Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian


Airbus ya trabajaba desde 2011 en el problema del A400M aireado ahora por Alemania

En una Comisión de Defensa del Parlamento alemán del pasado viernes, el organismo de contratación del ministerio desveló que se habían detectado grietas en algunas piezas del fuselaje de un avión francés según un informe de dicho organismo del que se hizo eco Reuters. Según nos confirma el fabricante, Airbus DS, durante el habitual proceso de revisión de la calidad se detectó un fallo en una pieza metálica, concretamente una aleación de aluminio, fallo que no tiene impacto sobre la seguridad de vuelo, que no requiere de medidas inmediatas, solo revisiones y sustituciones de piezas, incluidas ya en la programación del calendario habitual del avión.

La sustitución de las piezas en toda la flota tardará siete meses y Alemania habría solicitado que se cambiaran esas piezas a los tres A400M que ya posee. Lo que sorprende es que Alemania haya decidido airear ahora este problema que fue detectado en 2011 y sobre el que el constructor ha estado trabajando con la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) y con los clientes, habiéndose diseñado soluciones que ya están siendo implementadas.

Según diarios alemanes, la actual ministra de Defensa alemana, Ursula von der Leyen, ha hecho de la defensa del dinero del contribuyente uno de sus estandartes en su lucha para relevar a la canciller Ángela Mérkel. Las críticas al programa A400M estarían en esta línea, igual que sucedió con los aireados fallos del fusil de asalto Heckler und Koch G-36 y con otros programas. (José Mª Navarro García)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.