Domingo, 29 de enero de 2023 Iniciar Sesión Suscríbase

El VCR 8x8 Dragón para el Ejército de Tierra

El “Dragón” durante la presentación del año pasado (foto Ministerio de Defensa).

El programa Vehículo Blindado de Ruedas (VCR) 8x8 Dragón del Ejército de Tierra se encuentra por fin en las fases de fabricación de los vehículos de línea para el suministro del primero de los tres tramos de producción, que contempla el diseño y fabricación de 348 unidades, estimándose que el número completo se habrá suministrado en 2027.

Eprimero de los 7 VCR que serán entregados este año saldrá próximamente de la línea de producción de la Fábrica de Armas de Trubia (Asturias) de GDELS-Santa Bárbara Sistemas. Fue en 2020 cuando se firmó el contrato de suministro de fabricación de vehículos de combate sobre ruedas 8x8, entre el Ministerio de Defensa y TESS Defence, sociedad que sustituyó a la UTE (Unión Remporal de Empresas) creada en origen a tal efecto, constituida por Indra Sistemas, Santa Bárbara Sistemas, Sapa Operaciones y Escribano M&E, responsable del primero de tres tramos de producción del VCR 8x8.

En el inicio del proceso de fabricación y pruebas ha sido clave la conclusión de la fase de diseño del sistema a finales del pasado mes de julio, con la aprobación de la revisión crítica de los VCR de serie en las versiones VCZ (Vehículo de Combate de Zapadores) y de VCI (Vehículo de Combate de Infantería). Obtenida la aprobación de la CDR (Critical Design Review), el objetivo principal es demostrar que la concepción del sistema de sistemas, como decimos, los VCI VCZ, está lo suficientemente madura como para iniciar el proceso de fabricación y pruebas.

Durante varios días se celebraron en las instalaciones de TESS Defence en Madrid y en la fábrica de Alcalá de Guadaira de GDELS-Santa Bárbara Sistemas las sesiones de la CDR del Dragón, con la intervención de las empresas aglutinadas y el Ejército de Tierra. Culminaba un proceso en el que se venía trabajando desde finales de 2021, cuando las empresas comenzaron la remisión de documentación técnica al Ministerio de Defensa elaborada por más de 250 ingenieros, que han estado involucrados de manera directa.

La superación de este hito técnico resultó de vital importancia, pues supuso el fin de la etapa de diseño del vehículo, tras varios años de trabajo, permitiendo iniciar las pruebas para su calificación. Se completó en las mismas instalaciones de Alcalá de Guadaira la integración de la primera unidad de producción del VCR 8x8 Dragón. Sobre ella se llevan a cabo pruebas de movilidad y de homologación para la familia de vehículos.

Esta primera unidad forma parte del primer lote de 7 VCZ que TESS Defence planea poner a disposición de la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) este año. El programa pretende alcanzar el objetivo del 70 por ciento de participación de la industria nacional en la fase de desarrollo y producción, además de mantener y gestionar la autoridad de diseño del vehículo y sus sistemas en poder de TESS y las empresas que la conforman, asegurándose en el futuro la capacidad y autonomía para el apoyo a su ciclo de vida.

El “Dragón” incorporará pantallas COMTE de Tecnobit-Grupo Oesía (foto José María Navarro).

Pruebas contra IED

El pasado mes de mayo, el Ministerio de Defensa actualizó la fecha prevista para otro importante hito del programa, el 31 de marzo del año que viene, cuando se certificaría su nivel de protección contra minas y dispositivos explosivos improvisados, o IED (Improvised Explosive Device). Para ello, según el acuerdo, la Administración pondrá a disposición del contratista los demostradores para estos ensayos una vez entregados. Inicialmente estaba previsto que se realizaran con los D4 y D5, pero el fabricante planteó usar el llamado MTR (Mobile Test Rig) en lugar de uno de ellos.

Se llevarán a cabo en el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), concretamente en la Subdirección de Sistemas Terrestres, que se encargará de la certificación. Dado su carácter destructivo, siempre estuvo previsto que tuvieran lugar tras la Evaluación Operativa (EVAO) de La Legión, que será de solo 3 meses de duración y que tendrá lugar una vez ya se inició la fabricación.

Pendiente también está la resolución del tema del peso excesivo del blindado, que condicionaría la movilidad y que afecta al potencial de crecimiento futuro y a otros asuntos menos comentados, como la idoneidad del sistema de suspensión o de la actual medida de ruedas, teniendo en cuenta la masa adicional no prevista, así como la capacidad para moverse por sus propios medios en carreteras abiertas al tráfico.

Este incremento de peso también afecta a la movilidad del blindado mediante camiones logísticos, haciéndose ahora necesario el empleo de cabezas tractoras con góndolas en lugar de transportes convencionales. La imposibilidad de usar las actuales bateas de ferrocarril por la gran altura del blindado podría además hacer oneroso el coste de desplazar los blindados a cualquier ejercicio u operación.

Torres ligeras y medias

El VCR contará con al menos dos tipos de torres de empleo remoto, la ligera Guardian 2.0 y la Guardian 30 de 30 mm. de Escribano Mechanical & Engineering. La primera se sumará en el Ejército de Tierra a la Mini Samson de Pap Tecnos, de la que hay más de 150 en servicio y que dotará también al VCZ Castor. Queda por determinar el futuro de la torre tripulada para las versiones del Dragón para la Caballería, que iban a ir dotadas de la torre Hitfist 30 de Leonardo Hispania, pero trasladadas al segundo lote de producción, aún no contratado (58 unidades).

Este tipo de torres resultan idóneas para operaciones urbanas y tareas de inteligencia, vigilancia y reconocimiento, o ISR (Intelligence, Surveillance and Reconnaissance) y pueden integrarse en el sistema de combate. Aunque no es un arma propiamente dicha, torres y barcazas van dotadas frecuentemente de lanzadores de artificios, que pueden recibir municiones avanzadas e incluso no letales.

El arma principal de la torre es el cañón, eligiéndose para el Dragón el Mk44S Bushmaster en versión Strech de AKT (Orbital), tras las buenas referencias de su predecesor, el M242 de 25 mm. de los VEC y los recurrentes problemas de evacuación de gases de los Mauser Mk30 de los Pizarro. Este cañón podrá usar, entre otras, la munición de explosión aérea programable Mk310 PABM (Programmable Airbust Munition) o ABM (Airbust Munition) y en el futuro es posible convertirlo a un coste razonable a 40x180 mm. o Super 40.

En junio del pasado año, se adjudicaba a la estadounidense Northrop Grumman el suministro de 730 disparos de la munición PABM-T (Programmable Airburst Munition Tracer) por casi 1 millón de euros, para realizar pruebas con la torre Guardian 30 del 8x8, munición que se espera llegue antes de que acabe el año. Recordemos que el cañón Mk44 Bushmaster con que cuenta esta torre del 8x8 fue seleccionada inicialmente por el ET, entre otras cosas, por su capacidad para emplear esta munición de programable ABM de explosión aérea, que puede ser configurada para que su proyectil estalle durante su trayectoria, tras un período de tiempo o incluso dentro de un bunker tras atravesar una pared.

Otro equipo con el que se ha podido ver recientemente al 8x8 es un nuevo implemento del fabricante especializado Pearson Engineering (adquirido hace poco por el fabricante israelí Rafael), concretamente el arado barreminas Vector, si bien la empresa no ha confirmado que se trate de un producto elegido por el ET, que se sumaría a los ya seleccionados para las variantes de ingenieros del 8x8 como el arado, el rodillo o la pala. Está diseñado para abrir dos caminos entre un campo de minas para que el 8x8 pueda rodar por ellos, retirando las minas mediante 2 palas que cubren el ancho del vehículo y que las echa a sus lados.

De esta manera se crea una ruta segura que permite el avance. Como los otros implementos de Pearson, está diseñado para poderse fijar y desmontar automáticamente mediante un sistema de conexión rápida frontal con que cuenta el vehículo. Recordemos que las versiones de ingenieros del 8x8 serán las primeras que saldrán de la fábrica de General Dynamics European Land Systems–Santa Bárbara Sistemas en Trubia. Se prevé la entrega de 49 de estos vehículos, incluyendo las variantes de línea y también las de mando de sección.

“Spike LR” lanzado desde la “Guardian 30” en fechas recientes (foto EM&E).

La versión portamortero de avancarga

El ET contempla el desarrollo de al menos una versión portamortero del VCR, que no llegaría como pronto hasta el segundo lote de producción aún no contratado. Entre las opciones están un mortero de avancarga de moderna tecnología, al estilo del elegido por el Ejército suizo, o una torre con uno de retrocarga. En el primer caso, el ET contempla una variante de concepción tradicional basada en uno de avancarga en el interior del 8x8, que tendría, por tanto, la misma movilidad y nivel de protección que el resto de unidades.

Se trata de la integración en el Dragón de un mortero de avancarga de diseño actual, con asistencia electrohidráulica, moderna dirección de tiro y elevado grado de automatización, que también podría servir para modernizar 200 unidades de BMR o TOA. Sería una configuración al estilo del Piranha V, elegido por Suiza y que pudimos ver en París en la última edición de la feria Eurosatory.  En 2016, su Ejército eligió el Piranha 3+ como base para su nuevo mortero embarcado, si bien finalmente será la plataforma Piranha V (que sirve de base para el Dragón) la elegida para recibir el Cobra de la helvética Ruag.

El denominado oficialmente 12 cm. Mörser 16 deberá entrar en servicio en el Ejército suizo en 2024 paliando la falta de medios móviles de fuego indirecto desde que en 2009 se dieron de baja los 12 cm Minenwerferpanzer 64/91, un sistema basado en el blindado M-106 (versión portamorteros del polivalente M-113), del que llegó a tener 132 en servicio. Ruag comenzó en 2012 a desarrollar con fondos propios un mortero automatizado de calibre 120 mm. y ánima lisa para vehículos ligeros bautizado Bighorn y que fue evaluado en Piranha 2 y M-113. Se ha actualizado y comercializado ahora como Cobra.

Tiene cargador semiautomático, actuadores eléctricos para orientar el cañón, calculador de tiro, sistema de navegación inercial, alcance de 9 km. y capacidad de impacto múltiple (Multiple Rounds Simultaneous Impact). La pieza pesa 1.200 kg., a los que se suman los 150 del sistema de carga automática, generando un impacto sobre el suelo de 30 ton. en 30 milisegundos cuando se abre fuego. El sistema está listo para hacer el disparo en solo 60 seg. tras llegar a la posición. El Cobra es representativo del tipo de mortero que podría integrarse, estando el Ministerio de Defensa a la espera de las diferentes propuestas industriales.

El tamaño del “Dragón” es espectacular comparado con el “Anibal” (foto Ministerio de Defensa).

El mortero de retrocarga NEMO

La otra opción al mortero de avancarga, que consideramos no excluyente, es el  de retrocarga sobre torre blindada AMOS de doble cañón o NEMO sencillo de 120 mm. de la finlandesa Patria Hägglunds, interés desvelado por el ET en 2019 y confirmado el pasado mes de abril en el evento Los Vehículos de Combate del Ejército de Tierra del siglo XXI: Nuevas capacidades frente a nuevas amenazas, organizado en colaboración con Grupo Edefa.

Precisamente Patria realizó el pasado mes de septiembre una demostración de las capacidades del 120 mm. sobre torre NEMO en el campo de tiro de Lohtaja, a la que asistieron 2 oficiales del Mando de Apoyo Logístico del ET, interesado en este sistema para equipar al 8x8. Un par de vehículos dotados con el NEMO, un vehículo Patria AMV 8x8 (en su momento considerado en el marco del proyecto Dragón) y un 6x6, participaron en la demostración. Recordemos que es la variante de mortero sobre torre en calibre 120 mm. con tubo sencillo de Patria, a diferencia del AMOS.

La demostración se basó en el supuesto táctico en el cual un subgrupo táctico se oponía a una unidad hostil que había efectuado un desembarco en una zona costera. Su puesto de mando asignó al pelotón de morteros, constituido por los 2 vehículos mencionados, neutralizar los objetivos Alpha, Bravo y Charlie. El primero fue batido por el fuego combinado de ambos, los cuales desde distintas posiciones estáticas dispararon una serie de proyectiles con impacto simultáneo, o MRSI (Multiple Founds Simultenous Impact), resultando posible observar la real simultaneidad de las detonaciones.

El NEMO es el más avanzado sistema embarcado de mortero, la tripulación dispone de protección balística y NBQ en todo momento, adicionalmente a la protección ambiental y ante el ruido. La torre dispone de un sistema optrónico de puntería equivalente al de un vehículo de combate con cañón de 30 mm. con cámara térmica, cámara diurna y telémetro láser, y estabilización para fuego indirecto y directo, incluso en movimiento. Con ese propio conjunto de sensores, la dirección de tiro es capaz de calcular las trayectorias para fuego directo e indirecto.

Otra funcionalidad es la posibilidad de disparar una salva de hasta 6 proyectiles sobre el mismo objetivo y que impactan en el mismo momento (MRSI), gracias al empleo de distintas trayectorias balísticas calculadas de forma automática, siendo el tiempo de vuelo tal que todas arriben al punto de impacto al tiempo, lo que estadísticamente asegura una mayor letalidad. Puede ser integrado con sistemas de mando y control, como el TALOS empleado por el ET, de manera que el vehículo pueda actuar ya sea de forma independiente, o dentro de una sección de morteros pesados controlados todos desde un mismo Centro Director de Fuego (FDC).

La tripulación de los vehículos dotados de este sistema puede variar entre 3 y 4 hombres, dependiendo de si se emplea 1 o 2 cargadores. Dada la simplicidad del sistema, el jefe de vehículo puede simultáneamente operar como tirador. Un detalle de suma importancia es el fuego directo, lo que le confiere dos capacidades adicionales: apertura de brechas de acceso en muros para entorno urbano y autodefensa, en particular contra otros vehículos. Para estas dos condiciones las distancias de operación máximas son de 1000 m. Además, la capacidad para abrir fuego en movimiento minimiza los riesgos de contrabatería u otras acciones enemigas.

El fabricante considera que este sistema es perfectamente integrable en el nuevo 8x8, constituyendo una de las posibles versiones a incluir en la segunda fase del Dragón, ante la falta en inventario de vehículos portamortero de 120 mm. Patria, consciente de las oportunidades existentes en el mercado español, ha llegado ya a acuerdos de colaboración con empresas nacionales, de forma tal que se pudiera realizar una perfecta adaptación de cualquier vehículo en servicio en el ET conforme a sus requisitos y, adicionalmente, nacionalizando parcialmente la fabricación, y haciendo descansar todo el soporte logístico durante el ciclo de vida en empresas españolas.

Sistema de Protección activa

El Ministerio de Defensa planea el desarrollo un sistema de protección activa, o al menos algunas partes de este, para su implantación en vehículos blindados. En primer lugar, se aplicaría al carro de combate Leopardo y al VCI/C (Vehículo de Combate de Infantería/Caballería) Pizarro, para, posteriormente, dotar también al Dragón. Se trata de una prioridad para el ET, muy pendiente de conflictos actuales, como la invasión rusa de Ucrania, de donde se están extraen importantes lecciones.

La DFAM del Ministerio de Defensa seleccionó el año pasado, en el marco de los programas de Cooperación en Investigación Científica en Tecnologías Estratégicas (COINCIDENTE), 2 propuestas en el área de tecnologías de detección para sistemas de protección activa. Una es la propuesta de Escribano Mechanical & Engineering para el desarrollo del SEDIM (Sistema Electro-Óptico de Detección Infrarroja Multibanda) y la otra la del ART-CRAM de Advanced Radar Technologies para el desarrollo de un demostrador tecnológico de un radar persistente tridimensional para aplicaciones C-RAM (Counter Rockets, Artillery and Mortar).

En el caso del SEDIM, se desarrollará un conjunto de sensores que conformarán un sistema de alerta electro-óptico frente al ataque de armas (misiles y lanzagranadas) contra vehículos acorazados, mecanizados, puestos de mando u otros medios terrestres. Según la información disponible, se enlazará al sistema de detectores de alerta de láser y un sensor acústico comercial. Recordemos que, en el marco de los programas tecnológicos, las torres de 30 mm. evaluadas para el 8x8 incluían los alertadores láser E-LAWS2 de Elbit Systems y el acústico Pilar V de la francesa Metravib.

Además de las torres Tizona de Elbit Systems-Navantia y la Toledo 30S de Pap Tecnos-Rafael, pudimos verlo en la Guardian 30 en la última edición de FEINDEF, en noviembre de 2021. No en vano, su fabricante firmó entonces un memorando de entendimiento con la israelí Elbit, que comprendía la integración del sistema de protección activa Iron Fist en la torre española. De esta manera parece que la propuesta de protección activa del fabricante de la torre del 8x8 combinaría la parte de sensores electro-ópticos de Escribano M&E con los efectores del Iron Fist, incluyendo en esta arquitectura los E-LAWS2 y el acústico Pilar V.

Por otra parte, recordemos que el Ministerio de Defensa lleva estudiando desde hace años los sistemas de protección activa disponibles en el mercado, habiendo evaluado, al menos desde 2017, el Trophy de Rafael, habiéndose realizado al menos una visita de una delegación a una demostración en Israel. Este interés se centraría inicialmente en la adopción del sistema de protección activa en los carros de combate Leopardo 2E y si existe una versión más ligera, apta para su instalación en vehículos como el Dragón.

Incluso sería posible configurar el 8x8 para artillería con la torre “Donar” (foto José María Navarro).

El sistema de suspensión “Faymmdrop”

La compañía española FAYMM ha desarrollado un sistema de suspensión de última generación, pensando en vehículos de ruedas, como el Dragón. Diseñó el hidroneumático Faymmdrop específico para aplicaciones en defensa, cuyas características pudimos conocer en la anterior edición de la feria FEINDEF. Soporta hasta 48 ton. en una configuración 8x8, lo que lo posiciona en el segmento superior del mercado, apto para vehículos de elevado peso o para aquellos cuyo tonelaje se ha ido incrementado sobre el diseño original, resultado de la adopción de elementos pesados, como el blindaje.

Desde el diseño inicial, la compañía sigue trabajando en la incorporación de mejoras al Faymmdrop, resultado del uso del sistema de simulación diseñado por la empresa y que permite estudiar el comportamiento bajo exigentes condiciones, así como simular el envejecimiento del elemento para analizar su respuesta. Ya ha sido presentado a potenciales clientes, mientras que la empresa ha recibido en fechas recientes importantes pedidos de fabricación de elementos y conjuntos intensivos en mecanizado de precisión, lo que ha requerido someterse a importantes auditorías, todas ellas superadas con éxito. En fechas recientes recibió importantes visitas institucionales, como la de Pedro Fuster, subdirector general de Inspección, Regulación y Estrategia Industrial de la Defensa en la Dirección General de Armamento y Material (DGAM).

La torre con mortero NEMO puede integrarse en plataformas 8x8 o 6x6 como ésta (foto Fernando Aguirre).

Las torres de Leonardo

Desde su base en Valencia, Leonardo opera en España desde hace más de 15 años, a través de la filial Leonardo Hispania, apoyando a las Fuerzas Armadas españolas con tecnologías y servicios que contribuyen a la seguridad del país. Inicialmente establecida para gestionar las actividades postventa y el apoyo logístico a la torre del vehículo Centauro del Ejército de Tierra, presentó al VCR su torre tripulada Hitfist 30. Inicialmente estaba previsto que las variantes VEC (Vehículo de Exploración de Caballería) estuvieran dotadas con la Hitfist 30 en número de 58, siendo la torre que equipaba al demostrador D4 del programa de reducción de riesgos tecnológicos del Dragón.

Sin embargo, la adquisición de estas variantes fue trasladada al segundo lote de producción, previsto para 2025 a 2027, a la espera de las decisiones que tome la DGAM. Para entonces, esta torre, que integra las tecnologías más avanzadas en los campos de electrónica, protección e interfaz hombre-máquina, podría dotarse de un cañón de más calibre, como ha sugerido alguna vez la Caballería, dándose el caso que el Bushmaster Mk44S de 30 mm. es intercambiable por su hermano mayor de 40 mm.  Mientras, la Hitfist ha sido probada en los escenarios operativos más complejos, con más de 800 unidades actualmente en servicio en varias Fuerzas Armadas. (José María Navarro)

 

 

 

 

 

 

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.