Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

OPV, lo qué buscan las Armadas de América del Sur

Sea por las amenazas a enfrentar (narcotráfico, pesca predatoria, migración ilegal, polución mbiental, etc.) o, por los acotados presupuestos navales vigentes en Iberoamérica, algunas zonas del Pacífico y la mayor parte de África, los llamados patrulleros de altura, de zona marítima u OPV (Offshore Patrol Vessel) ganan cada vez mayor predicamento y entidad en casi todas las fuerzas navales.

Usualmente, su casco obedece más a concepciones civiles que militares (mayor distancia entre cuadernas y menor blindaje), un cañón de hasta 76 mm. es el posible armamento principal, cuentan con centrales de tiro optrónicas o un modesto radar y carecen de misiles y de armamento antisubmarino, salvo excepciones. Militarmente, podrán luchar contra amenazas asimétricas o convencionales, desarrollando misiones de presencia (disuasión), vigilancia (prevención) y acciones limitadas (neutralización).

Su tonelaje muy raramente llegará o superará las 3.000 ton. y su eslora habitual se ubica entre 58 y 105 m., siendo una tripulación igual o inferior a los 70 efectivos, debiendo poseer espacio de acogida de náufragos debido a su importante perfil de búsqueda y salvamento o SAR (Search and Rescue). Los mayores (Navantia Avante 2400, Damen 2400/2600, el futuro Cotecmar 93, Lürssen OPV 90, etc.)  tendrán una gran plataforma para operar vehículos aéreos no tripulados, o UAV (Unmanned Aerial Vechicle), helicópteros más o menos pesados (con o sin hangar), lanchas de intercepción, grúas, o contenedores con kits bélicos o humanitarios.

En el caso de los de menor eslora, algunos excluyen cubierta de vuelo, otros instrumentan soluciones que requieren cierto ingenio bien resuelto para incluir helicópteros, como es el caso de las Sa’ar 62 y 72 de Israel Shipyards (este último, como otros sistemas similares, también concebido opcionalmente con una configuración de corbeta), mientras Lürssen, Damen y Fassmer, con versiones de 80 m., ostentan una plataforma convencional.

Argentina

Argentina, más allá de las veteranas de la Clase Varadero Dabur de IAI Ramta y Lürssen TNC 45 (Clase Intrépida) patrullando el extremo Sur, eligió los franceses Gowind 90 de Naval Group, allí llamados Clase Bouchard, con 2 ejemplares entregados hasta ahora, el ARA Bouchard (P-51) y el ARA Piedrabuena (P-52), aguardándose el tercero, ARA Storni (P-53), de un total de 4 unidades adquiridas en 2018. El buque primero, bautizado originalmente

L´Adroit, significó la primera incorporación, concretando el Proyecto de Recuperación de la Capacidad de Patrullado Naval Marítimo llevado adelante por la Armada. El ARA Bouchard fue antes el demostrador del programa, que el fabricante exhibió a diversos clientes potenciales, entre ellos Uruguay y Brasil. La Prefectura Naval, dependiente del Ministerio de Seguridad, tiene como patrulleros oceánicos a los Clase Mantilla, de 1.000 ton., originalmente artillados con un cañón Bofors L70 de 40 mm., que en algunos se sustituyó por Oerlikon GAM-BO1 de 20.

Brasil

Brasil años atrás optó por el lote de 3 unidades (P120, P121 y P122) de un pedido no concretado original en Trinidad y Tobago, conocidos como Clase Amazonas, las cuales participaron en varias maniobras internacionales. Fueron construidos por BAE Systems Surface Ships en Portmousth e incorporados desde 2012. En 2018 llegaron algunos AHTS (Anchor Handling Tug Supply) de segunda mano, rebautizados como navíos de apoyo oceánico (NApOc) de la Clase Mearim, de 1.943 ton. y artillados solamente con 4 ametralladoras, destacados en Belém, Río Grande y Río de Janeiro.

Respecto a patrulleros de hasta 500 ton., la Clase Macaé, derivada de la francesa Vigilante 400 CL54" de Constructions Mécaniques de Normandie originalmente preveía hasta 27 ejemplares y finalmente se restringió a 4. La patrulla costera, de hasta 220 ton., está a cargo de 12 de la Clase Grajaú, armadas con un cañón Bofors L/70 de 40 mm. y 2 cañones automáticos Oerlikon BMARC de 20.

En áreas portuarias o contiguas coexisten la Clase Marlin, de 45 ton., armadas con 2 ametralladoras MAG de 7,62 y las DGS Raptor. La estatal Emgepron (Empresa Gerencial de Projetos Navais) presentó dos nuevos proyectos de OPV; el NPaOc-BR (Navio-Patrulha Oceânico Brasileiro), o BR-OPV, de 2.000 ton. y 104 m. de eslora; y el NPa500-BR, de 500 ton., eslora de 58,9 m. y cañón Bofors Mk4  de 40 mm. como armamento principal.

Auxilian en tareas de patrullaje, al 4º Distrito Naval (Belém), al Norte, y, al sureño 5º Distrito Naval (Río Grande), unidades de la Clase Bracuí, ex barreminas británicos Clase River, incorporados a la Marina brasileña en 1998.

Caribe

En Centroamérica, Honduras incorporó un OPV Sa'ar 62 de 500 ton. de Israel Shipyards, con opción a un futuro Sa'ar 72. Cuenta con un UAV Aeronautics Orbiter 2, 2 lanchas RHIB y 1 helicóptero AS365 Dauphin. Complementa a 2 patrulleros Stan Patrol 4207, todos los cuales tienen como armamento principal al  cañón Rafael Mini-Typhoon RCWS. Nicaragua recibió 2 Stan Patrol 4207 que operó Jamaica en 2019 con armamento ruso. Panamá incorpora un Defiant 85 para patrullaje costero. El Salvador estaría en gestiones similares.

En las Antillas holandesas, Aruba, Saint Maarten y Curaçao, la Kustwacht Caribisch Gebied (KWCARIB) o Guardia Costera del Caribe, utiliza 3 Damen Stan Patrol 4100 y 12 botes inflables de casco súper rígido, o SuperRhibs, capaces de alcanzar una velocidad de 41 nudos. Jamaica utiliza 2 Stan Patol 4207 y un 5009, modelo también usado por Trinidad Tobago, junto a sus 2 de la Clase Cape de Austal y a las lanchas interceptoras de alta velocidad DI 1102.

foto: Botadura en Haifa del OPV 62M hondureño, el “General Cabañas”

Chile

Chile, tras un acuerdo con Fassmer, mediante las capacidades de sus astilleros Asmar optó por los OPV 80 del proyectista alemán, unidades (en sus primeros 2 ejemplares) de 80,6 m. de eslora, y 3,8 de calado, desplazando 1.771 ton. y embarcando 2 botes semirrígidos Pumar, también construidos por Asmar. Los 2 primeros tienen un casco convencional, así como armamento basado en un cañón Bofors de 40 mm. y 6 ametralladoras de .50, teniendo todos los buques capacidad para alojar un helicóptero Dauphin.

Los dos siguientes, Marinero Fuente Alba y Cabo Odger, presentan un casco reforzado Winter Class y dispositivos anticongelantes. Su armamento principal es un cañón Leonardo de 76/62 mm., contando con un sistema –desa­rrollado en Chile- de control de tiro DESA Maitén-3CH y espacio para hasta 3 contendores multipropósito. En la categoría de 500 ton., Chile cuenta con la Clase Taitao de 4 patrulleros, 1 buque de servicio hidrográfico y otro hospital.

Colombia

Colombia, también acordaba con Fassmer, a través de su astillero Cotecmar, producir versiones locales del OPV 80, con, hasta el momento, 3 unidades entregadas desde 2012. Cuentan en esta serie con radar Terma Scanter 4000 (en lugar del Sperry Marine de las chilenas), una rampa debajo del hangar para el rápido desembarco de un bote interceptor y una rampa de popa. Encabeza su armamento orgánico un cañón de Leonardo de 76/62. En la tercera unidad, la ARC Victoria, se ha sumado un cañón automático M242 Bush­master de 25 mm.

A partir de la experiencia en el OPV 80, se propone el OPV 93, precisamente de 93 m. de eslora y 14 de manga, con alcance de hasta 10.000 millas náuticas. A nivel costero, se cuenta con los CPV-46 de 286 ton., desarrollados junto al astillero coreano STX, también utilizando un cañón Bush­master de 25 mm. a partir de una estación de armas remota nacional.

Ecuador

Prácticamente todos los países de América con costas oceánicas poseen este tipo de navíos o los incorporarán. Recientemente, Ecuador se decantó por un Fassmer MPV 70, el cual será construido por la estatal Astinave, incluyendo su sistema de gestión de combate Orión, a partir de kits alemanes. Se trata de  un patrullero polivalente con capacidades para transportar carga, equipos SAR, contenedores de misión e integrará un nuevo radar digital coproducido junto a la italiana Virtualabs. Puede reaprovisionar a otros buques mediante el sistema RAS (Replenishment at Sea). Complementarán a los Damen Stan Patrol 5009 y 2606, así como a los españoles de la Clase 6 de diciembre y a las veteranas lanchas Lürssen Manta. La colombiana Cotecmar ya habría ofrecido su OPV 93 para futuras adquisiciones.

México

México impuso hace años el concepto de trinomio buque-helicóptero-lancha interceptora, ampliando el radio de acción operacional, el área de cobertura del navío y todas sus posibilidades. El mayor referente de estos OPV fue el proyecto nacional la Clase Oaxaca. Algunos, de más potencial bélico, incluyendo los ARM Oaxaca (P-161), y ARM Baja California (P-162), disponen de un cañón de Leonardo de 76 mm. a proa, con otro de 25 a popa y dos pares de ametralladoras de 12,7; y otros el Bofors antiaéreo de 57 mm. Mk3; unos con el radar Terma Scanter 2001 como sensor principal y otros con el Scanter 6000.

foto: Clase “Oaxaca”, un referente académico

El mayor OPV, la Clase Reformador, ya al extremo de la categoría, es una fragata multipropósito POLA (Patrulla Oceánica de Largo Alcance), derivada de la Damen Sigma 10514. Cuatro de ellas se deberían ensamblar localmente en los astilleros de la Secretaría de la Marina y las 2 primeras (equipos principales y sistemas electrónicos) en Holanda.

Integrarán sistemas de combate Thales Tacticos, de radar Raytheon/Anschütz Synapsis y Thales Smart, defensa electrónica Indra Rigel RESM/RECM, radar de seguimiento y control de tiro Thales Stir 1.2 EO Mk2 y el sonar Thales Capta 2. El armamento consta de misiles antibuque RGM-84L Harpoon Block II, antiaéreos RIM-116 RAM Block II, antiaéreos de medio alcance RIM-162 ESSM con lanzadores verticales VLS, torpedos Mark 54 Mako, tubos lanzatorpedos triples Mark 32, cañones Bofors de 57 mm. y M 242 Bushmaster de 25, además de 6 ametralladoras Browning M2 de 12.7. Deberían recibir helicópteros Sikorsky MH-60 y NH-90.

Perú

La Dirección de Capitanías y Guardacostas peruana mantiene una adecuada flota de OPV en la categoría de 500 ton., la Clase Pativilca, cuyo diseño corresponde al astillero surcoreano STX, construida localmente por SIMA (Servicios Industriales de la Marina) en sus instalaciones de Chimbote. Substituyen a las anteriores de la Clase Cañete, un proyecto de Lürssen. Tienen 55 3 m. de eslora, FLIR y telémetro, además de un cañón Thypoon de 30 mm. de Rafael Advanced Defense Systems, otro ATK MK-44 Bush­mater II y ametralladoras Browning M-2 HB de 12,7.

Para el siguiente escalón, se proyecta incorporar unas 3 unidades de entre 1.500 y 2.000 ton.; eslora entre 80 y 100 m., manga de 10 a 14, un sistema de propulsión CODAD (combinado diesel y diesel) o CODAG (combinado diesel y gas), desplegar 2 o más botes inflables de casco rígido (RHIB) y un helicóptero orgánico, con un costo unitario estimado de 85 millones de dólares y para ser ensamblados en SIMA. Participan en el concurso diversos fabricantes, entre los cuales Navantia, con versiones de su serie Avante; y Lür­ssen, que propone su serie OPV 80 (ya con hangar estándar como requiere Perú) u 85, de 5 m. más de eslora.

Uruguay

Aunque su Armada eligió los Lürssen OPV 80 en una configuración muy similar a la básica de los australianos, allí denominadas Arafura, el Gobierno uruguayo parece decidido a barajar nuevamente y hacer una nueva petición de información por patrulleros de altura, lo que atrasaría la necesaria resolución de este tema al menos hasta finales de 2025, pese a la actual grave falta de capacidad naval  y absolutamente mermada, ya de forma alarmante, mientras se ha dotado al remolcador de altura ROU-23 Maldonado de un cañón Bofors 40/L60 Mod. 1951 de 40 mm., intentando cumplir funciones similares.

Para paliar lo que se refiere a patrullaje costero, se obtuvieron, donaciones estadounidenses de 3 unidades de la Clase Marine Protector, provenientes de stocks del US Coast Guard, de 91 ton., equipadas con un bote RHIB y armadas con 2 ametralladoras Browning M2 de .50 y dotadas de un radar Raytheon AN/SPS-73, que se incorporarán antes de mediados de 2022.

Lurssen, un amplio abanico

El grupo alemán Lürssen ofrece alternativas para diversas categorías y necesidades, desde las 210 ton. de las OPB 40, cuyo armamento principal es un cañón de 20 mm., albergando una lancha RHIB y tripulación de hasta 20 efectivos; hasta los OPV 90, recién vendidos a Bulgaria; pasando por la CPV 60 de 700 ton. y 60 m. de eslora, propulsadas por 2 motores diesel de 2.900 shp, capaz de alojar un contenedor multimisión y un bote semirrígido, contando con recursos electro-ópticos e Infrarrojos y un cañón de 20 o 30 mm. encabezando su armamento.

Las OPV 90 y 85, pueden recibir hasta un cañón Leo­nardo 76/62 Compact, operar, además del helicóptero, un UAV. La serie 80 ofrece un cañón de hasta 57 mm., existiendo opciones de Bofors MKIV de 40 mm. La OPV 80 cuenta con 80 m. de eslora, desplaza hasta 1.500 ton., el alcance es de 9.000 millas, la velocidad de patrulla de 12 nudos y la máxima de interceptación de 22. Opera un mínimo de 35 tripulantes, usualmente 55, y un máximo de 80, incluyendo cuerpos de éelite, fusileros, rescatistas, etc., pudiendo lanzar –por gravedad– hasta 4 lanchas rápidas RHIB, que se recuperan mediante enganche, al estilo de portaaviones u otras embarcaciones mayores. También puede emplear vehículos de superficie no tripulados (USV).

Foto de portada: La argentina ARA “Piedrabuena” P-52 de la clase “Bouchard”.

Revista Defensa nº 522, octubre 2021


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.