Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

Chasis de TAM (Tanque Argentino Medio) vendidos como chatarra

La subasta de chasis de tanques argentinos, TAM,  no  solventará las carencias del Ejército, pero hará  feliz a más de un chatarrero. En una nueva medida tomada en silencio y sin explicaciones, el  Ejército argentino dispuso enviar a remate (subasta) más de medio centenar de chasis o bateas de TAM (Tanque Argentino Medio) que desde hace muchos años permanecen arrumbadas a un costado de los arsenales de Boulogne, en las afueras  de Buenos Aires.

Como recordarán nuestros lectores más antiguos, hacia la década del noventa y bajo el mandato del presidente Carlos Menem se procedió a concluir con una serie de vehículos que estaban a medio terminar con perspectivas de exportación. Como dicha operación comercial no se concretó, los vehículos ya armados pasaron a las filas del Ejército Argentino, pero quedaron muchos chasis a medio construir.

La posterior crisis presupuestaria que vivió y viven las Fuerzas Armadas, hizo desestimar el completamiento de dichos chasis, a duras penas se podían mantener los blindados  en servicio y sonaba innecesario el armado y alistamiento de esos vehículos que pasaron a ser un decorado de acero en las instalaciones del arsenal.

Pese a que se realizó un meticuloso estudio sobre las posibilidades de completamiento de, por lo menos, algunos de los chasis, principalmente sobre aquellos modelos de vehículos de combate  que no requerían una sofisticación importante o complejidades de fabricación , caso  de los Amunicionadores (están las cintas transportadoras de munición en depósito hace lustros),  ambulancias blindadas,  recuperadores, portamorteros, puesto de comando  o incluso VCTP (Vehículo de Combte de Transporte de Personal) de los cuales hay varias bateas.  Incluso se llegó a idear un  vehículo de combate  antiaéreo con la adopción de una sencilla torre de VCTP (de la cual también hay tiradas),  una solución  nada sofisticada pero que hubiera servido para paliar en algo  la carencia actual de protección antiaérea de las columnas blindadas.

Obviamente a nadie se le ocurre utilizar acero de alta calidad de dichas bateas para producir las protecciones de , por ejemplo los veteranos M-113, que tras medio siglo de servicio carecen de un mínimo blindaje para proteger a su ametralladorista en su alto pulpito, ni hablar de otro tipo de blindaje para los mismos TAM. Obviamente, la utilización de dichos chasis en vehículos útiles y su recuperación, es una operación de alto vuelo. Requeriría adquirir lo más costoso, hablamos de motores y transmisiones, suspensiones y orugas sin afectar la reserva de esos componentes que tiene la fuerza. 

Pero tomemos en cuenta que existen repuestos, partes y piezas en Europa que podrían adquirirse a bajo costo para luego , con trabajo y mano de obra nacional, iniciar un proceso de acondicionamiento de dichos chasis o por lo menos de aquellos que la institución considere viables y necesarios. La llegada del programa FONDEF del Ministerio de Defensa,  podría tener aquí un buen comienzo y justificación. Por el momento y al presentarse esta operación de enajenación de material, presentado como rezago ante los particulares interesados, está claro que el producido de la venta de acero de alta calidad, será irrisorio y no modificará en nada la difícil situación presente, más bien hará la felicidad de más de un chatarrero. (Luis Piñeiro)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.