Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

GMV lidera el mayor contrato firmado por la industria espacial española

La multinacional tecnológica GMV, proveedor de ingeniería, desarrollo e integración de sistemas, ha resultado adjudicataria de un gran contrato con la Agencia Espacial Europea (ESA) para el mantenimiento y evolución del Segmento de Control en Tierra de Galileo (Galileo Ground Control Segment o GCS), el sistema global de navegación por satélite europeo, auténtico buque insignia de la creciente actividad espacial de la Unión Europea.

El contrato marco que GMV ha suscrito con la ESA tiene una envolvente presupuestaria de 250M€ e incluye la contratación en firme de la primera Orden de Trabajo por un importe en torno a los 150M€. Se trata sin duda del mayor contrato firmado por GMV en su historia, además de ser el mayor contrato firmado por la industria espacial española. Todo ello supone una extraordinaria motivación para la compañía y un importante reto, que posiciona a GMV y a España en un escalón superior de visibilidad y responsabilidad. GMV lidera un equipo industrial constituido por varias empresas europeas, donde GMV y la industria española tienen un protagonismo esencial. De hecho, cerca del 60% del trabajo lo realizan empresas españolas, en su conjunto el proyecto dará empleo a unas 200 personas, más de 100 de ellas de GMV.

El Segmento de Control en Tierra es el responsable del seguimiento de la constelación Galileo en su conjunto e incluye todos los elementos necesarios a tal fin: el centro de control, el sistema de dinámica orbital, la planificación de misión, el soporte a las operaciones, las herramientas de simulación, la gestión de claves, la seguridad en la red, las estaciones de seguimiento, telecomando y telecontrol (TT&C) y la red de conexión entre todos los elementos. El GCS dispone de un centro de operaciones principal, ubicado en Oberpfaffenhofen (Alemania), y un centro de respaldo, ubicado en Fuccino (Italia), así como las distintas estaciones de seguimiento distribuidas a nivel mundial.

Además de asumir la responsabilidad de los elementos críticos del GCS, GMV, como responsable último del conjunto, se encargará de gestionar todas las funciones indicadas anteriormente, y en todos los emplazamientos operacionales, en coordinación con los subcontratistas de los diferentes elementos y la Agencia Espacial Europea (ESA), como cliente final, siendo su misión principal la de mantener en estado operativo los sistemas ya desplegados, asegurar las operaciones en curso y desarrollar las futuras evoluciones. Los aspectos de ciberseguridad, liderados y desarrollados por GMV, tienen una especial relevancia dado que una parte esencial del sistema a mantener y evolucionar requiere de la gestión del acceso seguro a la información de la constelación Galileo, así como de la gestión de las claves de seguridad de acceso a las señales reguladas y de altas prestaciones. El GCS contiene los elementos necesarios que permiten realizar dicha gestión, y la responsabilidad última de un funcionamiento adecuado de dichos elementos recae sobre el proyecto.

En palabras del Director General de GMV, Jesús B. Serrano: “Se trata un contrato sin precedentes para GMV, obtenido bajo dura competencia con las empresas líderes del sector espacial, y que refleja el creciente liderazgo de GMV. Además, esta adjudicación es motivo de gran responsabilidad para nosotros, que asumimos con toda la fuerza de un equipo de profesionales excepcional. Este hito nos  van a permitir alcanzar una fuerza de trabajo de más de 2.000 ingenieros en 2019, lo que nos posiciona como la mayor empresa europea en Espacio de tamaño medio”.

Desde sus inicios, GMV ha experimentado un crecimiento generalizado, especialmente relevante en el sector espacial y en ciberseguridad, dando lugar año tras año a un incremento de facturación, y más aún de contratación. Con 34 años de historia, los programas de la ESA, gestionados por el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) dependiente del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades, han constituido y constituyen un pilar fundamental en el que GMV basa su desarrollo. De igual modo, el programa Galileo de la Unión Europea, cuya representación en la Comisión Europea y sus agencias corresponde al Ministerio de Fomento, ha constituido para GMV un vector de crecimiento fundamental. En los últimos cinco años GMV ha experimentado un aumento de plantilla del 44% y en la actualidad, cuenta con una plantilla de 1.800 empleados. Su liderazgo mundial en sistemas de control de satélites en tierra se consolida con este contrato y apuntala su posición de referente global en navegación por satélite y ciberseguridad.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.