Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Un lobby anglosajón obtiene también el contrato de las nuevas fragatas de Canadá

El grupo encabezado por las multinacionales BAE Systems y Lockheed Martin ha resultado elegido para la dirigir la construcción de las futuras fragatas de la Real Marina de Canadá, que se basará en el diseño Tipo 26 del Reino Unido, por lo que la sociedad pública española Navantia se queda fuera de este importante concurso.

El Gobierno de Tradeau ha elegido finalmente a un equipo liderado por las mencionadas compañías anglosajonas  como “proveedor preferente” para firmar el contrato, valorado en más de 45.000 millones de dólares, para construir 15 fragatas de última generación para la Marina Real Canadiense o RCN (Royal Canadian Navy).

Las dos citadas multinacionales de defensa habían presentado una propuesta centrada en el diseño del denominado Global Combat Ship Type (tipo) 26 de BAE, que ya está construyendo para la Royal Navy británica, y seleccionado por Australia, para construir sus nuevas  fragatas, un concurso este último, que como informó defensa.com,  aspiraba a obtener Navantia y que en el último momento ganó también BAE.

El anunció de la decisión canadiense se produjo el pasado viernes 19 de octubre,  mediante las declaraciones separadas: del servicio oficial de contratación canadiense denominado  PSPC (Public Services and Procurement Canada);  y la de Irving Shipbuilding , la empresa canadiense responsables de la construcción de las nuevas fragatas de la RCN, y los equipos y servicios asociados.

La siguiente fase prevé la negociación del contrato con el denominado equipo Type 26, conocido localmente como “Canada’s Combat Ship Team”, encabezado por Lockheed Martin Canada y  BAE Systems, aunque también incluye a las empresas: CAE, MDA, L3 Technologies, y Ultra Electronics.

La oferta de las empresas anglosajonas, ha superado a las presentada por: Alion Science and Technology con sede en Estados Unidos, a través de su filial Alion Canada, y la otra formada por Navantia en alianza con Saab Australia y CEA Technologies.  La compañía Alion proponía un diseño basado en la fragata holandesa de clase “De Zeven Provinciën”, de  Damen Group. Mientras Navantia ofreció un navío derivado de la fragata “Cristóbal Colón”, al igual que en el caso del concurso de Australia. Resulta más que curioso que un diseño que todavía no ha entrado en servicio se haya impuesto al basado en sendos navíos de escolta, que han probado su efectividad en múltiples operaciones navales de la OTAN.

Durante la pasada cumbre, celebrada a finales de septiembre entre el primer ministro de Canadá Justin Trudeau y el presidente de Gobierno español Pedro Sánchez, que según fuentes de Moncloa fue de buena sintonía, no trascendió si se habló de dicho asunto primordial para la industria española.  Según la nota de la agencia efe, tras la reunión que tuvo lugar en Montreal,  se firmaron dos declaraciones conjuntas, una sobre igualdad de género y otra que fija una "Agenda de Cooperación España-Canadá", sin referirse a estos temas de ventas de sistemas de defensa, que nunca faltan en las comparecencias de líderes como Trump, Putin o Macron, en sus viajes al extranjero.   (Julio Maíz Sanz)

Fotografía: Imagen digital de la futura  fragata de tipo 26.Foto: BAE Systems.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.