Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La República Checa se dotará de radares “Iron Dome” israelíes

Ocho radares multimisión o MMR (Multi-Mission Radar) ELM-2084 “Iron Dome”  serán entregados a la República Checa  tras la firma de un contrato, por valor de 125 millones de dólares, suscrito entre los Gobiernos de Praga y Jerusalén.

Con esta adquisición la nación centroeuropea de la OTAN cierra el programa para dotarse de un radar móvil o MADR (Mobile Air Defense Radar), que puso en marcha su Ministerio de Defensa.  La división ELTA de Israel Aerospace Industries (IAI) es el contratista principal en el acuerdo para el sistema de radar que ofrece: “vigilancia del espacio aéreo, defensa aérea y capacidades de artillería”, según comenta un portavoz de la tecnológica israelí. Según IAI, se prevé que los sistemas MADR sean entregados, probados, certificados y aceptados en condiciones operativas en el periodo entre  2021-2023 en la República Checa, y serán adaptados para operar de acuerdo con los sistemas de mando y control checos y de la OTAN.

El sistema “Iron Dome” fue declarado operacional el 27 de marzo de 2011, inicialmente para proteger a la ciudad israelí de Beerseba (Sur de Israel)  de los disparos de proyectiles de artillería y cohetes lanzados por Hamas desde la cercana Banda de Gaza. El número de baterías se ha ido incrementando para proteger otras ciudades israelíes, como Tel Aviv. Consta el “Iron Dome” del citado sistema de sensores, que la IDF (Israel Defence Force) utiliza asociado a lanzadores de misiles  Barak 8, que fabrica la empresa Rafael, y que los checos no han adquirido.

Volviendo al acuerdo entre Praga y Jerusalén, según el Ministerio de Defensa de Israel conllevará transferencia de tecnología entre los dos países, añadiendo que la industria de defensa checa aportará al contrato el 30% del sistema MADR. La transferencia de tecnología permitirá a las empresas checas participar en múltiples campos como los del “diseño, fabricación, montaje, integración, pruebas y mantenimiento durante la vida útil del sistema”, según el IAI. Sin embargo, la empresa israelí insiste en que ciertos componentes deberán fabricarse en Israel, incluidos los módulos de radar de nitruro de galio, camiones y redes de camuflaje.

Por su parte, el ministro de Defensa de la República Checa, Lubomír Metnar, afirmó que “la adquisición de ocho radares “Iron Dome” es uno de los proyectos clave de modernización para las FAS (Fuerzas Armadas) checas y, en concreto para su sistema de Defensa Aérea. Este acuerdo nos permitirá poner fin a nuestra dependencia de los obsoletos sistemas  rusos  y al mismo tiempo adquirir sistemas modernos y probados por un socio estratégico a largo plazo, como es Israel”.

La República Checa es una de las naciones de la OTAN, que durante la dictadura comunista que sufrió durante 40 años perteneció al Pacto de Varsovia, por lo que progresivamente va renovando sus sistemas de defensa soviéticos por los modernos occidentales. (Julio Maíz Sanz).

Fotografía: Radar ELM-2084 “Iron Dome”. (foto: IAI)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.