Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La Fuerza Aérea checa recuerda a un héroe de guerra con un L-159 pintado como un Spitfire

La tradición de algunas fuerzas aéreas de la OTAN de pintar de manera especial sus aeronaves se ha extendido también a la de Chequia, tras ingresar en la organización en 1999. Acaba de pintar uno de sus aviones de combate  L-159A simulando ser el Supermarine Spitfire V que utilizó el as checo de la Segunda Guerra Mundial (SGM) František Peřina.

El pasado mes de mayo se presentaba así en la base aérea de  Čáslav uno de los reactores subsónicos de entrenamiento avanzado y ataque ligero Aereo Vodochody  L-159A Alca pintado con un esquema que recuerda la figura histórica de uno de los principales ases checos durante la SGM, el lieutenant (teniente) František Peřina.

En avión de combate checo ha sido pintado con los colores y las insignias de la Royal Air Force (RAF) que utilizaban el caza Supermarine Spitfire V, matriculado AD572, que pilotó Peřina  entre 1941 y 1942, mientras formó parte del cuadro de pilotos del No. 312 (Czechoslovak) Squadron RAF. Esta activa unidad de la RAF estaba principalmente formada por refugiados checos (pilotos y mecánicos) huídos tras la invasión de su país por parte de las fuerzas de la Alemania de Hitler en 1938.

La historia del aviador checo es más que novelesca, tras escapar de los nazis en 1939, logró llegar a Francia, donde luchó en las filas del Armée de l´Air a los mandos de un caza de fabricación norteamericana, Curtiss Hawk 75A-1, participando en decenas de combates y derribando 11 aviones de la Luftwaffe (de ellos 9 compartidos). Tras ser herido y la ocupación francesa, se trasladó a Reino Unido, donde se incorporó al citado Squadron de la RAF, volviendo al combate contra los alemanes a  los mandos del Spitfire, ahora recordado por el L-159A checo, derribó el 3 de junio de 1942 un caza FW-190 más otro probable.

Tras el final de las SGM, se volvió incorporar a la Fuerza Aérea de Checoslovaquia, hasta que, tras el golpe de Estado de los comunistas, fue depurado y expulsado del cuerpo por el mero hecho de haber combatida con la RAF. Finalmente, en 1949 logró volver a escapar a Occidente a bordo de una avioneta, evitando ser encarcelado o asesinado por el Régimen comunista impuesto por Stalin en Checoslovaquia, suerte que corrieron muchos de sus compañeros. Tras décadas de exilio en Reino Unido, Canadá y Estados Unidos, donde trabajo siempre en el campo aeronáutico, volvió ya en 1993 a Chequia, tras la caída del gobierno totalitario. El laureado piloto falleció en 2006 en Praga, cuando tenía 95 años,  tras haber sido nombrado “honoríficamente” general de la Fuerza Aérea de Chequia.

Volviendo al L-159A se ha pintado sobre la parte superior e inferior del fuselaje y las alas, la silueta del Spitfire, además de los colores, la matriculación e insignias del aparato en concreto que pilotó el entonces  lieutenant de la RAF František Peřina. Destacaba en las estándares marcas británicas, que en el fuselaje  bajo el cockpit lleva pintada con los colores tradicionales (rojo, blanco y azul) una pequeña insignia de la entonces Fuerza Aérea de Checoslovaquia, que heredo la aviación militar checa, y que aplica actualmente en sus aeronaves en una versión en baja visibilidad, que podemos ver en la cola y las alas del L-159 Alca. (Julio Maíz Sanz)

Fotografías: 

·Formación entre uno de los Spitfire preservados y el L-159A, donde se aprecia el excelente trabajo de decoración realizado en el reactor. Foto: Fuerza Aérea de Chequia.

·El L-159A  que recuerda el Spitfire V de František Peřina. Foto: Fuerza Aérea de Chequia.

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.