Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian Grupo Edefa

El Ministerio de Defensa argentino renovará la indumentaria de las Fuerzas Armadas

El Ministerio de Defensa argentino invertirá 3.300 millones de pesos, unos 30 millones de dólares al cambio oficial, para readecuar la vestimenta que utilizan las instituciones militares. Con dicha adquisición generará un fuerte impacto en la industria textil y del calzado, ya que en el proceso participaron 19 empresas nacionales a través de llamados a licitación.

El programa “Vestuario para las Fuerzas Armadas para el Fortalecimiento de la Industria Textil y Calzado Nacional” tiene previsto, en esta primera etapa, equipar a los militares con 75 mil uniformes completos de combate, así como de uso diario y por especialidades aeronáuticas. Dichos uniformes serán utilizados por las Fuerzas Armadas cuando estén en cumplimiento de funciones de adiestramiento operacional o misiones subsidiarias y de apoyo a la comunidad.

Este programa, que se financia gracias al Fondo Nacional de la Defensa argentino (FONDEF), tendrá una duración de tres años y se estima que impulsará la creación de 2.715 nuevos puestos de trabajo en todo el país. Las 19 Pymes de distintas provincias argentinas que están encargadas de las producciones fueron seleccionadas mediante licitación a través de la plataforma COMPR.AR, donde también se les brindó una capacitación gratuita para que tanto el calzado, como la vestimenta producida cuenten con los estándares necesarios para su utilización en el ámbito de la Defensa. Las instituciones han pedido que la calidad del material a proveer sea estable y permita a los operadores del mismo, desarrollar sus tareas con comodidad y bajo estándares de calidad internacionales.

En años anteriores, se adquirieron uniformes en el extranjero, en China,  bajo estándares y controles estrictos, lo que permitió recibir material de primera calidad para el personal.

La última compra fue por un valor de dieciséis millones de dólares y consistió en miles de uniformes completos producidos en el gigante asiático pero con  estándares estadounidenses de calidad. Estos elementos textiles han satisfecho las necesidades de los soldados y personal de las fuerzas, pero ya quedan unos pocos miles de reserva y es necesario programar la adquisición de nuevos elementos. (Luis Piñeiro / Fotos FAA)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.