Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

La nueva munición de altas prestaciones de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos

Las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos están validando e incorporando nuevas y novedosas municiones. A los cambios conocidos en los cartuchos que buscan ahora disparar desde sus armas de precisión o ametralladoras ligeras, se sumó hace pocos meses el deseo de avanzar hacia un arma personal, tipo fusil de asalto mejorada, que aprovechase las ventajas de las municiones de 6,5mm frente a las actuales y más clásicas del 5,56x45mm.

Ahora acabamos de conocer una decisión reciente que les ha llevado a adquirir un lote de armas y de cartuchos especialmente novedosos, siendo el destino una Unidad no definida dentro de la estructura de su Departamento de Defensa (DoD). La munición en cuestión es el cartucho 6mm ARC (Advanced Rifle Cartridge) que ha sido diseñado por la empresa Hornady de forma curiosa y eficaz, adaptando una vaina que ya conocíamos en el 6,5 mm. Grendel para generar una mayor velocidad en boca y así tener energía cinética suficiente como para batir a objetivos humanos a grandes distancias, del orden de mil metros.

Ese cartucho está más focalizado en armas de combate que en las de alta precisión, pero ofrece cualidades para cubrir ambas necesidades. Tiene unas dimensiones que permiten que fusiles de asalto tipo M4/AR15 en su configuración normal del 5,56x45 mm .sean fácilmente adaptables a él, e incluso que sus cargadores lo admitan dentro. De esta forma se consigue que diseños más compactos tengan un potencial de fuego mayor incluso que otras similares del 7,62x51 mm. (.308 Winchester) y así evitar que se deban recurrir a conceptos de armazón y estructura propios de la familia AR10 que son mayores y más pesados.

Aprovechando las ventajas balísticas del 6 mm. ARC de Hornady, que maximizan las prestaciones conocidas hasta la fecha e inciden en aportaciones como poco retroceso y notable capacidad balística a grandes distancias -generan también mucha precisión y una reducción de peso del 30 % respecto al .308 Winchester-, la compañía Barrett Firearms Manufacturing acaba de anunciar que ha fabricado un lote de sus fusiles de asalto tipo REC7, que son una actualización del concepto M4, recamarados para aprovechar las prestaciones del nuevo cartucho.

El destino del primero de los lotes de estas armas fabricadas es una unidad sin determinar que, seguramente, se encuadrará dentro de las de Operaciones Especiales que requieren potencia de fuego, largo alcance y gran poder neutralizador en sus acciones, manteniendo con el REC7 un diseño de arma bien conocido y difundido. Sabemos que caben 24 cartuchos en el cargador del fusil de asalto así transformado, que se opta en ellos por un cañón de acero inoxidable de tipo Match de 18” o que puede acoplárseles un supresor sónico HX-QD 762 de OSS, destacando que esa configuración dispara proyectiles de 108 grains tipo ELD que mantienen la velocidad supersónica a distancias de un kilómetro. (Octavio Díez Cámara)

Fotografía: El REC7 de Barrett Firearms Manufacturing acaba de ser entregado a una Unidad del DoD sin definir. Aprovecharán las altas prestaciones del novedoso 6mm ARC. (Barrett Firearms Manufacturing)

Las armas recientemente entregadas siguen la línea de los clásicos fusiles de asalto M4 pero sus prestaciones finales son muy superiores. (Barrett Firearms Manufacturing)

El 6mm ARC tiene mejores prestaciones que el .308 Winchester y puede ser disparado desde armas más compactas, lo que es de gran ayuda. (Hornady)

La aparición del 6mm ARC se enmarca dentro de un proceso reciente que está viendo como nuevas municiones añaden nuevas prestaciones. (Hornady)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.