Domingo, 29 de enero de 2023 Iniciar Sesión Suscríbase

Arriba en un Hercules de la Fuerza Aérea material antidisturbios para la Policía Nacional del Perú

El pasado día sábado 14, a bordo de un L-100-20 Hercules de la Fuerza Aérea arribaron desde Brasil al Perú los 28.960 cartuchos de gas lacrimógeno de 37/38 mm, adquiridos en diciembre pasado por la Policía Nacional a Cóndor Industria Química por un monto de poco más de 495 mil dólares, a fin de renovar con carácter de urgencia los stocks de material antidisturbios, casi agotados tras las violentas manifestaciones que se registran en el país en rechazo al gobierno, exigiendo el cierre del Congreso y el adelanto inmediato de elecciones.

El vuelo, autorizado mediante la Resolución Ministerial N° 031-2023, estuvo a cargo del L-100-20 Hercules, matrícula FAP 397, que despegó desde la Base Aérea “Mayor General FAP Armando Revoredo Iglesias”, ubicado a un lado del Aeropuerto Internacional “Jorge Chavez”, el día 13 con rumbo a Iquitos para después seguir a Santa Cruz y finalmente a Rio de Janeiro donde recogió las casi 9 toneladas de material antidisturbios, para retornar a Lima al día siguiente.

Adicionalmente a la adquisición a Condor Industria Química, la Policía Nacional otorgó, también en diciembre pasado, un contrato, en la modalidad de contratación directa por “emergencia”, a la Fábrica de Armas y Municiones (FAME SAC) para suministrar de manera inmediata unas 2.270 granadas lacrimógenas (CS) de cuatro cuerpos, 385 cartuchos de 37/38 mm. y 2.355 cartuchos de calibre 12GA con perdigones de goma, por aproximadamente 195 mil dólares.

Fuerza Aérea, Perú, material antidisturbios, Policía, gases lacrimógenos

Esta adquisición se suma a la realizada en julio pasado via la Licitación Pública Nº 001-2022  convocada por la Dirección de Economía y Finanzas de la Policía Nacional del Perú (DIRCEFIN), de cara al suministro de “Material Antidisturbios para la Policía Nacional”.  Cifrada en poco más de un millón de dólares, comprendió un lote de 2.870 granadas lacrimógenas de cuatro cuerpos, 30.000 cartuchos lacrimógenos de 37/38 mm, 10.000 cartuchos de calibre 12GA con perdigones de goma, y 3.000 cartuchos propulsores de calibre 12GA, así como 500 granadas de aturdimiento del tipo “flash bang”.

El plazo de entrega se fijó en 120 días. Información extraoficial, da cuenta al momento el material antidisturbios aún no ha sido entregado, aparantemente por problemas en el suministro de componentes y de transporte, estimándose que arribe en marzo, lo cual ha generado que diversos especialistas consideren que la demora no está debidamente sustentada y que debería aplicarse la normativa vigente.

De acuerdo a información recabada por defensa.com, las adquisiciones de material antidistubios no serán las únicas, pues para 2023 la Policía Nacional prevé la adquisición de al menos 70.000 granadas lacrimógenas (CS): 20.000 de un cuerpo y 50.000 de cuatro cuerpos, 160.000 cartuchos lacrimógenos de 37/38 mm, 150.000 cartuchos de calibre 12GA con perdigones de goma, y 50.000 cartuchos propulsores de calibre 12GA, así como 5.000 granadas “flash bang”. La inversión, que permitiría renovar al menos en parte los stocks de material antidisturbios, se cifraría entre 1,6 y 2 millones de dólares.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.