Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Reino Unido encarga el primer lote de producción de cazabombarderos F-35B “Lightning II”

(defensa.com) El Ministerio de Defensa del Reino Unido firmó el contrato para el primero lote de producción de 4 cazabombarderos Lightning II de despegue corto y aterrizaje vertical STOVL (Short Take-Off and Vertical Landing), que operará tanto desde portaaviones de la Royal Navy (comenzarán las pruebas en 2018 en el HMS Queen Elizabeth), como de bases terrestres de la RAF.

Forma parte de las inversiones en este programa en los próximos cinco años para dotarse inicialmente de 14 de estos aviones multirrol, así como poner en marcha los necesarios acuerdos de soporte e infraestructuras en la base de Marham de la Royal Air Force. Otros contratos cubrirán diferentes equipos, como los motores. Un equipo británico inició las pruebas de armas ASRAAM y Paveway IV en esa aeronave en las instalaciones de la US Navy de la Estación Aérea Naval de Patuxent River (Maryland).

Incorporarán las últimas tecnologías en futividad, vigilancia de inteligencia, adquisición de blancos y reconocimiento, o ISTAR (Intelligence Surveillance, Target Acquisition and Reconnaissance). Reino Unido tomó ya posesión de 3 F-35B, que están en la Base de la Fuerza Aérea de Eglin (Florida) y encargó 4 en septiembre de 2013, que se entregarán a principios de 2016 para ensayos y evaluación. El primer Escuadrón operacional de esa nación hará su transición a Marham en Norfolk en 2018, que será su base operativa principal. El acuerdo forma parte de un contrato mayor de la Joint Strike Fighter Program Office (JPO), basada en Washington DC, con Lockheed Martin, que proporcionará 43 aviones del programa a seis naciones. Subcontratistas principales en el Reino Unido son BAE Systems, Cobham, GE Aviation, Honeywell, Martin Baker, MBDA, Qinetiq, Rolls Royce, Selex Galileo y Ultra Electronics & EDM.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.