Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Un cuarto helicóptero H215 para el Ejército del Aire llegará a finales de noviembre

La DGAM está gestionando los últimos trámites ante la agencia NSPA de la OTAN para la recepción de un cuarto Airbus Helicopters H215 o AS332C1e Super Puma, que vendrá a España a finales de noviembre procedente de la planta francesa de Airbus Helicopter, en Marignane (Marsella).

Aunque la oficina de la DGAM (Dirección General de Armamento y Material) que gestiona el programa lleva meses trabajando en esta adquisición, hasta el pasado 31 de agosto no se recibió la luz verde oficial por parte del Consejo de Ministros para la adquisición, con un techo de gasto de 18 millones de euros.

Tras la autorización, la oficina del programa está cerrando los últimos trámites de la compra del helicóptero y de un importante lote inicial de repuestos o IPL (Initial Provisioning Lists), que se efectúa a través de la Agencia de Apoyo y Adquisiciones  de la OTAN, más conocida como  NSPA (NATO Support and Procurement Agency).

Tras cerrarse la negociación técnica de la aeronave ya punto de culminar el capítulo económico/industrial, lo previsto es que el nuevo H215, que ya está construido, vuele a finales de noviembre hasta la planta de Airbus Helicopters España (AHE), sita en Albacete.

Una vez allí, como ya se hizo con los otros tres de estos helicópteros ya adquiridos para el programa de renovación de la capacidad SAR del Ejército del Aire, se customizará a los requerimientos del usuario, que incluye pintura con los colores e insignias de la institución castrense, la instalación de sistemas de radio militares, grúa, etc.

Su puesta a disposición del Ejército del Aire se produciría posiblemente a finales de febrero o primeros de marzo de 2019. Con la entrega de este nuevo H215 se cumplirá plenamente el objetivo de dotar al 82 Grupo de Fuerzas Aéreas del Ala 46 con un nuevo material de vuelo totalmente homogéneo, con el que, desde su Base de Gando (Gran Canarias), aseguran el vital servicio SAR (Search And Rescue) en el archipiélago canario.

El presupuesto asignado por el Consejo de Ministros, además de para la compra del helicóptero por un precio cercano a los 15 millones, dará para dotarse del vital IPL, que garantizará durante varios años la total operatividad de la flota. El Ejército del Aire,  y el de Tierra que también emplea el Super Puma, tienen una alta experiencia en el mantenimiento/sostenimiento de esta aeronave, lo que sumado a las capacidades de AHE, aseguran la total autonomía operativa nacional. Los diferentes lotes de repuestos que formen el IPL serán entregados entre los años 2019/2020, bajo el control de la oficina del programa, siendo repartidos entre la Base de Gando y la MAESMA (Maestranza Aérea de Madrid), cabecera técnica del Ejército del Aire de este helicóptero, que denomina HD.21.

De esta forma, y aunque quedará por delante el periodo de garantía, la DGAM finaliza uno de los más vitales programas de reequipamiento, tanto para el Ejército del Aire, como para España como nación, que según sus convenios internacionales debe garantizar un servicio SAR, en todas las zonas FIR (Flight Information Region) bajo su jurisdicción, incluida la inmensa del FIR Canarias. (Julio Maíz Sanz)

Fotografía: El  cuarto H215 para el Ejército del Aire llegará sin pintar y usando una matrícula civil francesa, como el que aparece en la imagen. (foto: Pablo Rada).


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.