Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Acciona construirá las instalaciones para las antenas del programa Deep Space Network en España

La Dirección General del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA) ha adjudicado a la empresa Acciona Construcción S.A. la construcción de las instalaciones y urbanización de las antenas DSS-53 y DSS-56 del Deep Space Communication Complex (MDSCC) en la madrileña localidad de Robledo de Chabela. La construcción tiene un importe de adjudicación de 4,6 millones de euros.

En septiembre de 2016 la Agencia espacial estadounidense (NASA) anunció la instalación en Madrid de dos antenas para la red Deep Space Network. Entonces se reunieron en Madrid representantes de la NASA, concretamente de la oficina de comunicaciones Espaciales y Navegación (SCaN por sus siglas en inglés), del Laboratorio de Propulsión (Jet Propulsión Laboratory o JPL), del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA) y de la empresa Ingeniería de Sistemas para la Defensa de España (ISDEFE) para acordar la instalación de dos nuevas estaciones con antenas de avanzadas prestaciones en el Complejo de Comunicaciones del Deep Space de Madrid (Madrid Deep Space Communications Complex o MDSCC) situado en Robledo de Chavela, operado por ISDEFE y gestionado por el INTA.

Se trata de las denominadas Deep Space Station 56 (DSS-56) que iniciará su andadura en octubre de 2019 y la Deep Space Station 53 (DSS-53) que comenzará a funcionar en octubre de 2020. Serán la tercera y cuarta antenas a nivel mundial que despliega la NASA de este tipo después de las de Goldstone en California y la de Canberra, Australia. Son antenas de gran tamaño, concretamente 34 metros de diámetro del tipo Beam Wave Guide (BWG), diseñadas para transmitir y recibir señales de múltiples frecuencias gracias a un sistema de rotación basado en un espejo que se sitúa debajo de la antena, en el pedestal, donde también se ubican los instrumentos más sensibles.

Las tres estaciones en conjunto estarán separadas aproximadamente por 120 grados de longitud, lo que asegura que cualquier vehículo espacial lejano pueda mantenerse en contacto al menos con una de ellas, sobre todo los empleados en las próximas misiones robóticas de la NASA y las de la Agencia Espacial Europea.

El Consejo de Ministros aprobó entonces la celebración de un contrato para el suministro y montaje de estas dos antenas que el INTA construirá en el MDSCC. Este contrato se basa en la prórroga de la enmienda del Acuerdo de Cooperación Científica entre el Reino de España y los Estados Unidos de América suscrito el 28 de enero de 2003.

El valor del contrato es de 25,5 millones de euros, repartidos en tres años (de 2017 a 2019) y su adjudicación se realizará por un procedimiento abierto en el que se tendrá en cuenta el criterio económico (55 %) y el técnico (45 %). La NASA correrá con los gastos del INTA, por ello transferirá 8 millones durante este ejercicio y 5 durante el próximo. El resto hasta los 25,5 millones será transferido a medida que el INTA justifique el grado de avance del suministro. (José Mª Navarro García)

Fotografía: La antena de la estación Goldstone en el desierto californiano de Mojave (NASA)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.