¿Desea recibir notificaciones de www.defensa.com?
X
Sábado, 15 de junio de 2024 Iniciar Sesión Suscríbase

Alemania y Noruega trabajan en el misil antibuque supersónico que reemplazará al NSM, seleccionado por la Armada española

Las capacidades del 3SM Tyrfing no están aún claras pero se sabe que será supersónico, furtivo y de muy altas prestaciones.

La necesidad que los buques navales, que tienen un coste cada vez más elevado, cuenten con el máximo potencial ofensivo para neutralizar a sus adversarios lleva a introducir en ellos sistemas de misiles antibuque cada vez más capaces, letales y difíciles de neutralizar. Ese objetivo es el que ha llevado a Alemania y a Noruega a un acuerdo que les va a permitir reemplazar, a mediados de la próxima década, sus misiles antibuque NSM (Naval Strike Missile).

Este último es un arma que, curiosamente, acaba de ser seleccionada y adquirida para dotar en los próximos años a las fragatas F-110, F-100 y hasta a los submarinos S-80 de la Armada española.

España no se ha incorporado a esa apuesta de futuro, sería el paso natural si se busca un tipo de misiles antibuque bien distintos de los Harpoon estadounidenses que se usaban. Seguramente, con el futuro desarrollo podrán surgir versiones de disparo costero y hasta de empleo aéreo.

España debería valorar soluciones como el 3SM Tyrfing de cara a complementar a los NSM que aún no han llegado a la Armada.

Sobre la futura arma de guerra naval, que se conoce como 3SM Tyrfing, sabemos que los noruegos intentarán ponerlo en servicio en 2035 y que los alemanes valoran una fecha similar. Con este misil antibuque, frente al NSM que es subsónico, se optará por un arma capaz de volar de forma supersónica para que sea más rápido a la hora de neutralizar sus objetivos y tenga mejor envolvente de vuelo para dificultar su neutralización; también que se caracterizará por un alcance mucho mayor de los 200 km que se estiman para aquel que se reemplazará.

En el proyecto trabajan ya compañías como Kongsberg Defence & Aerospace, MBDA o Dielh Defence. En los últimos meses se han iniciado los trabajos de desarrollo preliminar y los acuerdos objetivos previos a avanzar hacia la obtención del misil antibuque supersónico y furtivo de altas prestaciones 3SM Tyrfing que requerirá de una notable inversión en su consecución.

Del futuro misil antibuque supersónico se conocen detalles como que contará con un impulsor de combustible sólido tipo ramjet que hará que vuele muy alta velocidad y que será de gran eficiencia para mover una masa que contará con una cabeza de combate altamente neutralizadora al impactar contra las estructuras propias de buques de superficie, aunque no se descarta que se avance hacia alguna solución que también pueda emplearse, a modo de misil de crucero, contra objetivos en superficie. (Octavio Díez Cámara)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.