Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La crisis de los refugiados obliga a Europa a replantear su papel en Siria

(defensa.com) La Unión Europea está ultimando los planes para iniciar la segunda fase de las operaciones militares en el Mediterráneo contra las redes de tráfico de personas que traen a Europa a una parte de los refugiados de origen sirio. La primera fase, que se centró en la adquisición de inteligencia, finalizará en septiembre, por ello se está planificando una segunda que contempla un papel más activo, lo que implica la realización de acciones de intercepción, captura e incluso destrucción de los buques empleados por las mafias para llegar a las costas europeas.

Así lo ha anunciado recientemente la Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y de Política de Seguridad, la italiana Federica Mogherini, tras la última reunión de ministros de Defensa europeos. Existe ya consenso acerca del inicio de esta segunda fase, por lo que se espera en breve que se tome una decisión formal al respecto que requerirá más medios y más buques.

La misión naval EUNAVFOR MED comenzó el pasado 22 de junio en respuesta al incremento de refugiados y solicitantes de asilo que están llegando principalmente de Siria, Libia e Irak, cuyos detalles publicamos en mayo. La misión tiene tres fases siendo la primera la que está en curso, para la identificación de las redes de tráfico de personas, la obtención de  información y la realización de patrullas las aguas internacionales del Mediterráneo. La segunda fase contempla la participación de los medios militares navales para buscar, desviar o requisar los barcos que se encuentren en alta mar que sean sospechosos de ser empleados para este tráfico ilegal. Se espera que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas emita una resolución que permita a la misión operar en aguas territoriales de Libia, principal origen del tráfico actual.

La tercera y última fase contempla el empleo de los medios necesarios para “inhabilitar” los barcos. En este sentido se ha procurado modular el lenguaje al referirse a la posible destrucción de estos objetivos, ya que se encontrarían en territorio de un tercer país, como es el caso de Libia. Se ha apuntado que se emplearán medios aéreos y navales para destruir estas embarcaciones o neutralizarlas, pero no se desplegarán tropas en tierra, ni siquiera unidades de fuerzas especiales.

Actuar sobre Siria

En la misma línea se pronunció el lunes el presidente francés, Francois Hollande, que anunció el inicio de una campaña de vuelos de reconocimiento sobre Siria para determinar objetivos de Estado Islámico/Daesh a atacar con posterioridad. Hollande reconoció que el objetivo es conocer e impedir los planes en curso contra Francia y evitar los ataques contra la población siria. Mientras tanto no se deja de intentar solucionar el problema sirio a través de la diplomacia, admitiendo que la solución probablemente reservará un papel al actual presidente Bashar al-Assad, al que Hollande se refirió como “esencial”. De esta manera Francia amplía su participación en Oriente Medio después de iniciar sus operaciones contra el Estado Islámico en Irak. Sin embargo la campaña de bombardeos iniciada por la coalición internacional está generando escasos resultados a tenor de la actividad del Estado Islámico y el incremento del flujo de refugiados hacia Europa.

El primer ministro británico, David Cameron, reconoció que el gobierno ha realizado acciones de bombardeo en agosto contra objetivos puntuales del Estado Islámico en Siria, a través de vehículos aéreos no tripulados y acabando con la vida de dos terroristas de origen británico en una acción valorada por Cameron como de “autodefensa” y que abre las puertas a una posible aprobación de acciones militares por parte del Reino Unido dentro de la coalición internacional, decisión que requiere la aprobación del parlamento.

Mientras tanto otros actores internacionales cobran protagonismo en la crisis Siria, empezando por Rusia, que mantiene su apoyo al presidente sirio, Estados Unidos, o Irán, países que a través de su apoyo, bien a los insurgentes anti-gubernamentales o bien al régimen, alargan el conflicto del que escapan la mayoría de refugiados que estos días entran en Europa. (José M. Navarro García)

Fotografías:
·Reunión entre Francois Hollande y David Cameron del año pasado (Huffington post)
·Federica Mogherini.


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.