contrato, según se incluya el sostenimiento y más o menos años de apoyo logístico, pero por ejemplo, el contrato más reciente ganado por el Poseidon, en Alemania, supone la compra de cinco aviones con su apoyo logístico por 1.300 millones de dólares (1.100 millones de euros), lo que arroja una cifra media de 220 millones de euros por aparato incluyendo sostenimiento.

El P-8 en España

Recordemos que España se quedará este año sin aviones de patrulla marítima, con un único P-3 Orion en servicio, habiéndose estudiado diferentes opciones, incluyendo europeas multinacionales y transitorias que aún no se han concretado.

El Ministerio de Defensa sigue adelante con el proceso de obtención de una solución interina (transitoria) para satisfacer sus necesidades de patrulla y vigilancia marítima (Maritime Patrol Aircraft o MPA y Vigilancia Marítima o VIGMA). 

Quedando como única opción ahora mismo el desarrollo de una versión de Vigilancia Marítima (VIGMA) del Airbus Defense & Space C295 que sin embargo no ofrece las mismas prestaciones en términos de alcance y horas de servicio que el P-3 al que sustituirá ni al también planteado P-8 Poseidon, opción que no olvidemos han elegido ya tres países europeos como son el caso de Alemania, Noruega y Reino Unido.  

La solución a largo plazo está en estudio dentro del proceso de obtención regulado por la normativa en vigor de la Secretaría de Estado de Defensa, en su etapa de la determinación de la alternativa de obtención. Dentro de dicho estudio se contemplan varias alternativas para satisfacer la necesidad definitiva, cuya viabilidad se está estudiando. Recordemos por último que España participa en el programa multinacional Cooperation on Multinational Maritime Multi Mission Aircraft Capabilities desde 2017.  (José Mª Navarro García)

Fotografía portada: El  P-8 Poseidon, un éxito de Boeing (Boeing)

 

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.