Viernes, 23 de febrero de 2024 Iniciar Sesión Suscríbase

Colaboración estratégica para la integración de la Agenda de Mujeres, Paz y Seguridad: el papel de la Junta Interamericana de Defensa

El Programa Mujer, Paz y Seguridad constituye uno de los retos prioritarios de la Junta Interamericana de Defensa.

En este artículo se aborda la colaboración estratégica de la Junta Interamericana de Defensa (JID), como parte de la Organización de los Estados Americanos (OEA), para llevar a buen puerto la Agenda de Mujeres, Paz y Seguridad (MPS). En virtud de los mandatos de la OEA y la Conferencia de Ministros de Defensa de las Américas (CMDA), el programa MPS se enfoca en desarrollar políticas inclusivas y regulaciones institucionales para apoyar a sus Estados miembros. La JID se posiciona como un ente asesor clave para avanzar en la integración de mujeres en las fuerzas civiles y militares de defensa y seguridad.

El documento destaca áreas prioritarias de acción, como la incorporación de mujeres en instituciones de defensa, el desarrollo de políticas de defensa equitativas y la participación activa de mujeres en procesos de paz y toma de decisiones. Se enfatiza la necesidad de colaboración con socios estratégicos y la aceptación voluntaria de los países para alcanzar los resultados deseados. La JID, a través de su enfoque proactivo y estratégico, demuestra su compromiso con la equidad de género en el ámbito de la defensa y la seguridad en las Américas.

La mayoría de los países del continente americano también ha iniciado el camino hacia la integración de la mujer en las Fuerzas Armadas.

La JID, como entidad integrante de la OEA tiene como misión la prestación de servicios de asesoría técnica, consultiva y educativa en asuntos militares y de defensa en el Hemisferio. En este contexto, el Programa MPS surge para satisfacer la necesidad de adecuar las políticas y regulaciones institucionales en los Estados miembros de la JID para garantizar la plena participación de mujeres en las Fuerzas Armadas. Su enfoque estratégico allana el camino para la creación de un Plan de Acción, delineando tareas para apoyar a los países en la implementación efectiva de la agenda MPS.

El papel de la Junta Interamericana de Defensa se enfoca en asesorar a los Estados miembros para avanzar en la integración de mujeres en las organizaciones civiles y militares de defensa y seguridad. Esto incluye los Ministerios de Defensa y sus instituciones dependientes, tales como los Jefes de Estado Mayor, Ejércitos, Marinas, Fuerzas Aéreas, entre otros. De acuerdo con la Resolución 1325 de la ONU, las áreas prioritarias de actuación son las siguientes:

1. Incorporación de Mujeres en Instituciones de Defensa: Desarrollo de políticas y regulaciones que fomenten la igualdad de género en las Fuerzas Armadas.

2. Desarrollo de Políticas de Defensa: Garantizar oportunidades de carrera militar sin exclusiones por razón de género.

3. Participación en Prevención y Resolución de Conflictos: Inclusión de mujeres en procesos de paz y resolución de conflictos.

4. Inserción en Cargos de Liderazgo y Toma de Decisiones: Fomentar la participación activa de mujeres en roles de liderazgo y procesos de toma de decisiones.

Dado que la  opera como un órgano consultivo, el programa de MPS brindará asesoría solo a países que lo acepten o soliciten. La colaboración con socios estratégicos, como organizaciones internacionales, universidades y grupos de reflexión, es esencial para alcanzar los resultados esperados.

Para lograr lo anterior, se han definido acciones concretas, organizadas en un ciclo que permita ir mejorando de manera continua los logros alcanzados. Estas acciones son: levantamiento y actualización de información oficial de cada país, análisis y diagnóstico de la situación, diseño de estrategias específicas, implementación, evaluación de los resultados, para finalmente volver a la actualización de la información y continuar con el ciclo.

Algunas de las participantes en el seminario Mujer, Paz y Seguridad celebrado en septiembre del año 2023.

En resumen, la colaboración estratégica entre la Junta Interamericana de Defensa (JID) y los Estados miembros se revela como crucial para avanzar de manera significativa en la implementación de la Agenda de Mujeres, Paz y Seguridad (MPS). Los objetivos claros del programa MPS, delineados a partir de los mandatos de la OEA y los requisitos de la CMDA, destacan el compromiso de la JID en promover una participación equitativa de género en el sector de defensa.

Las áreas de acción estratégicas identificadas por la JID, como la incorporación de mujeres en las instituciones de defensa, el desarrollo de políticas igualitarias y la promoción activa de mujeres en procesos de paz y toma de decisiones, constituyen fundamentos sólidos para la transformación positiva. Estas áreas convergen con las prioridades delineadas en la Resolución 1325 de la ONU, reforzando la consonancia del programa con estándares internacionales reconocidos.

La colaboración estratégica, no obstante, no es solo un imperativo, sino un catalizador para el éxito duradero. Como se mencionó, la aceptación voluntaria por parte de los países y la colaboración con organizaciones internacionales, universidades y grupos de reflexión son elementos clave para alcanzar resultados efectivos.

Reconocemos la importancia de construir alianzas sólidas, ya que la complejidad de los desafíos requiere esfuerzos colectivos. Mirando hacia el futuro, incentivamos la continuidad de estas prácticas colaborativas, con énfasis en evaluaciones regulares, ajustes estratégicos y la exploración de nuevas áreas de cooperación. Al unir fuerzas, no solo cumplimos con los requisitos establecidos, sino que también trascendemos las expectativas, promoviendo una cultura de igualdad e inclusión en el ámbito de la defensa y seguridad en las Américas.

Agradecemos sinceramente a todos los involucrados en este proceso colaborativo y reiteramos nuestro compromiso con la construcción de un futuro más equitativo y seguro para todos. De igual forma, considerando los avances logrados, recomendamos la continuidad de la colaboración entre la JID, los Estados miembros y los Estados Observadores, buscando ampliar el impacto positivo del programa MPS.

Además, alentamos la exploración de iniciativas específicas que puedan fortalecer aún más la presencia y participación de las mujeres en todas las esferas del sector de defensa. Finalmente, queremos dejar constancia de nuestra profunda gratitud a todos los colaboradores, socios y partidarios que contribuyeron a la concreción de este proyecto. El éxito de esta iniciativa es el resultado del compromiso colectivo de todos los involucrados.

El coronel Meier Hoyuela (Fuerza Aérea de Chile) y la capitán de corbeta Machado Senez (Marina de Brasil), responsables del Programa MPS.

Información de Contacto:

Para obtener más información o realizar consultas adicionales relacionadas con el programa MPS de la JID, los autores están disponibles para contacto a través de la información proporcionada a continuación.


Carlos Meier Hoyuela, Coronel de la Fuerza Aérea de Chile  

Vicedirector de la Subsecretaría de Asesorías

Junta Interamericana de Defensa

meierc@jid.org  

cmeierho@gmail.com


TARYN Machado Senez, Capitan de Corbeta de la Marina de Brasil

Asesora de Mujer, Paz, Seguridad y Derechos Humanos

Junta Interamericana de Defensa

Taryns@jid.org

Taryn.tyn@gmail.com

 

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.