Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Transformación de las Fuerzas Armadas españolas : Plan MC3 y Sistema Conjunto de Radio Táctica

Mucho se habla de los nuevos proyectos de defensa en España. Para el Ejército de Tierra (ET) el que más literatura está generando es, sin duda, el programa del VCR (Vehículo de Combate de Ruedas) 8x8; y para la Armada los más sobresalientes son la fragata F-110 y el nuevo submarino S-80. Estos grandes expresos se convierten en oportunidades de oro para la industria. Menos conocido, y sin duda es uno de los más importantes desde el punto de vista operativo, es el Plan MC3.

El Plan MC3 (Modernización de los Sistemas de Mando, Control y Comunicaciones) supondrá una mejora colosal de las capacidades CIS (Communications and Information System) de los puestos desplegables para apoyo al mando y control de las grandes unidades y organizaciones operativas del Ejército de Tierra e Infantería de Marina y de las unidades de transmisiones desplegables.

La solución requerida pasa por un desarrollo integrado y conjunto de las estaciones y sistemas que las constituyen, de forma que permitan crear una Infraestructura de Información y Comunicaciones (IIC) táctica común por la que discurran y se soporten los múltiples servicios que permitan el ejercicio del mando y control, mejorando la calidad ofrecida, la seguridad y la gestión y control centralizados del sistema, conforme a la establecido por la Arquitectura Global de Sistemas y Tecnologías de Información y Comunicaciones (AG CIS/TIC) del Ministerio de Defensa.

Se trata de que garantice su integración en la infraestructura única para la provisión de servicios y las operaciones de red, todo ello asegurando la interoperabilidad con nuestros aliados, cumpliendo con las directivas de la iniciativa OTAN de redes de misión federadas o FMN (Federated Mission Networking).

El desarrollo integrado y conjunto de los elementos de mando y control sobre plataformas móviles (vehículos), incluyendo estaciones de comunicaciones y sistemas de gestión de los diferentes elementos que las constituyen, de forma que permitirá crear una Infraestructura de IIC táctica común por la que discurran y se soporten los múltiples servicios que permitan el ejercicio del mando y control.

Compañías participantes en los test de validación de la arquitectura ESSOR. Algunas compañías presentan demostradores de laboratorio

El desarrollo de los servicios tales como la seguridad y la gestión y control centralizados del sistema, como no puede ser de otra forma, será conforme a la establecido por la AG CIS/TIC, de forma que se garantice su integración en la infraestructura única para la provisión de servicios y las operaciones de red, conforme a la FMN.

Estaciones previstas

Se ha previsto la puesta a punto de las siguientes estaciones:

Colmenar: Proporcionará la capacidad de mando y control sobre medios aéreos tripulados de ala rotatoria que demandan los actuales y futuros escenarios derivados del concepto SP-NEC (Network-Enabled Capabilities).

Córdoba: Permitirá el control, monitorización y gestión de redes CIS desplegables, tanto de las que proporcionan apoyo a las grandes y pequeñas unidades y mandos del ET, como a las Unidades de la FIM (Fuerza de Infantería de Marina). Esta gestión se aplicará a la red desplegada en todos sus posibles dominios de seguridad, tanto en entorno nacional como de misión: Reservado Nacional (RN), Sin Clasificar Nacional (SINCLAS), Mission Secret (MS), Mission Unclassified (MU), Difusión Limitada (DL) y Mission Restricted (MR).

Elche: Asegurará el enlace con redes externas para el intercambio de información desde la desplegada, que establecen tanto las grandes unidades y mandos del ET como de la FIM, con las redes militares permanentes, las específicas de los ejércitos y la Armada y las desplegadas por las Fuerzas de otros países y civiles.

Santander: Formando parte integral de la arquitectura descrita en el concepto SP-NEC del JEMAD (Jefe de Estado Mayor de la Defensa), será el soporte de telecomunicaciones de la red, permitiendo unir los diferentes centros de transmisiones (CT) y Centro Técnico/ CECOM (Centro de Comunicaciones) del sistema desplegable, tanto de la Fuerza Terrestre como de la FIM, bajo protocolos IP. Además, en caso de la Infantería de Marina contempla también su uso como puesto de mando.

Esquema general PLAN MC3

 Segovia: Proporcionará de forma centralizada bajo protocolos IP los diferentes servicios a los usuarios de los puestos de mando de las grandes unidades y mandos de una fuerza terrestre y de la FIM para la red desplegada en todos sus posibles dominios de seguridad, tanto en entorno nacional como de misión: RN, SINCLAS, MS, MU, DL y MR. Además, permitirá ejercer la gestión técnica y operativa del Centro de Transmisiones (Centro Técnico/CECOM en la FIM) del que forme parte. La nueva estación, en conjunción con otras de transmisiones (satélite u otras), dará servicios a los usuarios independientemente de las actuales o futuras articulaciones de los puestos de mando. Tendrá integrados sistemas de mando y control, algunos de los cuales se encuentran actualmente en desarrollo, para que su uso sea realmente de utilidad en las misiones de las FAS (Fuerzas Armadas).

 Soria: El Ejército de Tierra dispone de éstas estaciones en dotación, sobre diferentes tipos de plataformas. Esta estación ofrece soporte de telecomunicaciones a un conjunto de usuarios en movimiento, como pueden ser convoyes que se desplacen por una Zona de Operaciones (ZO) o puestos de Mando de Batallón (PCBON) desplegados.

Radios tácticas y definidas por “software”

Para la formación y el entrenamiento en las nuevas estaciones se contempla la adquisición de maquetas de CIS del conjunto del sistema, tanto para el ET como para la FIM. El plan MC3 también contempla la adquisición de plantas de energía desplegables para centros de transmisiones y sistemas, de 50 y 150 Kw en sustitución de los actuales grupos electrógenos. Sus destinatarios serán el ET, Armada, Ejército del Aire (EA) y el Estado Mayor de la Defensa (EMAD).

El Ministerio de defensa en España, a través de SDG GESPRO el año pasado puso en marcha un programa de adquisición de sistemas de comunicaciones de nueva generación para todas las fuerzas armadas, denominado SCRT–SDR (Sistema Conjunto de Radio Táctica-Software Defined Radio) para el que de momento ha pedido información a las empresas mas destacadas  del sector en España, con dos objetivos: preservar la soberanía nacional en la red de radio de combate; y garantizar la interoperabilidad nacional y de coalición.

Este es un programa transversal que afecta a todos los programas en marcha actuales en la DGAM (Dirección General de Armamento y Material) y la tabla adjunta da una idea del tamaño del programa y de su importancia. Recoge programas en marcha o futuros a los que va a afectar el SCRT. El elemento clave en este proyecto es la radio definida por software SDR.

Aunque hay muchas definiciones de una SDR, en esencia es un sistema de radiocomunicaciones, cuya emisión (señal emitida) está determinada por software y es este el que controla su funcionamiento. Mezcladores, filtros, moduladores y demoduladores, detectores, etc., son implementados por software, utilizando un dispositivo de proceso embebido.

Por esto, la emisión va a tener un formato reconfigurable dentro de los límites de la radio o las capacidades de hardware del sistema (elementos de procesamiento, amplificadores de potencia, antenas, etc.). Dado que este software determina la señal de salida del sistema, se suele denominar de forma de onda. Teóricamente, ya que es independiente de la plataforma de hardware, este elemento de software (forma de onda) es muy importante y va a ser decisivo en los Requisitos de Estado Mayor (REM) que realiza el EMAD para estas radios en España.

La capacidad de añadir, eliminar o modificar la salida del sistema mediante un software reconfigurable y reutilizable proporciona sistemas de comunicación capaces de operar en múltiples modos (incluyendo formato de señal variable, velocidades de datos y anchos de banda), usando una única configuración de hardware.

Las Radios en el nuevo VCR 8X8

En el entorno militar, este concepto se concreta en la fabricación y empleo de equipos de radio tácticos multibanda (HF/VHF/UHF), capaces de soportar múltiples formas de onda radio y protocolos a través del uso de antenas de banda ancha. Un objetivo que se persigue en la adopción de esta tecnología es favorecer la interoperabilidad en su empleo entre fuerzas de diferentes países. Para ello, la radio debe estar construida preferentemente sobre una arquitectura bien definida, estandarizada y abierta, en la que España pueda tener el control.

Un sistema de SDR básico consiste en un elemento de proceso convencional (ordenador personal) equipado con una tarjeta de sonido u otro convertidor de analógico a digital, precedido por alguna forma de front end de radiofrecuencia. La mayor parte del proceso de señal se realiza en un procesador de propósito general, en lugar de ser realizada en hardware de uso específico.

El equipo así configurado se convierte en una radio que puede recibir y transmitir una gran variedad de protocolos de radio diferentes (formas de onda), basándose únicamente en el software utilizado. Las radios de software tienen utilidad significativa para los servicios militares que deben servir a una amplia variedad de cambios de protocolos de radio (waveform) en tiempo real. A largo plazo, la SDS se espera que se convierta en la tecnología dominante en las comunicaciones de radio.

Arquitectura y forma de onda

Desde el año 2008 y hasta hoy, el Ministerio de Defensa participa junto con la industria en el Programa ESSOR (European Secure Software Radio), gestionado por OCCAR (Organisation Conjointe de Coopération en matière d'Armement), una agencia europea que actúa  como órgano de contratación con la industria.

Como consecuencia, se decidió la adopción a nivel europeo de la arquitectura del software básico de las radios tácticas reprogramables mediante software SDR y la adopción de una nueva forma de onda (WF) de alta capacidad válida para voz y datos, que permita interoperar de manera segura entre equipos de radiocomunicaciones de diferentes países europeos.

Con la adopción de esta forma de onda y el desarrollo de software asociado se podrá mantener la soberanía en las comunicaciones. Se espera que su especificación adquiera la categoría estándar internacional. La arquitectura ESSOR es de referencia SDR en el ámbito europeo. y tiene su base en la parte pública de la de comunicaciones mediante software SCA (Software Communication Architecture) norteamericana, desarrollada al amparo del programa JTRS (Joint Tactical Radio System).

Ahora se han de elaborar sus partes no publicadas: la arquitectura de seguridad y la capa de abstracción existente entre el software que define las diferentes formas de onda y el hardware de las plataformas. En 2015 se realizaron pruebas multinacionales entre radios de diferentes países europeos, que demostraron la viabilidad de las comunicaciones conjuntas entre las de diferentes fabricantes basadas en tecnología SDR y utilizando la forma de onda común HDR (High Data Rate) WF desarrollada en el programa ESSOR. 

Además, se pudo evidenciar que la arquitectura ESSOR es técnicamente viable y cuenta con la capacidad para soportar una forma de onda compleja como la  HDR WF. El programa está agrupado en torno a un consorcio denominado  A4Essor y constituido por la empresa española Indra, la finlandesa Elektrobit (actual Bittium), la francesa Thales, la italiana Selex (hoy Leonardo), la polaca Radmor  y la sueca Saab.

Se espera que este programa de demostración tecnológica sea capaz de proporcionar la base tecnológica para el desarrollo de productos SDR en Europa, con el fin de dotar a las fuerzas armadas y cuerpos de seguridad a partir de 2020. Las radios por software tienen utilidad significativa para los servicios militares que deben servir a una amplia variedad de cambios de protocolos de radio (waveform) en tiempo real. A largo plazo se espera que se convierta en la tecnología dominante en las comunicaciones de radio.

Conclusiones

La revolución digital llega a nuestras Fuerzas Armadas y esa transformación brindará increíbles oportunidades de negocio para las empresas de defensa en España, en base a una nueva generación de equipos de radio en los que la base será el software. Con la transformación digital del campo de batalla se precisará en apenas segundos la detección y neutralización de una amenaza, con independencia de la banda y la potencia, pero esto se hará en base a sistemas de comunicación de radio agnósticos, en los cuales el core del sistema va a estar gestionado por el software de la forma de onda y sobre arquitecturas SCA.

Las nuevas soluciones en SDR facilitarán la toma de decisiones e integrarán los estándares de la OTAN en términos de seguridad (NATO Restricted y NATO Secret) y de formas de onda, con lo que se garantizará su uso en el marco de coaliciones bajo el mando de la Alianza. 

En mi opinión, y teniendo en cuenta los plenos derechos de uso y cesión a terceros del Ministerio de Defensa, la adquisición de equipos SDR ESSOR debe permitir a las empresas participar en el programa, teniendo en cuenta la existencia de una barrera tecnológica considerable. Las empresas de defensa deben hacer el esfuerzo necesario para superar esta barrera con el apoyo del Ministerio, asumiendo las transferencias de tecnología que se exijan a los proveedores.

Lorenzo Abad (Fundador y presidente de Sierra Nevada Consulting y ha sido gerente de Seguridad y Defensa en Navantia hasta mediados de 2019).


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.