Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Un Hercules cañonero de Estados Unidos realiza por primera vez prácticas de ataque naval

EL Golfo Arábigo ha sido escenario del primer ejercicio conjunto entre un navío de la Marina de los Estados Unidos o US Navy y un Lockheed AC-130W Stinger II Gunship (cañonero) de su Fuerza Aérea, la USAF (United States Air Force).

Durante el desarrollo de este supuesto táctico aeronaval, uno de estos aviones de combate de la USAF ha demostrado su capacidad para apoyar operaciones de seguridad marítima y realizar el rol de guerra antisuperficie o ASuW (Anti-Surface Warfare).

El ejercicio, que tuvo lugar el 8 y 9 de marzo, fue diseñado para mejorar la interoperatividad de las capacidades disponibles para que las fuerzas estadounidenses respondan a las amenaza que suponen los medios de superficie navales enemigos. Así, el AC-130W, versión de ataque del conocido Hercules, trabaja por primera vez, junto con un Boeing P-8A Poseidon de patrulla marítima y el buque de patrulla costera de la clase Cyclone USS “Monsoon” (PC 4), ambos asignados al US. Naval Forces Central Command (NAVCENT), que cubre la zona de responsabilidad naval de Oriente Medio.

En este ejercicio de fuego real, el Stinger II fue dirigido por ambos medios de la US Navy, a blancos que simulan ser buques de superficie enemigos, que destruyó con su potente armamento. Los AC-130W están armados un cañón GAU-23 de 30 mm, un obús de 105 mm, municiones de precisión guiadas y bombas de diámetro pequeño GBU-39. El avión está en fase de reemplazo por una versión basada en el Super Hercules C-130J, denominada AC-130J Ghostrider.

El capitán de navío Peter Mirisola, comandante del Escuadrón de Destructores o Destroyer Squadron (DESRON) 50/ Combined Task Force (CTF) 55, explicó: Integrar nuestras fuerza de superficie (en referencia a sus destructores) con la potencia de fuego de un AC-130W brinda una capacidad a la fuerza conjunta que mejora profundamente nuestra letalidad en el entorno marítimo. La incorporación del Gunship a la batalla marítima conjunta mejora significativamente nuestra capacidad de detectar, rastrear, atacar y derrotar las amenazas de superficie para controlar el espacio marítimo en el Golfo Arábigo”.

La tensión entre Irán y los países occidentales, encabezados por Estados Unidos ha ido creciendo como ya informó defensa.com. En este estrecho e importante escenario naval los iraníes utilizan como una de sus principales bazas las pequeñas lanchas, que podrían tornarse en suicidas, de los Guardianes de la Revolución, una amenaza ante las cual los Gunship son especialmente eficaces.

Los AC-130 Gunship de la USAF se utilizan normalmente para el apoyo aéreo cercano o CAS (Close Air Support) y las misiones de interdicción aérea en favor de fuerzas terrestres, demostrando su eficacia en escenarios como Afganistán, Irak y Siria. A esta actividad se suma, por primera vez en colaboración con la US Navy, el ensayo del apoyo directo a las operaciones marítimas en el Golfo Arábigo.

El vicealmirante Jim Malloy, comandante de la NAVCENT, dijo: "Hemos empleado efectivamente capacidades conjuntas similares en el pasado para contrarrestar a las fuerzas beligerantes que intentan interrumpir u obstaculizar el libre flujo del comercio y la libertad de navegación en el región que usa la fuerza o ataca a las fuerzas estadounidenses, de la coalición o asociadas en un conflicto ... Continuaremos trabajando a través de mandos de componentes y socios de la coalición para mejorar aún más la letalidad de nuestras fuerzas a través de nuestra capacidad de enfrentarnos simultáneamente una multitud de amenazas en el Golfo Arábigo, Mar Rojo y aguas adyacentes”. (Julio Maíz Sanz)

Foto: El poderosamente armado AC-130W (foto: USAF)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.