Jueves, 18 de agosto de 2022 Iniciar Sesión Suscríbase

Los UAVs en la lucha contra los incendios

La tendencia al uso de vehículos aéreos no tripulados (UAV) en la lucha contra incendios es imparable. El cambio climático ha sido un factor clave en el aumento del riesgo y la extensión de los incendios forestales, se están creando condiciones cada vez más cálidas y secas, aumentando el riesgo de sequía y una temporada más larga en la que los incendios son un riesgo real en muchas partes del mundo.

Los UAV, también conocidos como 'Sistemas de Aeronaves Pilotadas por Control Remoto (RPAS) o 'drones', se han convirtiendo rápidamente en una herramienta más para usar los incendios; son una adición útil al equipo, y quienes deben hacer frente a este escenario confían en la información que brindan durante y después de un incendio.

Los UAV pueden volar largas distancias y equiparse con cámaras de alta definición, sensores de imágenes térmicas y otros equipos; pueden proporcionar una visión en tiempo real de los incendios en el suelo y cómo se propagan. A medida que los costes disminuyen y la tecnología mejora, la adopción de UAV en la seguridad contra incendios evoluciona a una herramienta estándar de extinción de incendios. Sobre todo, teniendo en cuenta lo fácil que resulta su despliegue.

Los principales usos de los UAV en la lucha contra incendios

•    Monitoreo y evaluación de la escena del incendio.
•    Búsqueda y rescate (SAR).
•    Análisis posterior al incendio y documentación de la escena.

La integración de sensores térmicos radiométricos livianos con mayor capacidad ha revolucionado la cantidad de información disponible para un comandante de la escena del incendio, y la información es clave cuando hay vidas en juego.

Ya sea en planificación de la ruta de ingreso para acceder a un incendio en un edificio o estructura o la búsqueda personas en el interior, las imágenes térmicas pueden "ver" a través del humo para ubicar personas y puntos calientes mientras mantiene a los bomberos seguros. Cuando se usan plataformas tripuladas durante tales operaciones, se requieren pilotos altamente calificados debido a la visibilidad reducida cuando se vuela hacia el humo del fuego. Este riesgo puede mitigarse utilizando plataformas no tripuladas pilotadas a distancia o dirigidas automáticamente, lo que reduce el estrés y la fatiga del operador.

Los vehículos aéreos no tripulados pueden ser muy eficientes en términos de requisitos de energía, lo que se vuelve esencial cuando se combaten grandes incendios que requieren operaciones prolongadas. Esto los convierte en una tecnología relativamente ecológica con una baja huella de carbono.

La UME

La Unidad Militar de Emergencias Española (UME) es una fuerza paramilitar específica que se estableció para misiones donde se requiere intervención para preservar la seguridad de los ciudadanos españoles en casos de desastre natural, alto riesgo u otras necesidades públicas especiales.

A pesar de su amplia competencia, la UME se centra principalmente en apoyar a los bomberos para hacer frente a las emergencias de incendios forestales. La UME tiene una fuerza de más de 4.000 miembros y utiliza una amplia variedad de vehículos, herramientas y equipos, incluidos los UAV. Entre estos UAV se encuentra el helicóptero UAV español A-800, que cuenta con la solución de control de vuelo de UAV Navigation. El sistema tiene varias funciones avanzadas, pero su principal contribución en esta función es proporcionar información precisa a los comandantes sobre el terreno sobre el desarrollo de un incendio forestal y, al mismo tiempo, reducir el riesgo para los efectivos sobre el terreno.

Aplicaciones de extinción de incendios UAS

Los vehículos aéreos no tripulados se utilizado desde hace varios años para ayudar a combatir los incendios.

Trabajando en conjunto con los bomberos y otros profesionales de la seguridad pública, los fabricantes de aeronaves están introduciendo productos con funciones de inicio rápido, alta fiabilidad, sensores térmicos de última generación, mayor duración de los vuelos y, lo que es más importante, impermeabilización para todo clima y funcionamiento en todas las condiciones.

El uso de la inteligencia artificial (IA), el análisis de datos y la tecnología que los drones brindan a los departamentos de bomberos un nuevo conjunto de herramientas para combatir incendios que están creciendo en tamaño, frecuencia e intensidad. Los UAV son herramientas robustas que se pueden operar independientemente de las condiciones climáticas. Estas herramientas también están demostrando ser muy útiles para los bomberos en el entorno urbano.

Los sistemas no tripulados proporcionan conocimiento situacional

Una función clave de los UAS en el contexto de la extinción de incendios es proporcionar conciencia situacional a los comandantes durante situaciones altamente confusas. Estas aeronaves son herramientas útiles para capturar imágenes térmicas del paisaje en tiempo real; la intensidad del calor puede ayudar a los comandantes a decidir dónde deben los bomberos establecer líneas de contención de incendios, y si son excavadas con excavadora o a mano.

Para ayudar a las agencias de extinción de incendios a obtener conciencia de la situación, los UAV pueden ayudar a proteger al personal y permitir un mapeo rápido para la respuesta a incidentes y la recuperación posterior al incidente. Curiosamente, también se pueden usar para encender fuegos controlados de forma remota para evitar que los incendios se propaguen.

Cómo los UAV resultan de utilidad

Tener ojos encima de la escena y poder volar el dron hacia donde se encuentran los puntos de acceso permite a los equipos combatir el fuego de manera más eficiente. Con más información desde el aire, el control de mando de los incidentes puede dirigirse mejor a los miembros de la tripulación en la escena para apagar el fuego. La cámara térmica proporciona la capacidad esencial para que los bomberos vean a través del humo y controlen los puntos críticos. Los UAS son ojos en el cielo para los bomberos. Pueden ser una herramienta de extinción de incendios esencial para las personas en los servicios de bomberos, especialmente en los centros urbanos y sus alrededores, donde podría producirse un auténtico infierno mortal en edificios de gran altura.
 
Los UAV requieren elementos de software y hardware de control de vuelo que permiten controlar la aeronave de forma remota, ya sea directamente por un piloto o de forma autónoma por un ordenador a bordo. La dinámica de vuelo de los UAV es muy variable y no es lineal, por lo que mantener la actitud y la estabilidad puede requerir un cálculo y un reajuste continuo de los sistemas de control de vuelo de la aeronave.

Las soluciones de control de vuelo de UAV Navigation

Los sistemas del fabricante español contienen capacidades para combatir incendios. Entre las más importantes se encuentran:

Cámara guiada: los pilotos automáticos pueden estar completamente integrados con cámaras y proporcionar capacidades avanzadas. La incorporación de funciones de geo-pointing permite que el UAS siga automáticamente las coordenadas del objetivo proporcionado por una cámara, ya sea automáticamente (seguimiento de objetos) o de forma manual. Esto permitiría obtener una imagen en tiempo real de una fuente de fuego utilizando un seguimiento automático de la aeronave sobre ella.

Generador de planes de vuelo para el seguimiento: el operador puede configurar fácilmente un plan de acción para permitir que el UAV cubra un área designada de la manera más eficiente. Esta funcionalidad es estratégica para las misiones de búsqueda y rescate y durante el análisis posterior al incendio.

Suelta de carga automática: el usuario puede configurar acciones automáticas en waypoints mientras planifica la misión. Los bomberos podrían programar eventos automáticos como activaciones de interruptores o eventos automáticos.

Visualización de vuelos en 3D: visión 3D del vuelo para conocer la orografía en tiempo real. Como mencionamos anteriormente, la poca visibilidad al volar a través del humo puede generar situaciones de riesgo y poner en peligro la misión. El sistema de control de vuelo permite la integración de una herramienta de visualización 3D que ayuda a los operadores a aumentar la conciencia situacional y conocer la orografía en tiempo real.

Emergencia: la extinción de incendios requiere acciones rápidas, por lo que es obligatoria una solución de control de vuelo fácil de implementar con aplicaciones de alta velocidad. Los controladores de vuelo profesionales incluyen "configuraciones de ganancias múltiples" que permiten la interpolación automática de ganancias en función de la velocidad del aire y ayudan a que las plataformas UAS estén presentes en la ubicación del incendio muy rápidamente. Esto reduciría el tiempo de actuación sobre el fuego y evitaría su propagación.

Todas estas características hacen de cualquier UAV/UAS una herramienta muy útil para extinguir un incendio en el menor tiempo posible.

 

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.