Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Emir de Catar recibe sus cinco primeros Rafale

La Fuerza Aérea de Catar acaba de recibir su primera tanda de cazabombarderos Rafale contratados con la empresa francesa estatal Dassault Aviation, la recepción coincide en el tiempo con los dos años del bloqueo que sufre impuesto por la mayoría de los países vecinos, encabezados por Arabia Saudí, país al que la también francesa Naval Group acaba de vender dos corbetas Gowind por un monto cercano a los 750 millones de euros.

La noticia se ha divulgado por los medios oficiales cataríes con gran lujo de detalles, cosa no muy habitual en los países árabes. Así, el Ministerio de Defensa de Catar anunciaba en la red social Twitter: "Catar ha reforzado su espacio aéreo con un nuevo escudo y recibe el primer grupo de aviones de combate (Rafale)". Fue muy significativo que al acto de recepción de estos 5 primeros de los 36 Rafale contratados por el Gobierno catar, que tuvo lugar en la Base Aérea Dukhan el 5 de junio,  asistió el emir del país Tamim bin Hamad Al Zani, que se fotografió junto al personal del Escuadrón Al Adiyat, que encuadra los aparatos.

Los aviones llegan después de que en febrero pasado la firma francesa entregara formalmente el primer avión al emirato en una ceremonia en la planta Merignac, donde se construyen estos avanzados cazabombarderos. Tras anunciar el Gobierno de Doha en 2014 que se había seleccionado el aparato francés, en mayo de 2015 se firmaba la compra de 24 unidades por valor de 6.300 millones de dólares, y la opción por otras 12. Esta posibilidad se materializaba en diciembre 2017, cuando Catar anunció la firma de un macro-contrato con  Francia para dotarse de la referida opción de 12 Rafale, 490 vehículos blindados 8X8 VBCI (Véhicule Blindé de Combat d'Infanterie) y 50 aviones comerciales Airbus A321neo. Dicho acuerdo, que ascendía a 12.000 millones de euros, fue suscrito en la capital catarí coincidiendo con la reunión del presidente francés Macron con el emir Al Zani.

Poco antes, el  5 de junio de 2017, Arabia Saudí, junto a Baréin, Egipto y Emiratos Árabes Unidos, rompieron relaciones con Catar e impusieron un bloqueo económico y político a este emirato tras acusar a Doha de apoyar el terrorismo. Qatar ha realizado una intensa política exterior para zafarse de la etiqueta puesta por sus vecinos, realizando, entre otras opciones, la compra de sistemas de defensa occidentales, como fueron los encargos de 24 Eurofighter a Reino Unido y 36 F-15QA Eagle a los Estados Unidos. Una decisión de reequipamiento de aviones de combate que desde todos los puntos (entrenamiento, sostenimiento/mantenimiento, etc) es demencial, y que sólo se entiende en términos de política exterior. Además de con Catar, la empresa Dassault Aviation ha suscrito varios contratos de venta de Rafale con Egipto y la India en los últimos años. (Julio Maíz Sanz).

Fotografía: Foto de familia de la recepción de los primeros “Rafale” en Catar, detrás se ven dos C-17A, que trajeron los escalones de tierra y equipos de los nuevos aviones de combate. (foto: QNA)

·Uno de los nuevos “Rafale” de la Catar, en concreto un biplaza. (foto: QNA)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.