Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Estados Unidos se posiciona frente a Rusia tras conseguir acceso a cuatro bases militares noruegas

“Estados Unido es el aliado más importante de Noruega y llevamos 70 años de cooperación en defensa próxima y constructiva”. Así de claro se expresaba el pasado 16 de abril el ministro de Defensa noruego Frank Bakke-Jensen tras la firma de un nuevo acuerdo de cooperación militar entre ambos países de diez años de duración.

El Acuerdo Suplementario de Cooperación en Defensa (Supplementary Defense Cooperation Agreement o SDCA) actualiza y regula los aspectos prácticos de la presencia militar estadounidense en Noruega. En última instancia el Parlamento noruego (Storting) debe darle el visto bueno para que comience a aplicarse.

La firma de este acuerdo reafirma la relación entre Noruega y Estados Unidos y confirma la posición clave de Noruega como flanco norte de la OTAN. Este acuerdo facilita que Noruega y sus aliados puedan operar juntos en una situación de crisis bajo condiciones complejas y que los aliados puedan ejercitarse y entrenarse regularmente en Noruega. El Ministerio de Defensa noruego recuerda que la defensa del país se basa en tres elementos: la capacidad de defensa nacional, la colectiva a través de la OTAN y los planes de refuerzo bilaterales con aliados, recordando que Estados Unidos está actualizando este tipo de acuerdos en Europa.

Una novedad de este acuerdo es el establecimiento de las llamadas Instalaciones y Áreas Acordadas (Agreed Facilities and Areas), localizaciones específicas que pueden ser usadas para propósitos militares en las que las fuerzas estadounidenses tendrán acceso y uso sin obstáculos. Estas son la Estación Aérea Militar y el Aeródromo de Rygge, la Estación Aérea Militar y el Aeródromo de Sola, la Estación Aérea Militar y el Aeródromo de Evenes y la Estación Naval de Ramsund. El uso de estas instalaciones permitirá reforzar la cooperación en términos de defensa aérea y naval en los próximos años, estando previsto que se acometan obras de mejora que recibirán financiación del Pentágono. Otras áreas e instalaciones podrán incluirse en el futuro si así se acuerda. (José Mª Navarro García)

Fotografía: Un bombardero B-1B Lancer estadounidense en la base aérea noruega de Ørland el pasado 14 de marzo (USAF)

El ministro de Defensa noruego Frank Bakke-Jensen firma el acuerdo de cooperación con Estados Unidos (Fuerzas Armada de Noruega)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.