Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Proponen el nombre “León” para una de las fragatas F-110 de la Armada

Las próximas fragatas de la Armada española, las F-110 cuya construcción comenzará en breve el astillero Navantia tras la firma de la orden de ejecución, carecen aún de nombre. La última propuesta tiene su origen en la cuenca minera leonesa, donde la Asociación Cultural y Deportiva “El Castillete” (en referencia a los castilletes de las minas de la zona) de Sabero propone bautizar una de las fragatas como “León”.

Esta asociación, que promueve la recuperación y puesta en valor del patrimonio industrial minero de la cuenca de Sabero, propone “León” como nombre de una de las próximas cinco fragatas de la Armada “por historia, cultura y por ser el germen de la nación española”. Consideran que la provincia lo merece puesto que “de todos los reinos medievales de España, en la actualidad el leonés es el más desconocido y olvidado”, defendiendo así la importancia del Reino de León, donde surgieron las leyes escritas que daban validez a todo un reino en forma de Fuero de León en 1.017 o el ejemplo más antiguo en Europa de sistema parlamentario en forma de las Cortes de León de 1.188.

Las próximas fragatas de la Armada, cuyos numerales irán del F-111 al F-115 aún no tienen previstos nombres, si bien esta propuesta se suma a otras que ya han circulado por los medios, caso por ejemplo de la sugerencia de bautizar uno de los buques como “Rey Felipe” o “Reina Letizia”.

Hay que recordar que es costumbre en la Armada que los buques que componen una serie, caso de las cinco F-110 tengan nombres que guarden relación entre sí, caso por ejemplo de los submarinos de la clase S-60 que tomaban nombres de animales de la familia de los delfines, de los S-70 que lo hacían con vientos del Mediterráneo o de los más modernos Buques de Acción Marítima, al menos de las cuatro primeras unidades que toman sus nombres de fenómenos meteorológicos (Meteoro, Rayo, Relámpago y Tornado) si bien los dos siguientes, considerados una nueva clase (Audaz y Furor) abandonaron esta catalogación si bien hacían referencia a denominaciones históricas de buques al servicio de la Armada.

Es cierto que existen excepciones, dos precisamente en algunas de las últimas fragatas de la Armada, puesto que las F-100 “Álvaro de Bazán” iban a llevar todas nombre de insignes marinos españoles, si bien se decidió cambiar el nombre de la F-102 que inicialmente iba a ser “Roger de Lauria” por “Almirante Juan de Borbón”. No se recuperó el nombre con la quinta y última fragata, que fue bautizada “Cristóbal Colón”.

Más variedad tenemos por ejemplo en las clase “Santa María” donde encontramos referencias geográficas (Numancia, Navarra o Canarias) pero también personajes de la monarquía como “Reina Sofía” o referencias del viaje de Cristóbal Colón como “Santa María”, que le da nombre a la serie. Precisamente hay que recordar que el nombre previsto para esta fragata, la F-81 era el de “León”, siguiendo el esquema de las anteriores fragatas clase “Baleares” que emplearon designaciones españolas pre-autonómicas. (José Mª Navarro García)

Fotografía: Una de las infografías recientes de la F-110 (Navantia)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.