Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La hoja de ruta del futuro avión de combate europeo

Las ministras de defensa de Alemania y Francia acaban de anunciar cual serán los próximos pasos destinados a la creación del futuro avión de combate europeo o FCAS (Future Combat Air Systems), un ambicioso proyecto franco-alemán, al que el Gobierno de España tiene la intención de sumarse.

El FCAS  estaba ya en fase  de definición por parte de Airbus Defence and Space (DS) a petición del Gobierno de Berlín, con el que en principio pensaba sustituir a su flota de cazabombarderos Tornado, cuando el verano pasado se ampliaba el proyecto al más alto nivel político de la Unión Europea. Así, en el marco de una cumbre bilateral centrada en la seguridad y la defensa realizada en París, Macron y la canciller alemana Merkel anunciaban la puesta en marcha de un programa conjunto de un Rafale y Eurofighter.avión de combate europeo (FCAS) de 5ª generación con el que sustituir  a las respectivas flotas de

Tal y como estaba previsto, el pasado 5 de abril, tras una reunión en París de las  ministras de defensa de Francia y Alemania, Florence Parly y Ursula von der Leyen respectivamente, se anunciaba el calendario preliminar del FCAS, programa que no se debe confundir con el similar entre París y Londres para desarrollar un dron de combate o UCAV (Unmanned Combat Air Vehicle) a finales de la próxima década y que también denominan provisionalmente como FCAS.

En la reunión de París de la pasada semana, el futuro aparato de 5º generación europeo ha dado un paso fundamental con la firma de un documento que recoge los requerimientos conjuntos de necesidades operativas o HLCORD (High-Level Command Operational Requirement Document), elaborado y aprobado previamente por los Estados Mayores de las Fuerzas Armadas de Francia y Alemania. Este informe de capacidades requeridas, que según los medios franceses apenas consta de una veintena de páginas, se firmará durante el salón aeronáutico ILA 2018, que se celebrará del 25 al 29 de abril en Berlín, y sellará el acuerdo político en torno a las necesidades comunes de la Luftwaffe alemana y el Armée de l´Air francés.

Los medios franceses apuntan a que el programa, al que definen como SCAF (Système de Combat Aérien Futur), podría dar paso a la puesta en marcha de RPAS (Remotely Piloted Aircraft Systems) de combate o vigilancia, sistemas aéreos opcionalmente pilotados, aviones cisterna o cualquier otro material, aunque la prioridad actual es preparar para el año 2040 la sucesión de los Rafale y Eurofighter.

Si todo sigue su curso, el próximo mes de junio se deberían de tener las primeras opciones industriales para lograr un contrato conjunto en el plazo de un año. De momento industrias alemanas y francesas están trabajando de forma independiente. Alemania ya firmó un primer contrato de estudio con Airbus DS, al que tiene intención de sumarse el Gobierno de España, como adelantó el SEDEF (Secretario de Estado de Defensa) Agustín Conde, durante el pasado Paris Air Show, de lo que ya informó defensa.com.

Por el lado francés, su DGA (Direction Générale de l’Armement) deberá llegar lo antes posible a un acuerdo con Dassault Aviation, que participaría en el diseño de la  aeronave, Thales, que se implicaría en los sistemas de última generación, y MBDA, que desarrollaría los sistemas de misiles y armamento inteligente de última generación para armar al futuro avión de combate europeo. (Julio Maíz Sanz)

Fotografías:

·Representación digital de cómo sería el FCAS. Foto: Airbus DS.

·Las ministras de defensa de Alemania (izquierda) y Francia. Foto: Ministerio de los Ejércitos de Francia.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.