Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Entrevista al Almirante Alvaro Echandia Duran, Comandante de la Armada colombiana

En un país con dos océanos de la importancia del Atlántico y el Pacífico, como es el caso de Colombia, cuatro fragatas ligeras  como unidades de superficie principales no son pocas para el tamaño de la responsabilidad?

Un millón de kilómetros cuadrados de jurisdicción marítima y  15.000 kilómetros de ríos navegables que constituyen la responsabilidad constitucional de la Armada Nacional, impondrían a cualquier marina de guerra del  mundo altos estándares de ritmo operacional. Sin embargo, en el escenario específico colombiano, en el que se materializan todo tipo de amenazas asimétricas, desde el tráfico de drogas ilegales pasando por el comercio de armas,  hasta la explotación indebida de los recursos naturales, el tema no se limita únicamente a la cantidad de medios con que se cuenta para mantener una cobertura adecuada, sino a la forma en que son empleados. Allí radica la fortaleza de la Armada Nacional de Colombia: la imaginación e iniciativa con que utiliza los limitados medios con los que cuenta para hacer frente a un entorno tan adverso como el que le ha correspondido.
Si bien es cierto, la Armada Nacional está empeñada en completar la cantidad de buques que requiere para generar una presencia sostenible, el ejercicio de control de mar, de la forma en que lo entienden los hombres y mujeres de la marina colombiana, es una justa proporción de capacidades e inventiva para disuadir efectivamente a todos los que pretendan atentar contra los intereses nacionales de Colombia en sus mares.

Cómo va el proceso de modernización de las FS 1500 y los submarinos oceánicos U209/1200 en COTECMAR?
El proyecto de modernización de las fragatas y submarinos ha sido un ejercicio muy enriquecedor para la Armada Nacional. A pesar de los escollos propios de una tarea de tales magnitudes, hoy podemos decir que no solo hemos cumplido con los alcances previstos sino que además, hemos crecido enormemente en el aprendizaje y la gestión de proyectos estratégicos. Tal convicción, de la mano con los resultados fehacientes, estimula las voluntades para seguir empeñándonos en este tipo de labores de largo alcance, vitales para el desarrollo y la prosperidad de la nación colombiana.

A la fecha, la unidad más grande construida en Colombia es la Fassmer 80 OPV ARC “20 de Julio”¿Cuál es la mejor ganancia de esta experiencia para la industria naval?
La OPV-80 constituye un hito en la historia reciente, no solo de la Armada Nacional, sino de la Industria Naval colombiana. El buque en sí mismo, es el mejor representante del nivel tecnológico que hemos apropiado. La presencia de su pabellón en nuestra Zona Económica Exclusiva, exhibe al mundo entero la clase mundial de la Institución a la que pertenece.  Son muchas las ganancias obtenidas con este proyecto, pero si fuera necesario resaltar solo una, esa sería el mensaje –ratificado con hechos- de que estamos listos para proyectos de mayor envergadura.

¿Qué nos puede decir del proyecto PES?
La proyección de la Armada Nacional (2011-2030) contempla iniciar el reemplazo secuencial de las unidades capitales de superficie a partir del año 2025. Para alcanzar tal propósito, se ha contemplado iniciar la construcción de la primera Plataforma Estratégica de Superficie en el año 2019. Sin embargo, desde hoy hay miembros de la Institución trabajando en este proyecto, dimensionando los alcances de una unidad de guerra de estas connotaciones y ajustándola a los escenarios probables que nuestra nación enfrentará en la tercera década de este siglo.


Felipe Ríos / Corresponsal en Colombia


Nota: agradecimiento a la Oficina de Proyectos Especiales de la Armada Nacional.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.