Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Refuerzo del Estado Mayor Conjunto de la Defensa y la creación del Mando Conjunto del Ciberespacio: Cambios en las FAS españolas

El Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto regulando la organización básica de las Fuerzas Armadas que sustituye al Real Decreto 872/2014, de 10 de octubre.  La estructura operativa, al mando del Jefe de Estado Mayor de la Defensa, encargada del empleo de las Fuerzas Armadas en las misiones que se le asignen y establecida para el desarrollo de la acción conjunta y combinada, presenta como cambios significativos el refuerzo del Estado Mayor Conjunto de la Defensa (EMACON) y la constitución del Mando Conjunto del Ciberespacio. 

El EMACON se configura como el  principal órgano de apoyo y asesoramiento del JEMAD, acogiendo las unidades y jefaturas de carácter conjunto o unificado que formaban parte de la Jefatura de Apoyo para la Acción Conjunta. Con la creación del Mando Conjunto del Ciberespacio, que sustituye al Mando Conjunto de Ciberdefensa, se trata de reforzar la libertad de acción y capacidad de actuación de las Fuerzas Armadas en el ámbito ciberespacial.

En la estructura orgánica, constituida principalmente por el Ejército de Tierra, la Armada y el Ejército del Aire, establecida para la preparación de la Fuerza, al mando de sus respectivos Jefes de Estado Mayor, se ha mantenido una organización básica homogénea, pero también lo suficientemente ágil para garantizar la eficacia, la economía de medios y la flexibilidad y versatilidad necesarias para adaptarse en todo momento a cualquier circunstancia sobrevenida.

Se ha incluido a la Unidad Militar de Emergencias (UME) en la estructura orgánica bajo la directa dependencia orgánica de la persona titular del Ministerio de Defensa, pero pudiendo ejercer el Jefe de Estado Mayor de la Defensa las competencias que establece la Ley Orgánica de la Defensa Nacional en los supuestos de conducción de operaciones militares que contribuyan a la seguridad y defensa de España y de sus aliados.

El nuevo Real Decreto quiere, según el Gobierno, preservar la diferenciación entre las estructuras orgánica y operativa establecida por la Ley Orgánica de la Defensa Nacional 5/2005, dota a las Fuerzas Armadas de una organización más eficiente con la necesaria flexibilidad para poder adaptarse con rapidez en cada momento a la evolución del entorno en el que han de operar, aunando los esfuerzos de los Ejércitos y la Armada para un fin común. 

Con esta nueva estructura se pretende optimizar una organización que ha posibilitado la brillante actuación de nuestras Fuerzas Armadas en cuantas operaciones internacionales han intervenido y, en la actualidad, en la lucha contra el COVID-19 en el marco de la Operación Balmis. De este modo, las Fuerzas Armadas continuarán siendo un instrumento idóneo para la defensa de España y de nuestros aliados,  para la contribución a la paz y la seguridad internacional y para la seguridad y bienestar de nuestros ciudadanos.

El Real Decreto introduce un modelo de organización de las Fuerzas Armadas en línea con la transformación digital del Ministerio de Defensa utilizando la gestión de procesos de trabajo basada en el conocimiento con la finalidad de favorecer la calidad, la eliminación de duplicidades, la agilidad, el análisis integral y el ahorro de tiempo y personal.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.