Sábado, 1 de octubre de 2022 Iniciar Sesión Suscríbase

La primera de las corbetas construida por Navantia llega a Arabia Saudí

La corbeta Al-Jubail durante sus pruebas de mar en Cádiz (Navantia)

La primera de las cinco corbetas construidas por Navantia para la Real Marina Saudí, la “Al Jubail” (C546) ya se encuentra en Arabia Saudí.

Concretamente llegó el pasado 25 de agosto a la base naval Rey Faisal de de Jeddah, en Arabia Saudí. El primero de los cinco buques construidos por Navantia en la Bahía de Cádiz para la Real Marina Saudí fue recibido por el jefe del Estado Mayor de Arabia Saudí, el general Fayyadh bin Hamed Al Ruwaili y el comandante de la Real Marina Saudí, Vicealmirante Fahad Bin Abdullah Al-Ghofaily, y también contó con la asistencia de representantes de Navantia según informó recientemente la empresa saudí SAMI.

La corbeta “Al-Jubail” superó con éxito en aguas de la Bahía de Cádiz las pruebas de mar y a finales del pasado mes de marzo, el buque fue entregado por parte de Navantia al cliente en un acto celebrado en las instalaciones de la Base Naval de La Carraca, de la Armada Española.  

La corbeta tiene una eslora de 104 metros, una manga de 14 y es capaz de transportar a un total de 102 personas entre tripulación y pasaje. El contrato para la construcción de cinco corbetas entró en vigor en noviembre de 2018 y, desde que se procedió a la botadura de esta primera unidad (en julio de 2020), Navantia ha botado ya las cinco unidades con una cadencia de cuatro meses entre cada una de ellas, lo que supone lograr este hito en un tiempo récord de tres años.

El pasado julio también se celebró el acto de entrega de la segunda de las corbetas construidas por Navantia, “Al-Diriyah” que, igualmente, superó con éxito las pruebas de mar.

Las corbetas están basadas en el diseño AVANTE 2200, adaptadas a los requerimientos de Arabia Saudí, ofreciendo prestaciones avanzadas, un excelente comportamiento en el mar, alta capacidad de supervivencia y capacidad de operación a temperaturas extremas.

Además del contrato de corbetas, Navantia acordó con SAMI (Saudi Arabian Military Industries) la creación de una joint venture en Arabia Saudí, una alianza que permite a Navantia posicionar sus sistemas integrados y soluciones tecnológicamente avanzadas en el mercado árabe y área de influencia, y está alineada con la estrategia de internacionalización de la compañía.

El contrato supone una carga de trabajo global de alrededor de siete millones de horas, 6.000 empleos durante cinco años. De estos, más de 1.100 son empleados directos, más de 1.800 empleados de industria colaboradora (participan más de un centenar de empresas) y más de 3.000 empleados indirectos generados por otros suministradores. 

El programa, cuyo último buque deberá ser entregado en el año 2024, incluye además de la construcción, el Apoyo al Ciclo de Vida durante cinco años, desde la entrega del primer buque, con opción a otros cinco años adicionales.

También incluye el suministro de varios servicios, tales como apoyo logístico integrado, adiestramiento operacional y de mantenimiento, suministro de Centros de Formación y Adiestramiento para el Sistema de Combate y Sistema de Control de Plataforma de los buques, el Apoyo al Ciclo de Vida y los sistemas para el mantenimiento de los buques en la Base Naval de Jeddah. (José Mª Navarro García)

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.