Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Las claves de la renovación de los helicópteros tácticos de la Armada española

El almirante Teodoro López Calderón, Jefe de Estado Mayor de la Armada (AJEMA) ha expuesto las posibilidades que habría de renovación de los helicópteros de la Armada, apuntando que la opción más viable sería adquirir un pequeño número del modelo Sikorsky SH-60R durante un encuentro con los medios de comunicación en el madrileño Cuartel General de la Armada , en el marco de la denominada “Meridiana”, que todos los años realiza la Institución con los periodistas especializados en defensa

Durante el encuentro, en el marco de una exposición bajo el título: “Retos y desafíos: Planes en curso”, el Almirante Jefe de la División de Planes del Estado Mayor de la Armada (ADIVPLA), vicealmirante Gonzalo Sanz Alisedo habló de la preocupante y creciente edad media de las aeronaves de la Armada, que en 2010 era de 29 años y que en el año 2020 ha aumentado a los 34, por la falta de renovación de medios.

El vicealmirante tras exponer la sustitución en curso de los SH-3D por los SH-60F, se ha referido a la necesaria renovación de los helicópteros SH-60B o Bravo Block I LAMPS III de la 10ª Escuadrilla de la FLOAN (Flotilla de Aeronaves). “El problema (de la sustitución) es mucho más complicado en el caso de los helicópteros tácticos SH-60B, que forman un sistema único junto a las fragatas F-80 o F-100, ya que dentro de muy poco será la Armada española el único usuario, eso desde el punto logístico es un grave problema. Mientras que su sustituto, una variante del NH90 no estaría operativo hasta mitad de la década de los años treinta. Para no perder la capacidad que nos da el Bravo hasta la llegada del NH-90,  se están barajando diversas opciones, por parte de la Secretaria de Estado (del Ministerio de Defensa o SEDEF), que son básicamente realizar una compra limitada de su sustituto natural (aunque no citó el modelo, es el MH-60R o Romeo) o una modernización de los actuales SH-60B que tiene muchos riesgos tecnológicos, que se convierte en riesgo temporal y económico”.

El AJEMA complementaba las explicaciones del almirante Sanz Alisedo,  preguntado acerca de la capacidad de los helicópteros antisubmarinas o ASW (Anti Submarine Warfare), que ahora descansa en los referidos SH-60B, dijo: “Dentro del helicóptero común que utilizaran las FAS (Fuerzas Armadas) españolas el NH90, las versiones navales van retrasadas respecto a las que necesita el Ejército de Tierra y del Aire, aunque el navalizado de transporte está ya prácticamente conseguido y se empezaran a recibir en 2023, eso no significa su operatividad inmediata y recuperar la capacidad, por lo que hemos recurrido provisionalmente a los SH-60F”.

Aunque lo que más preocupa al AJEMA es que la versión naval táctica del NH90, con la que vendría las capacidades ASW para operar en conjunción con las fragatas, pueda retraarse: No podemos quedarnos 15 años sin esa capacidad táctica….., Nosotros (Armada) hemos hecho nuestros cálculos, números, aunque la decisión está en manos de la SEDEF, saldría más barato comprar el Romeo que modernizar el Bravo, aunque fuese una cantidad mínima, muchos menos que los que daríamos de baja (una docena), para mantener la capacidad y no perderla, que luego es muy difícil recuperar”.

Eh MH-60R es un helicóptero que tiene como misiones principales, además de la citada ASW, la de antibuque o ASuW (Anti Surface Warfaew) en mar abierto y en el litoral. Otras misiones que puede desempeñar son las de búsqueda y rescate (SAR), proporcionar fuego de apoyo o NFGS (Naval Gunfire Support), relé de comunicaciones, transporte de carga y personal y reaprovisionamiento vertical  o VERTREP. Tras Estados Unidos, Dinamarca, Australia, Arabia Saudita e India, Grecia fue el sexto país en seleccionar el Romeo. (Julio Maíz Sanz)

Fotografía: Helicópteros Sikorsky MH-60R de la US Navy. (foto: Sikorsky)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.