Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Demanda sobre el fallo de la artillería salvadoreña

El ministro de la Defensa, René Merino, interpuso una denuncia en la Fiscalía General de la República sobre irregularidades en un contrato entre la Fuerza Armada (FAES) y la empresa Centrum, cuyo accionista y presidente es el líder del Consejo Ejecutivo Nacional (Coena), del partido Alianza Republicana Nacionalista (Arena), Gustavo López Davidson.

Los hechos se remontan a 2013,  año en que la Fuerza Armada (FAES) firmó un acuerdo con Centrum para permutar armamento, encargándose dos obuses M71 de 155mm en Israel.  Según Centrum, dos oficiales viajaron a Israel a inspeccionar el armamento de artillería, y las armas fueron entregadas en 2016.  En su denuncia, el ministro de Defensa salvadoreño explicó que la FAES entregó obuses y otras armas en buen estado, en un paquete valorado en $2.050.000, y a cambio recibieron de Centrum “armamento que no funciona”.  El ministro explico que en una reunión de comandantes después de tomar su cargo, el jefe de artillería dio parte que el equipo no funcionaba.  Por su parte, Gustavo López Davidson, negó que los obuses no funcionen, sino que el problema es que no se adquirió la logística y munición correspondiente, por lo que nunca han podido usarlos.

Fondo

Después del conflicto interno, muchas de las armas pesadas tenían serios daños y faltantes.  Un buen número de  morteros pesados de 120mm UBM-50 tenía fisuras en sus tubos, y lo mismo sucedía con los tubos de los fusiles sin retroceso de 90mm M67.  Había faltantes de cañones sin retroceso (CSR) de 106mm, y  de obuses M101 y M56, así como la artillería antiaérea (piezas M55 y TCM-20) estaban desfasados completamente.  Hay que recordar que fue una guerra de más de 12 años.  Ya en 2011 no había técnicos que pudiesen atender los obuses M56 yugoslavos, así que las piezas caían en desuso, y lo mismo había pasado con las M55 antiaéreas.   Con todo, el CIDET habría recuperado plenamente las miras de los obuses M101,y los hidráulicos de las M55, pero se necesitan fondos y presupuestos para completar todo, cosa que no se conseguía.  En 2010, bajo la gerencia del general Munguía Payes, se buscaba la adecuación de dos baterías (12 piezas) de obuses M101A1 de 105mm al estándar KH-178, con un tubo de 38 calibres de largo y freno de boca de doble deflector, que logra alcances entre los 14,7km y los 18km, y de ser posible hacer lo mismo 2 baterías (12 piezas) de M56 yugoslavos, poniéndoles al estándar M56A1, con tubos de 33 calibres de largo que le dan un alcance de los 18Km.  La industria chilena ofrecía hacerlo, pero a un precio prohibitivo de $500.000 por pieza.  Esto los llevó a considerar a Corea, que lo hizo por solo $200.000 por pieza. 

defensa.com había expuesto ya la situación de los obuses salvadoreños en marzo del 2013, cuando se dio a conocer que poco antes de la compra de los aviones A-37B, El Salvador comenzó negociaciones por la adquisición de artillería.  Poco después se conocía que bajo la gestión del general José Atilio Benítez Parada se buscaba en su lugar obuses M71 de 155mm de origen israelí, que debían llegar con sus respectivos tractores, munición y equipo de apoyo.  El Obús M-71 fue fabricado por la Soltam Ltd de Israel,  cuyo prototipo se completó en 1974, entrando en producción al año siguiente. Tiene un tubo de calibre 155/L39 que le permite un alcance de los 29km.  El M71 ha sido prácticamente retirado en Israel, pero uno de sus clientes fue Chile, que adquiría entre 24 y 36 piezas.  Chile también tenía 36 piezas Oto M56 de 105mm.  Chile, por otro lado, buscaba en ese 2013 no solo mecanizar su artillería sino también estandarizarla en el calibre 155mm, haciendo los obuses M71 y los M56 excesos. Los datos que proveían los mandos salvadoreños de la fecha era que se buscaba estandarizar la artillería salvadoreña al calibre 155mm, buscándose equipar con ellos las 6 baterías de obuses de campaña, o sea 36 piezas.

Durante las celebraciones del 15 de septiembre de 2019 finalmente aparecieron dichas piezas en manos del Ejercito de El Salvador, solo se adquirieron dos M71 directamente en Israel, y no sirven.  Aquellos obuses de 155mm en manos de El Salvador son 155/L39 M71 modelo 1980.  El M-71 es un obús remolcado de calibre L39 de 155 mm fabricado por la compañía israelí Soltam Systems.  Es una evolución del M-68, que tiene inspiración en la serie K68 de la finlandesa Tampella Oy.  El Soltam M71 usa el mismo sistema de retroceso, recámara y chasis del M68, pero con un tubo de calibre L39 versus calibre L33 del M68. Está equipado con un apisonador impulsado por aire comprimido para permitir una carga rápida y fácil en todos los ángulos de elevación. El peso de la pieza es de 9.200kg, teniendo un ángulo de elevación de entre los -3º y +52º, y un alcance de unos 23.500m que puede incrementarse a 30.000m con munición asistida.

Sin embargo, los dos M71 no llegaron solos, lo hicieron con un lote de 18 obuses Oto M56.  Adelantamos que los Oto M56 nunca fueron usados por Israel, y todo sugiere que el armamento es de tercera o cuarta mano. Se trata de un diseño italiano de 1956, con un tubo de calibre L14 (o sea calibre 105/L14mm) que le da un alcance máximo de 10,575m.  A cambio de la reducción de alcance, el arma es altamente móvil, y ligera con un peso de 1,290kg.  Como detalle, de las 56 Oto M56 piezas que en su momento usara Chile, se dice que un lote de 18 piezas seria de origen argentino.  Sucede que estas piezas fueron capturadas por los británicos durante la Guerra de las Malvinas y transferidas en términos preferenciales al Ejército de Chile.  Apuntamos que, por todos sus atributos, el Oto M56 se encuentra desfasado, pues está siendo remplazado por modelos similarmente ligeros, pero que retienen alcances más allá de los 15.000 metros.  Son piezas de artillería muy aptas para su empleo en montaña, pues tienen la posibilidad de desarmarse para su transporte en mulas, y una vez armados y listos para el combate, proveen grandes ángulos de puntería en elevación y amplio sector de tiro horizontal, pero por todo, son inferiores a los M102 y M56 que usaba la FAES. 

Por otro lado, el peso ligero del Oto M56 ha sido aprovechado para auto propulsarlo por la facción de Boko Haram en Gwaza, África, donde tropas de Nigeria capturarían en el 2015 un camión con el Oto M56 en la cama para su uso en apoyo de fuego directo.  Por su parte, la jordana KADDB desarrolló el Al-Wahsh 105mm usando un chasis TATRA blindado a nivel 1 STANAG-4569, y el que en su cama lleva un NORINCO 105mm, copia del Oto M56, junto con 16 tiros de 105mm.

El 105/L28 M56 yugoslavo, de calibre 105/L28, sufre la misma situación de desfase, pero puede dársele nueva vida.  Es un arma basada en el M101 de EE. UU y el leFH 18 alemán que entró en producción en 1956. El prototipo SH-1 fue diseñado por el Instituto Técnico Militar de Belgrado, Yugoslavia, en 1951. El segundo prototipo aparece en 1955 como SH-2, y pasaría a ser la base del M-56. La producción en serie comenzó en 1956 por la Crvena Zastava en Kragujevac, ahora Zastava Arms.  La versión de producción original era de calibre L28, que le otorgaba un alcance máximo de 13 km.  Anotamos que se ha desarrollado la versión M56A1, sobre el chasis original, que se dota de un bloqueo de recámara más fuerte, con sistemas de retroceso y un equilibrador hidroneumático.  Su característica principal es un tubo de calibre L33, y el que tiene una capacidad disparar rondas contra blancos de hasta los 18,5kms de distancia, y un tubo endurecido para los 18.000 disparos. 

El Salvador tendría 13 M56 Yugoslavos retirados (un 14º está en el Museo Militar),  al parecer fueron entregados en a cambio de  los Oto M56. Los M56 convertidos al modelo M56A1 ya mencionado, podrían haber pasado al Comando de Apoyo Logístico (CALFA), y de allí al CIDET, donde podrían haberse acomodado en algo similar al Soko 105mm M-09 SP usando el chasis del VCT-A1 como base.  El Soko M-09 es un M56 mecanizado, montado sobre el chasis de un camión blindado para su conversión de artillería autopropulsada, etiene una tripulación de 5, el cañón tiene una elevación en un arco de -3° a +65°y una traversa de 62°. 

El obús M102 es uno de calibre 105/L32mm con un alcance de 11,5km.   Se utiliza en operaciones aéreas móviles (helicópteros), y operaciones de infantería ligera. Su montaje es de aluminio soldado ligero, montado en un mecanismo de retroceso variable. Entró en servicio en 1964. El obús M101A1 (anteriormente designado M2A1) entró en producción en 1941.  Los primeros 8 llegaron a El Salvador en 1953,  luego se completó un grupo de 12.  Es un arma de calibre 105/L22mm y tiene un alcance de 11.270m.

Quien debía ser procesado es quien decidió entregar equipo en buen estado y mejores prestaciones a cambio de  solo dos M-71s, sin su logística, y otras 18 piezas obsoletas. (Julio Montes, corresponsal de Grupo Edefa en Centro América)

Fotografía: Mortero de 120mm y M240 con un M40A1 (J  Montes).

·Soko M-09 basado en el M56A1 de 105mm (Nikola Smolenski)

·Un M101 modernizado a estandar KH-178 de 105mm en Chile (J  Montes)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.