Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Hay que aprovechar la tecnología “en beneficio de España y los españoles” asegura el director del CNI

El teniente general Félix Sanz Roldan, secretario de Estado director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) exponía su visión de futuro sobre la seguridad en España  y la apuesta por las tecnologías avanzadas durante clausura de las Jornadas de Tecnologías para la Defensa y la Seguridad celebradas el 25 y 26 de octubre en Madrid y centradas en sistemas inteligentes. Ante los más de 200 altos mandos de las Fuerzas Armadas, Guardia Civil, Policía Nacional, directivos de compañías tecnológicas y académicos de universidades, el director del CNI ha afirmado que “nuestra obligación es que los ciudadanos se sientan seguros (…) Si un día fallamos en tener a nuestra población segura, la gente se volverá hacia nosotros y nos dirá: ¿por qué no lo habéis evitado?”

El máximo responsable del principal servicio de inteligencia español sentenció que hay que aprovechar la tecnología “en beneficio de España y los españoles” y sugirió a los presentes que cuando dispongan de un producto más o menos elaborado “es importante contribuir a refinarlo”. Puso de relieve en el foro organizado por la Fundación Círculo que el campo de batalla del futuro tendrá un tráfico de comunicaciones entre no humanos “superior al 90% del volumen total. Serán máquinas que se entenderán unas con otras… y la tendencia es que ese tráfico crezca  de manera exponencial”. “Y tengan en cuenta que muchas de las futuras tecnologías orientadas al campo militar vendrán de empresas que no se dedican a la defensa”.

Recalcó que en, la actualidad, estamos abocados “a tomar decisiones en muy corto espacio de tiempo, por lo que es crucial haber reflexionado todo los pasos previo a esa toma de decisiones” y subrayó que quienes asumen las decisiones “tienen que confiar en aquellos que les proporcionan los elementos de juicio, pero también es importante ─añadió─ que esas informaciones las proporcionen quienes se dedican a la seguridad e incluso la propia industria”.

Sanz Roldán recordó que, cuando se encontraba en la Escuela de Estado Mayor, su profesor de geoestrategia transmitía a sus alumnos que “el genio militar siempre ha sido el que supo utilizar en su beneficio los avances de la técnica”. En otras palabras, “el genio militar es el que ve la técnica, la compra y la utiliza en su beneficio”.

La Fundación Circulo ha organizado en Madrid las décimo séptimas Jornadas de Tecnologías para la Defensa y la Seguridad. Bajo el lema “Defensa y Seguridad inteligentes: tecnologías y sistemas para la transformación digital”, este foro reúne a cerca de 200 altos mandos de las Fuerzas Armadas españolas, Policía Nacional y Guardia Civil, así como a directivos del sector industrial español y académicos del ámbito universitario vinculados con la seguridad nacional, para compartir, reflexionar y debatir durante dos días sobre el concepto de Defensa Inteligente o Smart Defence.

La sesión inaugural ha tenido lugar el 25 de octubre y ha contado con la presencia del almirante general Jaime Muñoz Delgado, Jefe del Estado Mayor de la Armada, quien ha subrayado que “existen desarrollos para responder a los invisibles ciberataques, pero hay que responder antes de que se conviertan en realidad”.  La ponencia de apertura de las Jornadas ha corrido a cargo de Ignacio Cosidó, director general de la Policía, que ha puesto de manifiesto que “todas las organizaciones criminales utilizan herramientas tecnológicas en su actividad delictiva y pueden cometer delitos con los que ni siquiera habían soñado”.

Cosidó señaló que la solución al reto planteado es la puesta en marcha del concepto bautizado como Policía 3.0, una iniciativa que se apoya en cinco pilares: desarrollar la inteligencia, reforzar la investigación, proteger las fronteras, potenciar las técnicas de identidad y promover la cooperación ciudadana. La importancia clave de los sistemas de Mando, Control y Comunicaciones en los ejércitos de todo el mundo supone que la ciberdefensa se haya convertido en el eje central de las actuales y futuras operaciones militares. Es por ello que, en el panel dedicado a ciberespacio, el general Carlos Gómez López de Medina, jefe del Mando Conjunto de Ciberdefensa, haya puntualizado que las Fuerzas Armadas de los países occidentales “son ciberdependientes”, que las ciberamenazas “han venido para quedarse” y que cualquier sistema informático es “ciberatacable, pero también es ciberdefendible”.

La necesidad de preservar las propias capacidades CIS frente a ataques externos, dio pie a la intervención de Pilar Jiménez, directora de operaciones de DF Epicom ─empresa española dedicada a la protección de redes─, que estuvo centrada en dejar constancia de que cuando se diseña un sistema de cifrado “hay que conocer perfectamente la arquitectura en la que se va a implantar”. Jiménez puso de relieve que “si la red de sensores de una infraestructura crítica no está debidamente protegida, puede ser objeto de ciberataques o de suplantación de identidad, lo que supone colapsar el sistema y no poder neutralizar la agresión”.

En este orden de cosas, José Emilio Rico, director técnico de Epoche & Espri, un laboratorio de análisis que ofrece garantías sobre el nivel de confianza y las vulnerabilidades de un producto, afirmó que “todos los productos que conforman el llamado Internet de las cosas tienen un bajo nivel de seguridad”, por lo que insistió en la conveniencia de apoyarse en la inteligencia artificial. Jorge López, responsable de soluciones de negocio de la Unidad de ciberseguridad de Indra, aseguró que su compañía ha llevado a cabo una gran apuesta con Minsait, una iniciativa que pretende dar respuesta a los retos que la transformación digital plantea a empresas e instituciones. “Se trata de soluciones ─asegura López─ cuyos ejes son la anticipación, la conexión, el empoderamiento y la protección”.

Sin embargo, el gerente de Desarrollo de Negocio de Seguridad de Telefónica, Miguel Ángel Pérez, señaló que la posición de su compañía es “ir más allá de la protección, por lo que hemos lanzado el proyecto Luca, una cartera integral de servicios para solucionar todas las necesidades de Big Data de los clientes corporativos de nuestra compañía”.

El representante de British Telecom, David Fernández, director Comercial de Security Iberia, recalcó que su cometido principal es proteger a la comunidad BT y luego aplicar su know-how en aplicaciones para clientes, principalmente en administraciones publicas dentro y fuera de Gran Bretaña”.

Vicente Ortega, presidente de la Fundación Círculo, quiso dejar patente que “cuanta más inteligencia pongamos en los cacharros, más inteligencia necesitamos para utilizarlas correctamente” e insistió en que es necesario “aplicar nuevas tecnologías para maximizar el potencial de las Fuerzas Armadas y los cuerpos de seguridad”. Las sesiones de las 17 Jornadas de Tecnologías para la Defensa y la Seguridad se desarrollan en la sede de la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre (Madrid). (Texto y fotografía: Juan Pons)

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.