Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Ministerio de Defensa español no tiene constancia de fallos en el fusil de asalto G-36 de Heckler & Koch como los que afectarían a las armas del Ejército Alemán

(defensa.com) El Ministerio de Defensa español ha confirmado a defensa.com que a fecha de hoy no se han detectado problemas en el fusil de asalto G-36 en servicio en las Fuerzas Armadas Españolas como los que estarían afectando a las armas en servicio en Alemania. Tras consultarles sobre la posibilidad de realizar algún tipo de evaluación para detectar problemas parecidos se informa de que no se ha puesto en marcha ninguna medida de este tipo, dado que este fusil de asalto no ha dado ningún tipo de problema. Además se nos recuerda que este arma ha sido empleada por las tropas españolas en sus misiones en el exterior sin problema, como en Líbano, Afganistán, Iraq o Mali.

defensa.com se puso en contacto con el Ministerio de Defensa para conocer el estado de los fusiles de asalto españoles después de que en Alemania haya surgido una polémica al respecto de la fiabilidad de estas armas, fabricadas por la empresa alemana Heckler & Koch. Según se conoció a través de los medios de comunicación alemanes, el Ministerio de Defensa alemán habría detectado fallos en los fusiles de asalto después de fuego intenso que afectarían a su precisión. Este lunes se publicaba en Alemania un informe oficial que confirmaba un problema de precisión tras una investigación realizada.

La Ministra de Defensa alemana, Ursula von der Leyen, llegó a anunciar este miércoles  que el fusil de asalto G-36 “no tiene futuro” en las Fuerzas Armadas alemanas. Informó además que estos problemas eran conocidos desde 2012 por el anterior Ministro de Defensa, Thomas de Mizière (actual ministro de Interior), problemas que el fabricante siempre ha negado. Según nos informan conocedores del caso en Alemania, el Ministerio de Defensa alemán estaría incluso valorando la posibilidad de adquirir otro sistema de armas para sus Fuerzas Armadas, teniendo constancia de que se habría estudiado el fusil de asalto SCAR del fabricante belga Fabrique Nationale d'Herstal (FNH).

Según expertos del sector, conocedores y usuarios del G-36, todas las armas automáticas, como el fusil de asalto G-36, pueden sufrir sobrecalentamiento cuando se disparan de manera continuada en condiciones extremas. Este sobrecalentamiento afecta a la fiabilidad, pero se trata de situaciones extremas que se suelen dar junto a otros factores como la limpieza del arma, condiciones ambientales extremas, armas muy usadas a las que no se les ha cambiado el cañón o partidas defectuosas de munición. Hasta la fecha no se habrían conocido fallos en estas armas en su empleo por las Fuerzas Armadas españolas, ni si quiera en el seno de los que probablemente son sus usuarios más activos, como el Mando de Operaciones Especiales (MOE) que estarían muy satisfechos con el arma. (J.N.G.)


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.