Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Alemania formará una fuerza conjunta de Super Hercules con Francia

Alemania y Francia han acordado la formación de una fuerza conjunta de aviones de transporte  Lockheed Martin KC-130J Super Hercules con la que sustituirán parte de las capacidades que les dan actualmente los veteranos Transall C-160, cuyo ciclo de vida finaliza en 2021. En la cumbre de ministros de Defensa de la OTAN, que ha tenido lugar la pasada semana en Bruselas, se hicieron interesantes anuncios en inversiones en el sector ante la esperada presión de Jim Mattis, el nuevo secretario de Defensa de Estados Unidos, que ha dejado claro que Washington no puede seguir aportando el grueso del gastos de la Alianza.

En ese marco, la ministra de Defensa alemana, Ursula von der Leyen, y su homólogo francés, Jean Yves Le Drian, han acordado poner en marcha un escuadrón conjunto formado por aviones de transporte/ataque Lockheed Martin C-130J Super Hercules. Francia aportaría ocho aparatos y Alemania entre cuatro y seis, según consta en la carta de intenciones firmada por ambos políticos coincidiendo con la reunión de la OTAN.  El acuerdo se venía explorando entre las dos naciones desde octubre de 2016, cuando Alemania anunció que estudiaría seguir los pasos de París y adquirir los Super Hercules.

El más avanzado programa francés  habría determinado el anunció de que la instalación de referencia para la flota conjunta sea la instalación del Armée de l´Air de Évreux-Fauville.  En esta base del norte de Francia, donde se contempla que estará el centro de entrenamiento conjunto y otros organismos conjuntos de la futura fuerza franco-alemana, debería ponerse en marcha el programa en el año 2021.

Respecto al número de aparatos, París debería solicitar a la agencia estadounidense DSCA (Defense Security Cooperation Agency) la adquisición de otros cuatro, que se sumarian a los cuatro ya autorizados. Adicionalmente se espera que el Parlamento alemán se pronuncie sobre el proyecto en el primer trimestre de 2019, y realice los trámites ante la DSCA para poder comprar entre cuatro y seis unidades, que podrían incorporar también la capacidad de ataque Harvest HAWK (Hercules Airborne Weapons Kit), que posibilita, entre otro armamento, el lanzamiento de misiles Raytheon AGM-176 Griffin, que tendrán los franceses.

El acuerdo permite sustituir y aumentar las capacidades de la actual flota de Transall C-160D, otro programa conjunto de Alemania y Francia, en el campo del transporte táctico y apoyo a las operaciones especiales. Adicionalmente, la puesta en marcha de la flota conjunta contribuirá a reforzar las capacidades de defensa a través del aumento de los presupuestos en la materia, que deberían de llegar al 2% del PIB, y que actualmente Francia limita al 1,78% y Alemania al 1,19%. (Julio Maíz Sanz)

Foto: Super Hercules de los Marines con el sistema Harvest HAWK. foto US Navy.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.