Domingo, 25 de septiembre de 2022 Iniciar Sesión Suscríbase

Corea del Sur quiere más submarinos para contrarrestar a China y Corea del Norte

La Marina de Corea del Sur acaba de incorporar un nuevo tipo de submarino con capacidad de lanzar misiles SLBMs. (ROK Navy)
La Marina de Corea del Sur acaba de incorporar un nuevo tipo de submarino con capacidad de lanzar misiles SLBMs. (ROK Navy)
Los presupuestos de 2023 del Ministerio de Defensa de Corea del Sur incluyen partidas para potenciar la capacidad de su Marina, incidiendo en adquirir más y mejores submarinos convencionales, frenándose, de momento, el impulso que preveía apostar por un nuevo portaaviones.

 

La noticia, que se enmarcaría dentro de la situación de tensión creciente en las aguas asiáticas, sigue a otra que conocimos hace unas pocas semanas y que se refería a un interesante acto que tuvo lugar en el Astillero Okpo que la compañía Daewoo Shipbuilding and Marine Engineergin tiene en la isla de Geoje. Hacía mención a la entrada en servicio del submarino convencional Dosan Ahn Chang-ho, el primero de una serie de tres que se incluirían dentro del concepto Changbogo III Batch I.

Las previsiones de la Marina de Corea del Sur plantean mantener activa una flota de una veintena de submarinos convencionales modernos. (ROK Navy)

Las previsiones de la Marina de Corea del Sur plantean mantener activa una flota de una veintena de submarinos convencionales modernos. (ROK Navy)  

La idea con la que trabajarían los responsables de la Marina de Corea del Sur es ir incorporando más sumergibles, de forma que se concretasen los lotes 2 y 3 el tipo Changbogo que podrían totalizar hasta una docena de navíos o más si se impulsa su obtención como parece indicar el hecho de que se dediquen fondos adicionales a ellos en los futuros presupuestos. Complementariamente, hemos conocido que han decidido hace poco que la mujer se incorpore a las dotaciones de esos sumergibles a partir de 2024.

Necesidad real 

La Marina de Corea del Sur, que tiene desde febrero de 2015 su Mando Submarino en la Base Naval de Jinhae, ha venido impulsando su arma submarina con una flotilla de nueve sumergibles Chang Bogo del tipo 209/1200 y siete del modelo Son Wong II que se corresponden con el modelo alemán  214 y que apuestan por una propulsión con módulo AIP (Air Independent Propulsión).

La tecnología germana ha servido para que firmas locales sean capaces de poner a punto su propio diseño de submarinos oceánicos convencionales. (ROK Navy)

La tecnología germana ha servido para que firmas locales sean capaces de poner a punto su propio diseño de submarinos oceánicos convencionales. (ROK Navy)  

La incorporación de los primeros, o KSS-1, y la fabricación local de los segundos, los KSS-2, forma parte de un plan a largo plazo que apuesta por una tercera fase, o KSS-3. Sus astilleros locales han obtenido capacidad propia de diseño de submarinos convencionales, incorporando en el reciente Dosan Ahn Chang-ho el potencial de disponer de seis tubos verticales para poder lanzar misiles de tipo SLBM (Submarine Lauched Ballistic Missiles); se trataría de misiles modificados partiendo del modelo local Hyunmoo-2B al que se estima un alcance de unos 500 kilómetros.

Ello lo han conseguido modificando el diseño germano 214 y llevándolo hacia uno que satisface mejor sus propias necesidades. Se trata de navíos de unas 3.000 toneladas de desplazamiento, que miden 83,5 metros de eslora y tienen unos 50 tripulantes, y en los que el 76% de los componentes se fabricarían localmente en Corea del Sur. El esfuerzo en el tipo KSS-3, que buscaría también reemplazar a los KSS-1 que llegan pronto a los 30 años de vida operativa, pretendería contar con no menos de nueve unidades durante esta década -algunas fuentes hablan de doce ejemplares- y servir de punto de partida a un hipotético KSS-4 que podría contar con una planta de propulsión nuclear.  (Octavio Díez Cámara)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.