Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El X-47B se convierte en el primer UAV en completar con éxito un aterrizaje sin control remoto en un portaaviones de la Armada de EEUU

(defensa.com) El “X-47B” logró aterrizar sobre el USS George H. W. Bush, ubicado frente a las costas de Virginia, mediante algoritmos matemáticos, sin recurrir al pilotaje por el ser humano desde la distancia. El hecho marca un hito en la tripulación automática de estos sistemas. El prototipo, desarrollado por la compañía norteamericana Northrop Grumman, despegó desde la base naval de Patuxent ,en Maryland, para realizar un trayecto de vuelo de unos 170 kilómetros hasta aterrizar en el buque norteamericano, frenando en tres cables con el gancho de cola. El tiempo de vuelo, protegido en todo momento por dos cazas "F-18" hasta tomar en la cubierta del buque, fue de unos 35 minutos. El  UAV fue lanzado después desde el mismo buque para realizar otro aterrizaje con frenada. Según explicó a través de la web de la US Navy Jaime Engdahl (jefe del programa de sistemas no tripulados de combate aéreo en la Armada) “llevamos más de medio siglo usando la tecnología de aterrizaje en portaaviones y la idea de que podemos ahora operar en el mismo entorno con un avión no tripulado de gran tamaño es fascinante”. Con una autonomía cercana a los 4.000 kilómetros, el “X-47B”  podría portar una carga de hasta 2.000 kg de armamento. Tiene unas dimensiones de 11,63 metros de largo por 3,1 metros de alto, y un ancho total, con las alas desplegadas, de 18,9 metros. Está propulsado por un motor a reacción turbofan Pratt & Whitney F100-220U.
El  “X47-B” está siendo utilizado para efectuar las pruebas del programa. Forma parte de un proyecto valorado en 1.400 millones de dólares, que alcanzaba con la operación de este miércoles un punto culminante en el periodo de ensayos y duros test en el mar al que ha sido sometido durante los últimos ocho meses. Según el almirante Mat Winter, encargado del programa de la Armada para armas de aviación y ataque no tripuladas, este test “ha permitido fusionar tecnologías de la industria y el Gobierno juntos, lo que permitirá a la Armada de EEUU perseguir nuevas capacidades de soporte para los aviones no tripulados”.
El pasado mes de mayo  EEUU consiguió hacer despegar este UAV de Northrop Grumman desde la cubierta de un buque, aunque sólo se logró que aterrizase en la misma pista de tierra desde la que esta semana se efectuó el despegue. En aquel momento ya se explicó que la fecha prevista para que por fin pudiese despegar y aterrizar desde un portaaviones sería en verano.
El X-47B realizó su primer vuelto el 4 de febrero de 2011. Los modelos utilizados para esta fase de pruebas quedarán expuestos de manera simbólica en el museo de Patuxent River y en la Estación Naval Aérea de Pensacola, en el estado de Florida.(Javier Martínez)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.