Jueves, 29 de septiembre de 2022 Iniciar Sesión Suscríbase

Luis Lara Jaramillo, nuevo ministro de Defensa de Ecuador

El presidente de la República, Guillermo Lasso, remplazó como ministro de Defensa al general del Ejército en servicio pasivo Luis Hernández, que dimitió, por el general de división, también en servicio pasivo, Luis Lara Jaramillo (ex jefe Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, para lo cual fue nominado el 15 de octubre de 2019 el entonces presidente, Lenín Moreno, que en esa fecha cambió la cúpula militar).

 “Su trayectoria al servicio de los ecuatorianos refleja su profesionalismo. Confío plenamente en su aporte positivo a la seguridad del país. Éxitos en esta nueva función”, escribió el jefe de Estado sobre el nuevo titular de la cartera. Es lojano y paracaidista.

Hernández estaba a cargo de la cartera de Defensa desde el pasado 18 de octubre, cuando sustituyó a Fernando Donoso. En una carta dirigida al presidente no especificó las razones de su dimisión. El ex ministro dijo que ha cumplido en estos seis meses con las políticas impuestas por el Gobierno. “Con entrega y por el camino que he creído es el correcto para llevar a las Fuerzas Armadas, al servicio de los más altos intereses del país”.

Hernández  mandó las operaciones del Ejército en el Alto Cenepa en 1995 durante la guerra con Perú. Tiene un master en Administración Pública por la Universidad de Shippensburg, en Pennsylvania (Estados Unidos) y un diplomado del Centro de Estudios Estratégicos. Cuenta también con posgrados en Ciencias MilitaresEstrategia MilitarPolítica Militar y Relaciones Internacionales, que cursó en Inglaterra.

Fue general una vez que en 2019 el presidente Lenín Moreno lo decretó, después que la CIDH (Comisión Interamericana de Derechos Humanos) le notificara del informe de solución amistosa al que se había llegado con la Procuraduría, tras la denuncia presentada por Hernández porque el Ejército decidió no ascenderlo. Durante su gestión de Hernández, la Cartera de Defensa vivió dos grandes polémicas: En noviembre de 2021, un radar de vigilancia aérea instalado en el Cerro de Montecristi para control antinarcóticos fue destruido y por ese hecho son investigados penalmente 20 militares; y, en abril de 2022, Miguel Ángel Nazareno, ex militar y precursor de la captadora de dinero Big Money, ingresó a las instalaciones del Ministerio con armas, un vehículo robado y dinero en efectivo para entregar a clinetes, vinculado con operaciones ilegales de captación de dinero del público (red financiera piramidal).

Tras ser descubierto pudo escapar por la puerta trasera del complejo militar, justo cuando la policía pretendía atraparlo y días después fue asesinado en un sector rural de Quito. Ese escándalo fue determinante para su dimisión. El ministro Hernández ordenó una investigación exhaustiva del caso, en un momento en que también se denunciaba otra operación similar en filas policiales.

Luis Lara Jaramillo es el tercer militar en servicio pasivo que asume el Ministerio de Defensa en el Gobierno de Guillermo Lasso. Fue muy crítico hacia  las revueltas de octubre de 2019. Lara ha sido claro sobre su rechazo al socialismo del Siglo XXI. En junio de 2021 y con Lasso de presidente, dejó el Comando Conjunto con una declaración que ahora pudiera ser determinante para su liderazgo:

La insurgencia interna es, señor presidente, una de las mayores amenazas a la integridad de la nación. Los sucesos de 2019 en Ecuador y las recientes asonadas en Colombia y Chile, así lo confirman. En las dos últimas décadas, las Fuerzas Armadas han debido resistir el embate de políticos con ideologías extremas que, a pretexto de la armonía regional, han pretendido desmantelar a las instituciones responsables de la seguridad y la defensa”.

Continuó perfilando lo que en ese momento veía desde el máximo cargo del poder militar. “Se hace ineludible, señor presidente, revertir este proceso que atenta a la defensa del Ecuador y puso en riesgo a sus instituciones. Este es el momento trascendental para invertir en defensa. Por ello las Fuerzas Armadas requieren de los recursos tecnológicos, humanos y de infraestructura, que permitan estar presentes en todo el territorio. Es la única forma de impedir que las oscuras fuerzas del crimen y el terror se instalen en nuestro país”.

Fotografía: Luis Lara tomó posesión como ministro de Defensa de Ecuador.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.