Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

La vela de los submarinos S-80: más capacidad de combate

Navantia continúa con la fabricación a buen ritmo del submarino S81, a flote en uno de sus muelles de las instalaciones de Cartagena y con un notable movimiento de trabajadores alrededor del navío para que todo pueda estar listo en tiempo y poder realizar las pruebas de mar a partir de los primeros meses de 2022.

Se está trabajando con ahínco en lo que es la vela, un diseño que rompe con lo que era más clásico al alojar en su interior una serie de periscopios que son de nuevo diseño y están concebidos de forma que no tengan que penetrar el casco resistente para transmitir la información captada al interior del navío. En la vela se incluyen el periscopio de ataque, los que acogen sensores o el llamado mástil optrónico que aporta una serie de sensores digitales en su parte superior que le brindan más capacidades en cuanto a ubicaciones y dimensiones que otros periscopios más convencionales.

El anterior incluiría distintos sensores que van desde cámaras de alta definición a otras capaces de captar las emisiones de calor generadas por distintos cuerpos. Podría, como sucede en dispositivos similares ya usados por marinas tan avanzadas como la estadounidense -desde 2004 los comenzó a instalar en los del tipo Virginia-, que incluyesen otras capacidades adicionales asociadas a los dispositivos que garantizan la navegación precisa, a la captación de señales de terceros o hasta a generar contramedidas que eviten la propia. Las imágenes y datos captados por el mástil optrónico se transmitirían, de forma electrónica, al interior del submarino para ser analizadas por los especialistas en las pantallas de control.  

El S-81 ya incorpora en su vela diferentes mástiles de sus periscopios y otros elementos como hemos podido ver en una reciente visita a Astillero de Cartagena donde continúa la construcción del Isaac Peral. El Ministerio de Defensa informó a finales de julio que ya se le había instalado el periscopio de ataque, elemento que estaría adelantado respecto del snorkel que permitiría la captación de aire para el funcionamiento de los motores diesel durante la recarga de las baterías. Es de notables dimensiones y, como se observa en las imágenes adjuntas, incluye en su parte superior rejillas para evitar la posible entrada de objetos al interior. (Octavio Díez Cámara)

Fotografia: Esta imagen la hemos captado a finales de noviembre de 2021 y presenta al submarino S-81 en los últimos estadios de su construcción. (Octavio Díez Cámara)


-Encuadre de la vela del submarino S-81 en la que podemos observar algunos de los mástiles y equipos que acogerá en su interior. (Octavio Díez Cámara)

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.