¿Desea recibir notificaciones de www.defensa.com?
X
Sábado, 15 de junio de 2024 Iniciar Sesión Suscríbase

Se estrella un avión de combate F-35B durante el vuelo de entrega

Un F-35B del USMC en vuelo estacionario durante su fase de aterrizaje. (Foto US Navy)

Un avión de combate Lockheed Martin F-35B Lightning II, la versión con capacidad adicional de despegue en corto y aterrizaje vertical o Short Take Off Vertical Landing (STOVL), se ha estrellado cuando despegaba cerca del aeropuerto de Albuquerque (Nuevo México-Estados Unidos) en el curso de su vuelo de entrega.

 

Tras el accidente, ocurrido el 28 de mayo, se han publicado en redes videos e imágenes de la explosión e incendio causado tras caer en las cercanías del aeropuerto. Según la televisión local KOB4, el piloto, consciente, fue trasladado al hospital de la Universidad de Nuevo México con heridas graves. El fabricante de los asientos eyectables del F-35, la británica Martin Baker, publicó que el piloto salvó la vida tras el uso de este dispositivo, el modelo Martin-Baker US16E, publicitando que con esta eyección sus asientos han salvado la vida a un total de 7.722 tripulantes.

 

 

Imagen del F-35B destruido en Alburquerque. (Foto KOB4)

 

De fuentes estadounidenses ha trascendido que el F-35B estaba a los mandos de un piloto de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos o United States Air Forces (USAF) comisionado a la Agencia de Gestión de Contratos de Defensa y que en el momento del accidente se encontraba trasladando el avión desde la planta de fabricación de Fort Worth (Texas) a la base de pruebas de la USAF de Edwards (California).

 

Poco después, el Departamento de Defensa aclaraba que este aparato, que se hubiera incorporado al Cuerpo de los Marines de los Estados Unidos o United States Marine Corps (USMC), el único usuario de esta variante en Estados Unidos, era un avión instrumentalizado, para pruebas, razón por la que volaba hacía la base californiana, donde se le hubieran instalado equipos antes de integrarse en los Marines.

 

Lockheed Martin detalló posteriormente que el F-35B instrumentalizado se estrelló después de hacer una escala para repostar combustible en la base de la USAF de Kirtland, en Nuevo México, que comparte instalaciones con el aeropuerto de Albuquerque.

 

 

Anuncio de Martin Baker, publicitando la nueva prueba de la eficacia de sus asientos eyectables. (Foto Martin Baker)

 

El accidente más reciente de un avión de esta variante se produjo el 17 de septiembre de 2023, cuando un F-35B del Cuerpo de los Marines se estrelló en Carolina del Sur después de que el piloto se eyectara debido a una avería. La aeronave siguió volando sin piloto durante unos 100 kilómetros antes de estrellarse en un campo cerca de Indiantown (Carolina del Sur). Ello llevó a una intensa búsqueda de un día de duración hasta encontrar los restos.

 

Anteriormente, el 15 de diciembre de 2022, un F-35B se estrelló durante una maniobra de aterrizaje vertical en la Estación Aérea Naval de la Base de Reserva Conjunta de Fort Worth. Este aparato era en aquel momento propiedad de Lockheed Martin, ya que no había sido entregado ni aceptado aún  por el cliente final, el USMC. (Julio Maíz)                                                                                                       


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.