Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Honduras potencia sus cuerpos y fuerzas de seguridad con ayuda de EEUU

(defensa.com) Las Fuerzas Especiales de EEUU ayudarán en el entrenamiento de una compañía de TIGRES en Honduras: la Tropa de Inteligencia y Grupo de Respuesta Especial de Seguridad (TIGRES), que junto con la Policía Militar del Orden Público (PMOP), y bajo la coordinación del Consejo de Defensa y Seguridad Nacional, se ha conformado para fortalecer a la Policía Nacional (PNH).

A principios de abril precisamente, el Presidente, Juan Orlando Hernández, y la embajadora de EEUU en Honduras, Lisa Kubiske,  asistían a la demostración y graduación del primer grupo de los tres a ser entrenados.  

Esta primera compañía de TIGRES, conformada por 105 alumnos, fue entrenada por nueve instructores del 7º Grupo de Fuerzas Especiales del Ejército de los Estados Unidos y diez instructores JUNGLA de la Policía Nacional de Colombia en Lepaterique, por un período de 12 semanas.  La embajada de EEUU en Tegucigalpa especificaba que la unidad fue instruida en técnicas de supervivencia y operaciones en zonas rurales y urbanas,  lo que ha incluido patrullaje, navegación por tierra, primeros auxilios, operaciones aéreas, habilidades en puntería, planificación de operaciones, combate cuerpo a cuerpo, derechos humanos, manejo de evidencias, entrenamiento de supervivencia y montañismo.

Hasta principios de abril, EEUU había donado un millón de dólares en asistencia al programa TIGRES.  Las autoridades de seguridad publica recibirían también una visita oficial por elementos de la Escuela de Carabineros de Chile.  Se trataría de tres agentes del Grupo Especializado, que elaboraban un diagnóstico sobre la Policía Nacional  para determinar el respaldo necesario a dársele a Honduras por parte de Chile, junto a Colombia y EEUU.  

En esos días se buscaba formar la Policía de Carabineros de Honduras, adscrita a la Secretaría de Seguridad, lo que más o menos se ha hecho con la PMOP.  Precisamente a principios del 2014 se enviaban otros mil soldados al Centro de Adiestramiento Militar Especial (CAME) para recibir el curso correspondiente para formar pelotones adicionales de la Policía Militar del Orden Público (PMOP).  Se trata del segundo grupo para completar los 2.000 efectivos de dicha entidad prometidos en el 2013.  

Se prevé que a finales del 2014 la PMOP cuente con 5.000 agentes.  La estructura de dicho Cuerpo de policía militar se conforma de batallones de Policía Militar, con cada batallón de PM constituido por un comando, dos compañías de PM, una compañía de operación especial y una compañía de apoyo de servicio a la misma.  Esto equivale a que cada batallón este conformado por 36 oficiales, 46 suboficiales, 398 policías militares y una unidad de 12 caninos entrenados en Colombia; cada comando suma nueve oficiales, y las compañías de choque tienen el acompañamiento de jueces especiales y fiscales, así como elementos a cargo de investigación, inteligencia, análisis y contrainteligencia.  Eventualmente el cuerpo de PMOP sumara eventualmente los 10 batallones.


PNH
A partir del 2014, la Secretaría de Seguridad quedaría operando con cuatro nuevas direcciones policiales, pasando a ser nueve de ellas a nivel nacional y bajo el nuevo jefe policial, Ramón Sabillón.  Estas serian las direcciones generales de Administración General, la que se encargará de centralizar la gestión de recursos; La de Unidades Especiales coordinará la Policía Tigres y el Comando de Operaciones Especiales.  Las operaciones de vigilancia en las denominadas “ciudades inteligentes” estará a cargo de la  Dirección Nacional de Control de Operaciones Especiales.  La Estratégica, antes Directorio Estratégico, absorbe el Centro de Operaciones y Estrategia Policial, y pasa a ser el brazo asesor de la Dirección General de la Policía Nacional.  Se retienen las direcciones nacionales  de la Policía Preventiva, la de Investigación Criminal, la de Servicios Especiales de Investigación, la de Tránsito y la de Educación Policial.   La Dirección Nacional de Centros Penales, a cargo de las cárceles, pasó a manos de la Secretaría del Interior y Población.

Con ello desparecen las cinco jefaturas regionales, y las jefaturas departamentales (que pasan a ser UDP - Unidades Departamentales Policiales) quedan directamente bajo el nuevo Directorio Estratégico.  Las UDP suman los departamentos: Islas de la Bahía, Gracias a Dios, Atlántida, Cortés, Yoro, Santa Bárbara, Lempira, Copán, Ocotepeque, Comayagua, La Paz, La Esperanza, Olancho, El Paraíso, Valle y Choluteca.  

Las cuatro jefaturas de las Unidades Metropolitanas de Prevención e Intervención Contra el Crimen (UMEP) del Distrito Central y las cuatro de San Pedro Sula quedaban descontinuadas.  Así las UMEO asumían su papel de funcionar de forma independiente, pero solo bajo el mando y coordinación de la DGPN.  También se asignaron subcomisionados al frente de las Unidades Departamentales de Islas de la Bahía, Ocopetepe, La Paz y Olancho, en donde remplazaron oficiales de menor rango (comisarios), y se hicieron cambios en las jefaturas departamentales de Tránsito de Choluteca, Comayagua y Choluteca, así como en algunas Unidades Metropolitanas.

Se planifica también la creación de otras tres direcciones nacionales:  la de Bienestar, la de Relaciones Internacionales y la de Relaciones Públicas, en manos de una nueva cúpula de autoridades, empezando por el ministro de Seguridad, Arturo Corrales, el mencionado director de la Policía Nacional, Ramón Sabillón, y el fiscal general Óscar Chinchilla. (JMAH)

Fotografías:
1. Policía TIGRE en entrenamiento por elementos del 7o Grupo de Fuerzas Especiales de los EEUU (Foto - U.S. Army - Steven K. Young)
2. MD500D de la FAH ahora asignado a la Policía Militar


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.