Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Más pistolas semiautomáticas para la Guardia Civil

La Jefatura de Asuntos Económicos de la Guardia Civil ha puesto en marcha una licitación para adquirir pistolas semiautomáticas de 9 mm. Parabellum, de dotación en diversas unidades. El expediente es abierto de tramitación ordinaria y con un plazo de ejecución de dos años y un importe total de 249.816,60 euros incluyendo impuestos. En total se adquirirán 558 pistolas, concretamente 223 en 2107 y 335 en 2018 con un importe unitario máximo de 370 euros sin contar impuestos.

Entre las características del arma están que debe ser semiautomática con mecanismo de disparo por retroceso corto del cañón con mecanismo modificado de acerrojamiento tipo Browning, cajón forjado en frío con perfil poligonal, calibre 9 mm. Parabellum NATO (incluyendo las incluidas en la norma STANAG 4090 y las de dotación en la Benemérita, incluyendo municiones semiblindadas de punta plana), mecanismo de disparo de doble y simple acción, que tenga el martillo percutor a la vista, que cuente con seguro manual, palanca lateral de cierre de la recámara. Debe poder desarmarse en lo básico sin herramientas, tendrá una capacidad de cargador de 13 cartuchos y una palanca de desamartillado en el lateral. Obviamente debe poder ser manejada por tiradores diestros y zurdos.

Tendrá un peso sin cargador inferior a 650 gramos y cada pistola irá acompañada de un cargador de 13 cartuchos, un estuche de limpieza y un manual de empleo. Cada modelo presentado deberá cumplir las pruebas de sobrepresión establecidas en el Banco Oficial de Pruebas del país fabricante, que deberá ser reconocido por el Banco Oficial de pruebas de Eibar.

Entre algunas de las pistolas que están en servicio actualmente en la Guardia civil están la Beretta 92 FS, en los Grupos de Seguridad, Agrupación de Tráfico, SEPRONA, Servicio Fiscal o el Servicio Marítimo de la Guardia Civil o la HK USP “Compact” en la policía Judicial o el Servicio de Información, esta última más compacta y fácil de usar para los agentes que trabajan de paisano.

Se menciona el hecho de que la pistola habrá de ser  “de dotación” . La Bereta 92  tiene un cargador de 15 cartuchos, al igual que la  HK USP “Compact” . Ambas armas sí cumplen con las características de mecanismo de disparo por retroceso corto del cañón, emplean el mecanismo de disparo de doble y simple acción (a diferencia de opciones como la “Safe Action” de las Glock), son ambidiestras, disponen de martillo a la vista, así como seguro manual.

Se da la circunstancia de que las últimas versiones de la Beretta 92, como la 92A1, incluyen en su armazón un carril inferior del tipo Picatiny para la instalación de elementos de puntería, aspecto mencionado en el PPT. Por su parte el arma alemana incluye un cañón de ánima poligonal forjado en frío y carril integrado bajo el armazón, además de palanca de seguro y desamartillado, además el peso de la USP “Compact” sin cargador es de 645 gramos o la longitud inferior a los citados 175 mm (173) por lo que parece que se trataría del arma de Heckler & Koch. (José Mª Navarro García)

Fotografía: La HK USP Compact (HK)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.