Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Navantia podría reparar la fragata noruega accidentada la semana pasada

Miembros de la Real Marina de Noruega están evaluando los graves daños sufridos por su fragata “Helge Instad” (F-313) tras chocar con un petrolero maltes en el fiordo de  Hjeltefjorden cerca de las 4 de la madrugada del pasado 8 de noviembre. Los medios noruegos,  dada las limitadas capacidades de las instalaciones navales al alcance de la Real Marina nórdica o Sjøforsvaret en el país, podrían sopesar que se contrate a la empresa española Navantia para repararla.

En favor de la opción española para solventar  los graves daños en el navío de combate, que tiene, al menos, el casco abierto, está que tanto la fragata “Helge Instad” (F-313), como los otros cuatro de su clase denominada “Fridtjof Nansen”, fueron diseñadas y construidas por Navantia, entre 2000 y 2011, en sus astilleros de la Ría de Ferrol (La Coruña).

Según resalta la Voz de Galicia, Noruega tiene una escasa capacidad de reparar el navío, lo que posibilitaría el desvío del trabajo hacia la citada instalación de la industria naval de Navantia.  Se especula así, no sin fundamento, que  lo más normal sería intentar trasladar al navío, tarea para que se necesitaría un buque especializado dado los graves daños, hasta la principal base de la Sjøforsvaret, la de Haakonsvern, en las cercanías de Bergen, y a poco más de 50 kilómetros del lugar del accidente.

En dicha base se cuenta con un solo dique de reparaciones, aunque el problema para la Sjøforsvaret en caso de afrontar los trabajos en Haakonsvern es que tendría ocupado la instalación  durante un largo tiempo, incluso años, y eso contando con el apoyo de Navantia. El problema de dicha solución es que no se podrían realizar los trabajos periódicos de sostenimiento del resto de sus unidades navales, lo que afectaría mucho a su operatividad.

Por tanto la decisión de trasladar el navío a Ferrol sería una de las que estaría estudiando la Sjøforsvaret, dada la gran capacidad y experiencia de la factoría de Navantia en estas tareas y más en siendo navíos diseñados y construidos por el astillero español.

El traslado se realizaría en un buque semisumergible, tal y como se hizo cuando se trasladaron los dos LHD (Landing Helicopter Dock) construidos parcialmente por Navantia para la RAN (Royal Australian Navy) entre 2012 y 2014.

Actualmente Navantia tiene destinados en Noruega a una decena de sus profesionales, que siguen a disposición de lo requiera el Ministerio de Defensa noruego, por si fuera necesario su concurso en el salvamento y/o reparación de la infortunada fragata.   (Julio Maíz Sanz)

Fotografías:

·La fragata  “Helge Instad” está casi hundida, sobresaliendo del agua parte de la Imagen digital del nuevo navío logístico TLET. (foto: Sjøforsvaret).

·Vista de la fragata noruega, y los barcos que están trabajando en intentar recuperarla. (foto: Sjøforsvaret).

·La parte de popa está casi en su totalidad bajo el agua. (foto: Sjøforsvaret).


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.