Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Estados Unidos acapara el 31 por ciento de las exportaciones mundiales de material militar en un ranking en el que España ocupa la séptima posición, justo por delante de Italia

(defensa.com) En el periodo comprendido entre 2010 y 14, España ocupa el séptimo lugar como país  exportador de material militar según el Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo (SIPRI), con unas ventas que suponen el 3% del total,  el mismo porcentaje que Italia, que ostenta la octava posición y justo por detrás del Reino Unido, en el sexto lugar. Alemania y Francia ocupan las posiciones cuarta y quinta, con el 5% cada una, y China, que registra un a un espectacular avance, se sitúa el tercero, acaparando también un 5 por ciento de las ventas totales del periodo. Estados Unidos, de nuevo, se alza con el liderazgo de este ranking, con un 31% del mercado, seguido no muy de lejos por Rusia, con el 27 por ciento y con en tres países como grandes clientes: India, que mantiene el liderazgo de las importaciones a nivel global, China y Argelia.

El gran monto  de las ventas españolas tiene su origen en las exportaciones de aviones de transporte y reabastecimiento en vuelo, buques y sistemas de radar, con Airbus DS, Navantia e Indra como referentes. Así, el SIPRI cita a Australia (que supone el 24% del total de las exportaciones españolas en el periodo), Noruega (10%) y Arabia Saudí (10%) como los principales países receptores.

Según los datos del informe  publicado el pasado mes de febrero sobre el sector de la Defensa en España por CCOO de Industria y  MCA-UGT, casi 800 empresas, en los ámbitos civil y militar (150), facturan más de 10.000 millones euros, lo que representa un 1% del PIB, aunque sólo el 0,5% es facturación específica de Defensa (5.650 millones de euros), dedicando un 40% a la exportación y un 67% de la facturación internacional, ámbito al que acceden solo el 21% de las empresas. Con una dedicación del 12% de su facturación a I+D+i y un empleo superior a las 60.000 personas, 20.000 en la industria militar.
El total del sector nacional factura menos que la cuarta empresa europea. Mientras que el 48% de las importaciones proceden de Francia, casi el 80% vinculado al sector aeronáutico. A pesar de que ninguna empresa está entre las 50 grandes compañías mundiales, ha contribuido de forma significativa al desarrollo de los campos de aeronáutica, naval y comunicaciones, siendo una de las pocas áreas de alta intensidad tecnológica con presencia internacional de la industria española, herederas directas de los programas de defensa.

Según los datos recogidos en este informe,  en el período 2004-2009 las ventas superaron el 130% de incremento acumulado, un 18% de media anual, sobre todo por el aumento del año 2006 (102%) y 2009 (44%), convirtiendo a España en el octavo suministrador mundial de los sistemas de armas (2,6% del mercado) relacionados con los buques de Navantia (66,5% del valor total de las exportaciones) y de los aviones de Airbus Military (30% de las ventas). De tal forma que en el período de crisis (2008-2013) las exportaciones se acercaron a incrementos acumulados del 320%, con periodo irregulares de años como el 2011 y 2013 que marcaron récords en materia de ventas de sistemas militares al exterior (116% y 100%, respectivamente, sobre los años anteriores) y años de resultados negativos (2010 y 2012).


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.