Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

El VCR 8x8 Dragón del Ejército de Tierra certificará su resistencia a explosiones en el Campus La Marañosa

El Vehículo de Combate de Ruedas (VCR) 8x8 “Dragón” del Ejército de Tierra verá certificado su nivel de protección contra minas y dispositivos explosivos improvisados (IEDs) durante el primer semestre del año que viene. Las pruebas tendrán lugar en el Campus “La Marañosa” de la Subdirección General de Sistemas Terrestres del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA).

De esta manera se comprobarán los niveles de protección del vehículo haciendo uso de instalaciones nacionales equipadas con los medios necesarios y debidamente acreditados para certificar la resistencia del “Dragón” y el cumplimiento de la normativa STANAG 4569 de la OTAN que regula esta materia.

Hasta ahora muchas de estas pruebas eran realizadas en instalaciones alemanas (IABG) u holandesas (TNO) donde fabricantes nacionales de vehículos militares y de seguridad para el mercado civil acudían para certificar el nivel de protección de sus productos.

Sin embargo en el conocido como Campus de La Marañosa se llevan más de 25 años realizando este tipo de pruebas sobre todo tipo de equipos incluyendo vehículos militares y civiles. Ahora, la apuesta por la Subdirección General de Sistemas Terrestres del INTA por esta capacidad incluye acreditar estos ensayos por la Entidad Nacional de Acreditación (ENAC), añadido a otros muchos ensayos y calibraciones de los equipos de metrología empleados por la Subdirección y que el próximo mes de junio auditará los procedimientos relativos a las pruebas del 8x8 (ensayos balísticos, ensayos contra minas y contra IEDs). Al incluir a ENAC, el INTA apuesta por la máxima calidad y transparencia, puesto que aunque la certificación de la normativa STANAG no lo requiere, se incluirá la participación de esta entidad que acredita en España a los laboratorios de todo tipo de ensayos y de calibración de equipos, conforme a la Norma internacional UNE-EN-ISO 17025.

La Subdirección podrá certificar el cumplimento de la normativa STANAG 4569 que rige la protección contra minas e IEDs, de tal manera que el INTA se establecerá como laboratorio nacional de referencia en este tipo de ensayos, siendo el único capacitado para emplear explosivos militares y armas de guerra para estas pruebas y contando con las instalaciones y el personal adecuado para esta tarea.

Dentro del programa de reducción de riesgos tecnológicos del programa 8x8 se contempla como hemos analizado en otras ocasiones, la realización de las pruebas necesarias a dos de los demostradores para comprobar su protección frente a amenazas balísticas, minas e IEDs. En este momento se está analizando con la Oficina de Programa del 8x8 en la DGAM y con los fabricantes la posibilidad de emplear una barcaza similar a la de los vehículos, conocida como rig, dotada de los equipos imprescindibles para recrear el comportamiento del vehículo completo. De esta manera se evita destruir un vehículo completo pero se certifica el comportamiento de estos empleando una barcaza que incluye las partes a evaluar (casco, motor, transmisión, ejes o ruedas por ejemplo).

Apoyo a la empresa

La Subdirección General de Sistemas Terrestres del INTA se ubica en las instalaciones del campus “La Marañosa”, siendo responsable de la gestión de los recursos y ejecución de los programas y proyectos de investigación científica y técnica, así como de prestación de servicios tecnológicos en el ámbito de las tecnologías de la defensa, la seguridad y los sistemas terrestres. En este último aspecto, la colaboración con las compañías del sector de defensa y seguridad es una de las claves del éxito de la Subdirección de Sistemas Terrestres y de las instalaciones del INTA en el Campus de La Marañosa.

Las empresas disponen de instalaciones, equipos y personal especializado en la realización de pruebas tanto internas como de cara a la participación en licitaciones, de todo tipo de equipos. De esta manera las compañías pueden validar las características de sus productos, sometiéndolos a todo tipo de ensayos que sería imposible reproducir de otra forma.

En el caso de las explosiones y el fuego de diferentes tipos de armas con los que se comprueba el nivel de protección de vehículos u otros equipos de protección, las compañías nacionales cuentan con unas instalaciones punteras y certificadas como son las de La Marañosa, próximas y bien comunicadas, que evitan desplazarse a las empleadas hasta ahora en Alemania u Holanda, con el subsiguiente ahorro para estas.

Por otro lado, es importante añadir el valor intangible de la gestión del conocimiento que la realización de las pruebas en ESPAÑA supone, y por ende su potencial de generación de empleo

Se trata de una simbiosis que beneficia a todas las partes ya que las compañías pueden evaluar todas las características de sus productos, posibilitando la mejora continua de sus desarrollos. Al mismo tiempo, la Subdirección puede analizar la idoneidad de todos los equipos con que se dotará a las Fuerzas Armadas y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. 

Con más de 100 años de experiencia en el ámbito del I+D aplicado a la Defensa y la Seguridad, las capacidades de la Subdirección General de Sistemas Terrestres serán analizadas en una serie de artículos que publicaremos y en cuya realización ha sido clave la colaboración de su personal, comenzando por la Subdirectora, la Excma. GB Dña. Patricia Ortega García y el Coronel D. Luis Carlos González Atance, Jefe del Departamento de Sistemas de Armas y Balística. (José Mª Navarro García)

Fotografía: Ensayo en la plaza balística del Campus La Marañosa (INTA)

Los demostradores D1 y D2 durante los actos de celebración del centenario de La Legión (Ejército de Tierra)

Campus La Marañosa (INTA)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.