Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian


El U.S. Army pone en marcha su futuro misil superficie-superficie de largo alcance

El Ejército de Tierra estadounidense ha adjudicado a la empresa Lockheed Martin el desarrollo de la fase inicial del nuevo sistema de armas superficie-superficie de largo alcance o Long-Range Precision Fires (LRPF). Lockheed Martin fabricará prototipos con los que realizarán test de vuelo para desarrollar el que será el sustituto del misil táctico de largo alcance ATACMS (Army Tactical Missile System) que data de los ochenta. Junto a Lockheed Martin compitió Raytheon, pero ha sido elegida la propuesta de la primera, que diseñó y fabrica la versión actual ATACMS.

El nuevo arma de largo alcance deberá ser compatible con los dos lanzadores que emplea el U.S. Army, el M270A1 Multiple Launch Rocket System (MLRS) y el M142 High Mobility Artillery Rocket System (HIMARS). Mientras que el primero, propulsado por cadenas, puede transportar dos pods de armas denominados Launch Pod Missile Container o LPMC (que a su vez pueden albergar seis cohetes o un misil ATACMS), el segundo, basado en un camión todo terreno blindado de mayor movilidad estratégica, sólo puede emplear un pod.

El Army quiere duplicar el poder de fuego de cada lanzador móvil, por ello uno de los requerimientos del nuevo arma es aumentar sus prestaciones pero a su vez permitir que un solo pod pueda albergar dos misiles LRPF. De esa manera un MLRS podría lanzar cuatro misiles y un camión HIMARS dos. El LRPF surge para ofrecer al U.S. Army un sistema de armas capaz de proyectar diferentes tipos de municiones a distancias que podrían llegar a los 499 km. (limitado por el Tratado de Fuerzas Nucleares de Medio Alcance) en cualquier hora y condición atmosférica, liberando de estas tareas de ataque de precisión a los aviones de combate si el entorno es peligroso en términos de defensa antiaérea.

El misil está diseñado para destruir objetivos de alto valor como puestos de mando y control, lanzadores de misiles o sistemas de defensa aérea situados muy lejos de la línea del frente.

Precisamente el Ejército de Tierra español está interesado hace años en adquirir el citado sistema HIMARS que más adelante podría incluso emplear misiles ATACMS para dotarse de un elemento de ataque a tierra de largo alcance, equivalente a los Taurus en el Ejército del Aire o los Tomahawk en la Armada. (José Mª Navarro García)

Fotografías:

·Un MRLS lanzando un ATACMS (Lockheed Martin)

·Las principales características del LRPF (US Army)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.