Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

El reemplazo del F-5 deberá llegar al Ejército del Aire en 2028

En una reciente entrevista el Teniente General Ignacio Bengoechea Martí, Jefe del Mando de Apoyo Logístico (MALOG) del Ejército del Aire, analizaba algunas de las claves de la actualidad del Ejército del Aire, entre ellas, lo relativo a los aviones destinados a la tarea de formación.

En lo que se refiere al avión que reemplaza a los veteranos C-101, el Teniente General nos recordaba que “en enero de 2020 se firmó el contrato para la adquisición de un Sistema de Enseñanza Integrado que sustituya a los ya veteranos C101 y que cubra las necesidades del Ejército del Aire en este área. La oferta ganadora del contrato fue la de la empresa Pilatus, que incluye un total de 24 aeronaves Pilatus PC-21, 2 simuladores de vuelo y otros equipos auxiliares necesarios para una enseñanza moderna. La llegada de los primeros elementos comenzará en septiembre de 2021. A partir de ese momento se comenzará un proceso de implantación del sistema en la Academia General del Aire, que durará entorno a un año y que culminará con el desarrollo del curso 22-23 de manera completa en este nuevo sistema”.

Actualmente el entrenador avanzado del Ejército del Aire es el F-5 y en lo que se refiere a su sustitución, el Teniente General Bengoechea nos recuerda que “el Ejército del Aire ya comunicó la necesidad de su sustitución en el año 2018. Posteriormente se han definido los requisitos operativos que debe cumplir la solución que se adopte y estos ya fueron validados por el JEMAD. Se define 2028 como el límite temporal para adquirir la IOC del nuevo sistema y se establecen dos posibles soluciones principalmente: o bien la adquisición de un sistema que esté ya en el mercado, o bien el desarrollo de un nuevo avión entrenador nacional que responda a las necesidades actuales del Ejército del Aire y que permita también una evolución para dar respuesta a las futuras necesidades de entrenamiento que demandarán los futuros sistemas, como el Next Generation Weapon System. Esta segunda opción es la que se considera más aconsejable para el Ejército del Aire, siempre que sea capaz de dar respuesta al marco temporal requerido. En todo caso, el sistema que se adquiera finalmente debe ser también un sistema integrado de enseñanza, al igual que el adquirido para sustituir al C101, acorde con la enseñanza en vuelo del siglo XXI”. (José Mª Navarro García)

Fotografía: F-5 del Ala 23 (Guillermo Pis)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.