Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La Fuerza Aérea Colombiana pierde otro avión K-fir

(defensa.com) Según informa la propia Fuerza Aérea Colombiana (FAC),  el 31 de diciembre a las 09:35 horas, un avión tipo K-fir con matrícula FAC 3041 que cumplía una misión de entrenamiento, presentó una falla técnica en fase de aproximación a la pista del Comando Aéreo de Combate No. 1 ubicado en Puerto Salgar Cundinamarca, lo que obligó a la tripulación a efectuar los procedimientos establecidos en los manuales para su eyección.

Los grupos de búsqueda y rescate de la institución recuperaron al piloto, el cual se encuentra ileso. Al lugar de los hechos se desplazó una comisión inspectora de la Fuerza Aérea Colombiana, con el fin de adelantar las investigaciones correspondientes y determinar las causas del accidente.

El pasado mes de septiembre informábamos que la FAC está explorando las alternativas para adquirir un nuevo avión Kfir entrenador biplaza. El objeto de las pesquisas es reemplazar las pérdidas de Kfir TC-12, con este serían 4 los aparatos accidentados, que han tenido lugar en los últimos años en la FAC.

Debe recordarse que la Fuerza Aérea de este país cuenta en la actualidad con un solo entrenador, el FAC3007, que es precisamente reemplazo del FAC3004 y que los FAC 3003, 3005 y 3006 se perdieron también en accidentes aéreos.

El interés colombiano estaría orientando a la conversión de un Kfir monoplaza o a la compra de un biplaza de segunda mano y que se haya mantenido hasta el presente en reserva operativa, habiendo contactado para ello a la compañía Israel Aerospace Industries (IAI). Sin embargo, en este sentido los inconvenientes no son pocos, pues en la actualidad hay muy pocas unidades de Kfir biplazas en reserva a nivel mundial, uno de ellos en Sri Lanka y el otro en el Ecuador, desconociéndose el estado actual de esos aparatos y su disponibilidad para la venta.


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.