Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La ausencia de Perú en FAMEX impactará en proyectos de la Fuerza Aérea Mexicana

Aunque de manera oficial la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) no ha reconocido la cancelación de la participación de la delegación de la Fuerza Aérea del Perú (FAP) en la Feria Aeroespacial México 2019 (FAMEX 2019), es un hecho que la delegación de ese país no asistirá al encuentro aeronáutico que se celebrará en la Base Aérea Militar Número 1 (BAM-1) de Santa Lucía, en el Estado de México.

defensa.com publicó en exclusiva la cancelación de la presencia peruana en la FAMEX 2019, en donde la delegación de la FAP participaría mostrando tres aparatos: dos entrenadores básicos Kai KT-1 Woongbi y un C-27J Spartan. Esta cancelación podría afectar proyectos de intercambio tecnológico y cooperación entre la FAP y la FAM, que está interesada en el desarrollo de un avión turbohélice basado en el Kai KT-1 Woongbi, el entrenador básico de fabricación coreana usado por la aviación militar peruana.

De hecho, la FAM había proyectado la visita de una delegación de técnicos al Perú, entre octubre y noviembre de 2018 para un acercamiento con sus contrapartes a fin de conocer todos los detalles posibles acerca del Kai KT-1. El objetivo de la delegación mexicana era el de reactivar el Proyecto Azteca anunciado en 2015 por el entonces secretario de la Defensa Nacional (Sedena), el general Salvador Cienfuegos, quien aseguró, durante la ceremonia del centenario de la creación de la FAM, que antes de que concluyera el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto se contaría con un prototipo de avión entrenador para los cadetes del Colegio del Aire.

El general Cienfuegos aseguró incluso que el primer aparato haría su debut volando sobre la capital del país como parte del desfile militar del 16 de septiembre, con el que se conmemora el inicio de la guerra de independencia de México. Al mismo tiempo y en el final del sexenio, la FAM debería entregar cuatro prototipos más que serían fabricados por la Industria Militar. Nada de esto sucedió y al final del sexenio ninguno de los informes de la Sedena (libros blancos o avances) o de la FAM hicieron referencia alguna al Proyecto Azteca y las razones de su fracaso.

En 2015, para sacar adelante el proyecto que hubiera sido la joya de la administración militar que acababa de celebrar el centenario de la creación de la Industria Militar, el general Cienfuegos creó la Subdirección General de Industria Aeronáutica Militar, instancia que encabezó el general de Grupo Abundio Rodríguez Ocampo.  Con esta decisión el alto mando le quitó a la FAM toda iniciativa y control sobre el Proyecto Azteca, esto a pesar de que la Fuerza Aérea cuenta con un grupo especializado en desarrollo tecnológico, capaz de llevar adelante proyectos semejantes y más complejos que el de la construcción de una aeronave de entrenamiento.

La ausencia de la delegación de la FAP en la FAMEX 2019 obedece al alto coste de desplazar a todo el equipo participante, que incluía a miembros del Servicio de Electrónica (SELEC) y del Servicio de Mantenimiento (SEMAN), cuyas capacidades iban a ser compartidas con sus pares de la FAM.

La FAP firmó en 2012 un contrato de cooperación con Corea del Sur para armar en sus talleres militares la versión KT-1P del entrenador ligero Woongbi, del cual existen otras seis versiones operativas en Indonesia (KT-1B), Turquía (KT-1T) y la propia Corea. Los Kai KT-1 Woongbi comenzaron a producirse en el Perú en 2014. El lote acordado fue de 20 aparatos, en un contrato por 208 millones de dólares.

El KT-1 fue diseñado y fabricado por la empresa Korean Aerospace Industries para la fuerzas aérea de su país con el fin de cubrir las necesidades de contar con un turbohélice ligero para entrenamiento primario e intermedio de sus pilotos.  De ahí la importancia de los acercamientos entre la FAM y otras fuerzas aéreas de la región para seguir adelante con el proyecto de construir un avión entrenador turbohélice necesario para los futuros pilotos de la Fuerza Aérea Mexicana. (Jorge Alejandro Medellín. Corresponsal de Grupo Edefa en México)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.