Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Chile mantiene la capacidad de financiar a las Fuerzas Armadas mediante la Ley Reservada del Cobre

La Corporación del Cobre (CODELCO), empresa estatal chilena que explota los yacimientos cupríferos de propiedad del fisco de Chile, hizo público sus resultados del año 2016. Los excedentes alcanzaron 500 millones de dólares, pero los montos derivados de la Ley del Cobre corresponden a 866 millones, esto debido a que los recursos de la Ley del Cobre se derivan de las ventas de CODELCO, tanto de cobre como de otros minerales. Esta cifra es comparable a los 865 logrados durante el año 2015. Los aportes efectivos efectuados al Estado durante 2016 totalizaron 942 millones, de los cuales 917 millones corresponden a la Ley N°13.196 o Ley del Cobre.

Con esta información se completa otro año más sin grandes novedades respecto al mecanismo de financiamiento de las Fuerzas Armadas de Chile. No hay nuevas iniciativas desde el gobierno y las anunciadas para el segundo semestre del año 2016 no se materializaron. El país entra ahora en un período de elecciones en que se elige un nuevo presidente, se renueva la totalidad de la cámara de diputados y la mitad del senado, sin mencionar el aumento de legisladores. Por el momento no parece que una modificación a la Ley del Cobre sea un tema central de estas elecciones. Sin embargo se puede decir que hay una modificación “de facto”. En los últimos años han sido aprobadas, con votos de todo el espectro político, leyes mediante las cuales parte de los fondos generados por la ley del Cobre han sido destinados a mitigar los daños producidos por desastres naturales y a capitalizar a la misma CODELCO. No se puede descartar que estas iniciativas sean seguidas por otras en el futuro, proveyendo recursos para lo que el estado estime más conveniente.

Respecto a los proyectos de índole militar más inmediatos que se espera materializar podemos mencionar la modernización de los tanques Leopard; la decisión respecto al reemplazo del satélite FASAT Charlie, que ya completó su vida útil; la compra de aviones y helicópteros para apoyar las operaciones de la Fuerza Aérea en la antártica; una segunda fase en la defensa antiaérea de las unidades de la Escuadra y la ya anunciada y financiada construcción del nuevo rompehielos.  (Roberto Sandoval Santana, corresponsal de Grupo Edefa en Chile)

Fotografía: Vista panorámica del yacimiento Chuquicamata, considerado el más grande a cielo abierto del mundo (Foto CODELCO)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.