Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Los marines prueban un sistema de comunicaciones láser

La Infantería de Marina estadounidense está evaluando un equipo de comunicaciones que emplea tecnología láser en lugar de radiofrecuencia y que es invulnerable a las perturbaciones electromagnéticas o jamming.

El programa, puesto en marcha por la Agencia de Investigación de Programas Avanzados de Defensa (DARPA) tiene un importe de 45 millones de euros y se basa en la tecnología de la óptica de espacio libre (Free-Space Optical o FSO). Esta tecnología podría asemejarse al empleo de cables de fibra óptica solo que se hace de manera inalámbrica, sin el propio cable.

Este programa pretende que las tropas puedan comunicarse incluso en un ambiente de perturbación o jamming de los equipos tácticos tradicionales de radiofrecuencia, capacidad que han potenciado en los últimos años países como Rusia o China. Se han desarrollado medios para denegar, degradar y perturbar las comunicaciones del adversario, por lo que el Departamento de Defensa estadounidense considera este tipo de tecnología de gran importancia a medio plazo. Los últimos desarrollos rusos por ejemplo permiten localizar la procedencia de las señales de radio para poder así abatir dichos objetivos.

El Séptimo Batallón de Comunicaciones de la III Fuerza Expedicionaria de Marines probó por última vez el equipo Tactical Line-of-sight Optical Communications Network O TALON el pasado 21 de agosto en el Campamento Hansen, situado en la japonesa isla de Okinawa. Se trata de un entorno que por su humedad y meteorología cambiante resulta idóneo para evaluar un sistema como este.

A diferencia de una red de comunicaciones convencional que emplea antenas de radiofrecuencia, el TALON es direccional, la señal que comunica cada equipo viaja en línea recta mediante un láser infrarrojo cuyo sensor se ubica en un mástil desplegable. El equipo tiene un alcance de 70 km. y puede transmitir datos cifrados a una velocidad de 100 mbs.

La tecnología del programa TALON ha sido desarrollada por el Laboratorio de Investigación Naval de la Marina estadounidense, que ha materializado este programa en unos terminales robustos, de bajo coste y que funcionan automáticamente. La tecnología láser empleada es segura, proporciona comunicaciones de alta velocidad, de muy baja probabilidad de detección y muy seguras. Uno de los retos de este programa era el efecto adverso de las condiciones meteorológicas al funcionamiento del equipo, ya que se trataba de una tecnología muy sensible a tormentas o la lluvia.

Entre sus ventajas están la facilidad de empleo al no perturbar el espacio radioeléctrico disponible con nuevas señales (lo que además permite emplearlo en ambientes saturados), la baja probabilidad de interceptación debido al uso de una señal direccional, la resistencia al jamming o el pequeño tamaño y peso de los equipos. Se ha desarrollado una tecnología de tracking automático que alinea automáticamente las señales sin necesidad de emplear equipos GPS. Además cada equipo se orienta automáticamente a su receptor, lo busca, se engancha y transmite automáticamente. (José Mª Navarro García)

Fotografías:

·Una antena de radiofrecuencia a la izquierda y el equipo TALON a la derecha (US Navy)

·Un terminal TALON montado en un sistema de mástil táctico durante unas pruebas previas (US Navy)

·El equipo montado en el mástil durante su instalación (US Navy)

·La antena del sistema TALON (US Navy)

·El sistema en el mástil ya desplegado (US Navy)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.