Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Ejercicio “Inochos 2021”, la Fuerza Aérea griega se pone a prueba

La edición de 2021 del ejercicio anual “Iniochos” (Auriga), organizado por el Centro Táctico Aéreo de la Fuerza Aérea griega, o EPA (Elliniki Polemiki Aeroporia),se llevó a cabo del 12 al 22 de abril de 2021. Tuvo una duración de dos semanas, durante las cuales fuerzas aéreas extranjeras participaron junto con la mayoría de los escuadrones de la EPA. A diferencia de ediciones anteriores, cuando la gran parte de las salidas se realizaron desde la Base Aérea de Andravida, en esta ocasión operó principalmente desde de Araxos. La razón principal para abandonar ligeramente el concepto de base única fue la gran participación de las fuerzas aéreas extranjeras.

El objetivo de Iniochos es convertirse en uno de los ejercicios más competitivos de Europa y el Mediterráneo, proporcionando a los participantes un alto nivel de formación y una experiencia única de cooperación. En comparación con las ediciones anteriores, la organización parece estar bien encaminada para lograr este objetivo. Andravida se encuentra en el extremo occidental de la península del Peloponeso y cuenta con un gran área para prácticas. La asistencia del francés Dassault Rafale marcó la primera participación de este caza de la generación 4,5, que sustituirá a una parte significativa de los Mirage 2000 griegos. La Fuerza Aérea francesa acudió con 6 Rafale B/C y su Marina desplegó 5 de la versión M.

Se realizó por primera vez a fines de la década de los ochenta, como un ejercicio de nivel táctico a pequeña escala, adaptado a la necesidad contemporánea de entrenamiento en operaciones aéreas combinadas, o COMAO (Combined Air Operations), de acuerdo con la doctrina de la EPA. Durante los años siguientes, su éxito llevó a la decisión de establecerlo como un evento anual. El objetivo es capacitar al personal en la planificación y ejecución de COMAO en un entorno realista, con el fin de probar y evaluar planes y tácticas operacionales. Para la ejecución y conducción se desplegó en Larissa la Escuela de Armas de Combate griega, o FWS (Fighter Weapons School), formando su Célula Blanca en las instalaciones del Centro Nacional de Operaciones Aéreas.

También se desplegaron aviones en Larissa, con el 110º Ala de combate, desde donde despegaron para sus misiones. Como efecto de todo ello, el ejercicio Inio­chos nació en 1988, que involucra no solo a la EPA, sino a todas las ramas de las Fuerzas Armadas. En los años siguientes, el objetivo del ejercicio se adaptó a las necesidades operativas. En 2005, se abandonó el concepto de base única y los aviones participantes volaron desde las suyas. La planificación y coordinación estuvo a cargo del Centro Aéreo Táctico, o ATC (Air Tactical Center), y las instalaciones de la FWS (en la Base Aérea de Andravida), donde recientemente habían adquirido nuevos equipos de mando y control.

El 122º Escuadrón de la Fuerza de Defensa de Israel tomó parte en el rol de SIGINT de intercepción de señales con el fin de obtener inteligencia, desplegando el G550 "Nahshon-Eitam" de la foto, mientras el 100º llevó varios Beech B200 “Zufit’s”.

En noviembre de 2013, la decisión se revirtió nuevamente a un concepto de base única, actualizando la escala de ejercicio a mediano y ampliando el espectro de operaciones con el objetivo de crear un entorno más realista y exigente. Un ritmo de batalla intensivo y prolongado las 24 horas del día, los 7 días de la semana, aumentó significativamente el nivel del entrenamiento. En abril de 2015, Iniochos se convirtió en un evento internacional, gracias a la invitación de la Fuerza de Defensa de Israel y las Operaciones Especiales de la USAF que actúan como controladores de ataque terminal conjunto JTAC (Joint Terminal Attack Controllers). La USAFE (US Air Force in Europe) y la IDF (Israeli Defense Force) han contribuido constantemente desde entonces, mientras que Italia se unió en 2017, al igual que  la Fuerza Aérea de Emiratos Árabes Unidos.

Este año

La edición de 2021 fue la más grande desde que comenzaron estos ejercicios, con unos 115 aviones de combate desplegados en el Noroeste del Peloponeso. La mayoría lo hicieron en Andravida del 5 al 7 de abril. Francia participó por primera vez con una gran delegación, gracias a la reciente compra de cazabombarderos Rafale por Grecia. Es evidente que a su Fuerza Aérea le gustaría integrar rápidamente sus últimas adquisiciones en un ejercicio a gran escala como Iniochos. Aunque todavía no cuenta con aviones propios de este tipo, los galos proporcionaron mucha información útil en el campo de la estrategia y la táctica. Otro recién llegado fue el Ejército del Aire español, con nada menos que 8 aviones de combate Boeing EF-18 Hornet.

Esto indica que el ejercicio está rápidamente ganando relevancia, especialmente para países que se mueven en operaciones en el Mediterráneo donde se desarrolla, con la siguiente variedad de misiones:

• Operaciones de defensa aérea ADO (Air Defence Operations) versus sistemas de integrados de defensa aérea IADS (Integrated Air Defense System).

• Operaciones aéreas contraofensivas y de ataque a aerodromos OCA (Offensive Counter Air Operations)/Airfield Attack.

• Operations de Fuerza contra superficie CSFO (Counter Surface Force Operations), incluyendo la contribución del poder aéreo a las operaciones terrestres APCLO (Air Power Contribution to Land Operations) y marítimas (APCMO).

• Reconocimiento (RECCE).

• Protección de movimientos lentos SLOMO (Slow Mover Protection).

• Búsqueda y salvamento de combate CSAR (Combat Search and Rescue).

• Designación de blancos dinámicos DT (Dynamic Targeting)/ coordinación y reconocimiento de ataques SCAR (Strike Coordination and Reconnaissance)/ soporte aéreo cercano CAS (Close Air Support).

• Blancos sensibles al tiempo TST (Time Sensitive Target).

• Recursos aeroportadas de alto valor HVAA (High Value Airborne Asset).

• Baja cota.

El F-16I “Sufa” es un duro oponente en un ejercicio como “Iniochos”, construido en estrecha colaboración con la industria israelí. Es un arma formidable que se distingue del F-16 normal por sus capacidades de largo alcance, radar potente, mayor peso de despegue y un asiento trasero para un especialista en armas  avanzadas.

El ejercicio comenzó con una situación de crisis simulada que se convierte en una guerra a gran escala. En este escenario realista, los participantes crecen a lo largo del proceso y aprenden todas las facetas de las operaciones diurnas y nocturnas a plena escala con naciones aliadas. El coronel (P) Konstantinos Zolotas, comandante del ATC de la Fuerza Aérea griega, comentó: El personal participante está expuesto a un ritmo de batalla intensivo, con tasas de desgaste realistas y escenarios desafiantes, que incluyen múltiples amenazas modernas e inyecciones en vivo en tiempo real, diseñadas para producir la niebla de la guerra y el efecto de fricción que se espera que domine el campo de batalla moderno. Estos ingredientes ponen a prueba la resistencia física y psicológica de las tripulaciones de combate modernas.

El oficial de operaciones de ATC de la FWS, el teniente coronel (P) Athanasios Gioles, explicó en qué Iniochos es distinto de otros ejercicios: Una gran diferencia con otros ejercicios, incluido el “Red Flag”, es que aquí tenemos mucho "Red Air”. En “Iniochos”, el ATC intenta presentar la mayor amenaza aérea posible. Con “Red Air”, existe una gran amenaza aérea vinculada con sistemas superficie-aire de largo alcance SAM (Surface-Air Missile), con un alcance de 80 millas, lo que crea un escenario muy difícil. Y "Red Air” no es tan cooperativa como muchas naciones están acostumbradas.

En un día de entrenamiento regular, el ATC realiza al menos dos oleadas principales de 70 aviones en el mismo área y, dos veces a la semana, una salida nocturna a las 17.00 horas GMT. Cada una consta de un mínimo de 6 aviones Red Air, hasta un máximo de 16 a 20 en la segunda semana. Se les permite hacer casi todo lo posible para enganchar a los Blue Air. No hay limitaciones para generar un trabajo duro entre las fuerzas azules para que sobrevivan. Gioles agrega: Queremos estresar a estos muchachos. Vuelan 2-3 salidas diurnas y nocturnas. El sábado tienen alguna diversión y el domingo se planifica la siguiente semana. Sí, estarán cansados después de diez días, pero así comprimimos mucho estrés y experiencias. Tratamos de ejercitar el cuerpo, la mente y el alma.

Rasgos distintivos

El Air Tactical Center proporciona ejercicios mucho más costo-efectivos en comparación con otros de mayor envergadura, como los Red Flag y Maple Flag en el entrenamiento de combate aire-aire. No es necesario cruzar el océano Atlántico y cualquier avería o carencia se puede solucionar en unas pocas horas. Otro beneficio de la Base Aérea de Andravida es el gran espacio aéreo disponible, utilizando la mayor parte de la Región de Información de Vuelo, o FIR (Flight Information Region), de Atenas, con mucho espacio para maniobrar y realizar todo tipo de operaciones. El entorno geográfico de Grecia ofrece un gran terreno, ya sea para enmascararse volando en áreas montañosas o para el combate aéreo, sobre un entorno de mar de aguas profundas.

En 2018, la United Arab Emirates Air Force and Air Defence comenzó su participación y en esta edición tuvo 6 F-16E/F “Block 60” del Escuadrón Shaheen, basados en Al Dhafra, al Este de la capital de Abu Dhabi.

La región montañosa del Peloponeso ofrece más de diez rutas de vuelo a baja cota que pueden utilizar los recursos aéreos. Las condiciones meteorológicas son buenas en general. En el transcurso del ejercicio de dos semanas, se ejecutaron más de 1.320 misiones diurnas y nocturnas, en dos o tres grandes oleadas cada jornada. No solo las aeronaves se entrenaban juntas, sino también los equipos de tierra de las diferentes naciones que estaban cooperando para aprender los procedimientos de los demás. Además, participaron fragatas, una variedad de vehículos blindados, helicópteros y sistemas SAM. El ATC se esfuerza por agregar nuevos aspectos y mejoras cada año.

Zolotas concluye: “Iniochos” tiene un cronograma y un escenario dinámicos. Cada año, la FWS hace un gran esfuerzo para enriquecer el programa y los eventos del ejercicio, teniendo en cuenta los comentarios, sugerencias y críticas de las fuerzas participantes, tanto griegas como extranjeras. Sumado a esto, las condiciones de alto estrés, el rol libre sin límites de los Red Air y la participación de fuerzas aéreas que tienen que lidiar con situaciones de guerra a diario, hacen de Iniochos una oportunidad única para entrenar en condiciones realistas. Durante la edición de 21 se puso mucho énfasis en el estrés experimentado por las tripulaciones aéreas y terrestres.

El mayor Jeffrey Movesian, piloto del 510º de Escuadrón de Caza y oficial del Proyecto Iniochos de la USAF, nos contó cómo se simuló y superó esto durante estas dos semanas: El ejercicio se centra en la interoperabilidad multinacional. Hablamos diferentes idiomas, volamos diferentes aviones y hemos desarrollado diferentes formas de resolver problemas tácticos. Operar juntos desafía la consciencia de la situación que consideramos normal en casa. Los instructores de la Escuela de Armas de Combate de Fuerza Aérea griega desempeñan el papel de jefes aéreos para escenarios tácticos diarios, que se construyen para desafiar objetivos de aprendizaje específicos a lo largo del curso del ejercicio. Luego, los escenarios se resuelven durante las células de planificación diarias, donde las tripulaciones deciden la táctica o misión requerida para ganar.

El ejercicio está diseñado para centrarse en operaciones multinacionales, que son la norma en los conflictos reales. El estrés adicional no se genera específicamente más allá de los objetivos de aprendizaje del escenario mencionados anteriormente. Por lo general, resolver este tipo de problemas tácticos en el adiestramiento produce tripulaciones que están preparadas para lo real, aclaró Movesian. El 510º Escuadrón de Caza estadounidense desplegó 14 F-16 desde Italia a Grecia, que fueron los motores de todo del ejercicio y en una ocasión 4 de ellos partiendo, con 2 aviones que portaban 4 GBU-24 Paveway III cada uno y los otros 2 una combinación de GBU-24 y GBU-31 JDAM (Joint Direct Attack Munition). Esta unidad lanzó 170 municiones inertes y disparó 8.300 cartuchos de entrenamiento en los vastos polígonos de tiro real griegos durante 200 misiones.

Desarrollos en la Fuerza Aérea griega

En diciembre de 2019, la EPA otorgó un contrato de 280 millones de dólares a la estadounidense Lockheed Martin para actualizar sus 87 F-16 Block 52/52+ restantes a la configuración F-16V Block 72. El primer F-16C, con el número de serie 005, fue modernizado por Hellenic Aerspace Industries (HAI) en Tanagra y realizó el primer vuelo el 17 de enero de 2021. Los primeros 4 aviones convertidos irán a Estados Unidos para someterse un extenso programa de pruebas. Entre otras mejoras, se incluye el radar APG-83 AESA (Active Electronically Scanned Array) que optimiza significativamente la capacidad de la aeronave para identificar y atacar a aviones enemigos.

El ministro de Defensa griego, Nikos Panagiotopoulos, dijo en diciembre pasado que para junio de 2027 se completaría la modernización de todos los F-16 en la versión Viper. Además de este programa, el Gobierno también manifestó su interés en adquirir aviones 18-24 F-35A Lightning II. En noviembre de 2020 se entregó una carta de solicitud a la Administración estadounidense, con una petición de entregarlos en 2021. Como la línea de producción está llena hasta al menos 2024, esto sugeriría adquirir aviones usados, si se aprueba y hay fondos disponibles. Durante agosto de 2020, sin embargo, hubo rumores sobre un acuerdo inminente entre Atenas y París que impulsaría el armamento griego en el Egeo en relación con la adquisición de 18 Dassault Rafale.

Este movimiento repentino fue considerado necesario por la dirección política y militar del Ministerio de Defensa, al señalar la necesidad inmediata de fortalecer la capacidad de defensa del país como resultado de las crecientes tensiones en la región. Ya el 25 de enero se firmó un contrato para la compra de 12 antiguos ejemplares del Armée de l’Air y 6 nuevos de fábrica. En julio de 2021 se espera el primero usado y se entregará uno cada mes hasta finales de 2021, que serán de las variantes F1 y F2. Luego, en la primavera de 2022, se suministrarán los 6 nuevos. Estos serán de la última versión, Rafale C F3R, equipados con tecnología AESA y los misiles BVR (Beyond Visual Range) Meteor proporcionarán lo necesario, con capacidades mejoradas. Los últimos 6 usados se entregarán a principios de 2023. Dado que las entregas iniciales aún no se han realizado, el Armée de l’Air participó en Iniochos 2021 para compartir experiencias.

Nota: Queremos agradecer a los miembros de la Fuerza Aérea griega que nos han dado la oportunidad y contribuido a este reportaje: coronel (P) Konstadinos Gkoumatsis, comandante del ATC; teniente coronel (P) Athanasios Gioles, official de Operaciones del ATC de la FWS; y al teniente coronel (P) Ioannis Tsitoumis, portavoz del Estado Mayor General; y al mayor Jeffrey Movesian, piloto del 510º Escuadrón de Caza y oficial del Proyecto Iniochos de la USAF.

Patrick Roegies, Jurgen Van Toor y Theo Van Vliet


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.